Quim

Quim


1 7Informeg
de Seguridad Ciudadanacxl




TRITO
TTTTTTTTTTTNO


rfiorme1 7
de seguridad
Cíudadama


2012 || II-




CRÉDITOS


I Créditos
Augusto Barrera G.
Alcalde del Distrito Metropolitano de Quito


Lourdes Rodríguez J.
Secretaria de Seguridad y Gobernabilidad


Guadalupe Estévez N.
Gerente EMSEGURIDAD-Q


Alejandro Vizuete Galeas
Director del Observatorio Metropolitano de Segu-
ridad Ciudadana (OMSC)


Gabriela Castro
Juan Martínez
Coordinadores del OMSC


Blanca Armijos, Cesar Campaña, Christian Gómez,
César Morillo, Andrés Villarreal, Soledad Cuases,
Felipe Jaramillo y Gabriela Andrade.
Equipo Técnico del OMSC


Diana Noboa, Miryam Vera, Edison Acero,
Daniel Luzuriaga, Sergio Martínez y
Miryan Balseca
Asistentes de Investigación y Administrativa del
OMSC


Gabriela Castro
Blanca Armijos
Coordinación Editorial del 17mo Informe


Dr. Dimitri Barreto
Dr. Lautaro Ojeda
Ing. Mat. Alejandro Vizuete
Dra. Nelly Jacome
Eco. Nelcy de la Carrera
Comité Editorial del 17mo Informe


Christian Gómez
Belén Velástegui
Fotografía del 17mo Informe


Fiscalía Distrital de Pichincha
Departamento Médico Legal de la
Policía Nacional
Dirección General de Operaciones
Dirección Nacional de Genero
Juntas de Protección de Niños,
Niñas y Adolescentes
Dirección Provincial de Salud de Pichincha
Hospital Eugenio Espejo
Hospital Enrique Garcés
Hospital Isidro Ayora
Hospital Carlos Andrade Marín
Instituciones fuente de información


Municipio del Distrito Metropolitano de Quito
Fiscalía General del Estado
Policía Nacional
Instituto Nacional de Estadísticas y Censos
ECU-911
Instituciones colaboradoras




I Tabla de Contenidos


Presentación O05
Introducción O06
información Geográfica Delictual O08


Capítulo 1. O09
Muertes por causas externas en el Distrito l\/letropolitano de Quito 2012. O11


1.1. Descripción General O15
1.2. Muertes por accidentes de tránsito O18
1.3. Homicidios O21
1.4. Suicidios O26
1.5. Muertes accidentales 029


Capítulo 2. O83
Denuncias de delitos contra el patrimonio en el Distrito Metropolitano de Quito 2012. O85


2.1. Personas O88
2.2. Domicilios O49
2.3. Empresas O54
2.4. Automotores O59
2.5. Estafas y abuso de confianza O67
2.6. Delito Informático O71


I Capítulo 3. O78
Violencia contra la mujer en el Distrito Metropolitano de Quito 2012. 075


3.1. Femicidios en el DMQ O78
3.2. Violencia intrafamiliar y de genero O83
3.3. Violencia sexual (Violaciones) O87


I Capítulo 4. O91
Denuncias de lesiones a personas en el Distrito Metropolitano de Quito 2012. O93


4.1. Lesiones a personas O96


I Capítulo 5. 101
Situación de seguridad en cada Administración Zonal. 104


5.1 . Calderón 112
5.2. Centro 120
5.3. Eloy Alfaro 128
5.4. La Delicia 186
5.5. Los Chillos 144
5.6. Norte 152
5.7. Quitumbe 160
5.8. Tumbaco 168
5.9. La Mariscal 176


I Capítulo 6. 183
La situación de violencia sexual contra mujeres y niñas en el espacio público del DMQ. 185
Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público 193
Detalle de Grupos Focales 202
Indice de Violencia contra mujeres y niñas, particularmente sexual en el espacio público
Glosario del estudio de “La situación de violencia sexual contra mujeres y niñas 203
en el espacio público del DIVIQ”


I Capítulo 7. 205
Glosario de terminos 206




Observatorio Metropolitano de Seguridad
Ciudadana
Dirección: Palacio Municipal, Venezuela entre
Chile y Espejo (Centro Histórico) 2do piso.
Teléfono: 3952300 Ext. 17421 - 17413
Web: http://omsc.quito.gob.ec
Correo electrónico: omscuio@gmail.com
Twitter: @OMSCQuito
Facebook: Observatorio Seguridad Quito




I Presentación


Las publicaciones del OMSC tradicionalmente se
han constituido en respuestas que los lectores
permanentemente buscan sobre problemáticas re-
lacionadas con hechos de violencia y criminalidad
ocurridos en el DMQ. Para construir los diferentes
indicadores que dan cuenta de dichas inquietudes
los investigadores de campo del OMSC recuperan
información en las fuentes primarias, datos que, el
equipo tecnico (conformado por especialistas es-
tadísticos, matemáticos y geógrafos del OMSC) los
procesan bajo rigurosos parámetros metodológi-
cos. Es importante destacar: las metodologías de
recolección, depuración, validación y producción
de indicadores desarrolladas por OMSC han sido y
son consideradas como referencia fundamental en
la construcción, a nivel nacional, de otros Observa-
torios Locales de Seguridad Ciudadana.


A fin de fortalecer la comprensión de las condicio-
nes de seguridad ciudadana del Distrito, 17m0.
Informe de Seguridad Ciudadana presenta ten-
dencias estadísticas y georeferenciaciadas que se
complementan con sucintas reflexiones sobre las
diferentes problemáticas. Estas se han construido,
a través de la conformación del Comité Editorial del
17m0. Informe de Seguridad Ciudadana, con los
aportes de profesionales dedicados a investigar la
violencia y criminalidad en sus distintas manifes-
taciones. Los expertos fueron invitados a participar
mediante la exposición de su criterio en torno a las
cifras presentadas por el OMSC al cierre del 2012.


El Dr. Dimitri Barreto Vaquero, docente de la Uni-
versidad Central del Ecuador, desde el enfoque de
salud pública aborda el tema muertes violentas. La
Dra. Nelly Jacome, consultora independiente en te-
mas de violencia de género, contribuye con su re-
flexión en torno la violencia de mujeres, adolescen-
tes y niñas. El Dr. Lautaro Ojeda, también docente
de la Universidad Central del Ecuador, se aproxima
a la problemáticas lesiones a personas desde una
evocación hacia el estudio Riñas Callejeras y Ven-
ganzas —producción 2012 del OMSC-. El Ingeniero
Matemático Alejandro Vizuete, director del OMSC,
toma en cuenta la naturaleza de las fuentes de in-
formación para interpretar las denuncias de delitos
contra las personas y el patrimonio. Y, la Econo-
mista Nelcy De La Carrera, Directora Metropolitana


de Seguridad y Participación Ciudadana de la Se-
cretaría de Seguridad Ciudadana y Gobernabilidad
del MDMQ, muestra, desde la perspectiva de la
participación ciudadana, los diferentes escenarios
de seguridad ciudadana visibles en las administra-
ciones zonales de la capital ecuatoriana.


Ademas, éste documento da a conocer de manera
concisa el estudio de línea de base sobre violencia
sexual contra mujeres y niñas en el espacio públi-
co (2012) realizado en el marco del Programa Glo-
bal “Ciudades Seguras libres de violencia contra
mujeres y niñas”. Se explica el abordaje teórico-
metodológico utilizado, se analizan los principales
indicadores de violencia sexual en el espacio pú-
blico obtenidos para las zonas de Quitumbe y Eloy
Alfaro y por último se muestra algunos hallazgos
da la investigación y las respectivas recomenda-
ciones para la acción pública.


Son diferentes los públicos consumidores de las
producciones del OMSC, en un polo la prensa, en
el otro los desarrolladores de política públicas y
entre los dos la ciudadanía en general; a ellos invi-
to a hacer uso de los reportes cuantitativos y sus
correspondientes análisis cualitativos, contextua-
lizaciones elaboradas por los miembros del men-
cionado Comité Editorial, en calidad de elementos
útiles para un mejor conocimiento de la inseguri-
dad suscitada en el DMQ.


Todas las fuentes citadas en los creditos de esta pu-
blicación merecen el reconocimiento y agradecimien-
to, sin sus facilidades otorgadas a los funcionarios
del OMSC no hubiese sido posible el trabajo aquí
presentado.


Como Secretaría de Seguridad y Gobernabilidad
tenemos la firme convicción de que las políticas
públicas en materia de seguridad ciudadana de-
ben basarse en premisas e hipótesis fundamenta-
das en el entendimiento de la problematica social,
su entorno y comprensión de la misma en función
del manejo adecuado de la información.


Lourdes Rodríguez J.
Secretaria de Seguridad
y Gobernabilidad MDMQ


6




- — ÉINTRODUCCIÓN


I Introducción
El Observatorio Metropolitano de Seguridad Ciudadana
(OMSC) del Municipio del Distrito Metropolitano de
Quito, ha desarrollado e implementado metodologías
de recolección, sistematización, validación, producción
y difusión de información acerca de la problemática
delictual y criminológica que afecta al Distrito
Metropolitano de Quito, mediante una reingeniería de
procesos basada en información objetiva levantada
desde registros oficiales como Fiscalía, Comisarías de la
Mujer y la Familia, Policía Nacional con su Departamento
Médico Legal. Además se ha fortalecido el manejo
de indicadores que debe generar un observatorio del
delito y en tal sentido, dispone de información confiable


fin de ser generadores de conocimiento y no solamente
de información descriptiva para que plantee líneas de
investigación sociológica, criminológica, etc., para
que den cuenta de manera continua de las diferentes
problemáticas estudiadas y de esta forma, aportar a los
hacedores de política pública con análisis cuantitativos y
cualitativos sostenidos en el tiempo, identificando tanto
la evolución de los hechos de violencia e inseguridad,
como las dinámicas delictuales y los factores asociados
a la misma.


Una de las principales líneas de trabajo que se ha
planteado el OMSC, se centra en la generación de
metodologías de evaluación de proyectos de seguridad
ciudadana, en los que se invierten fondos públicos en
el Distrito Metropolitano de Quito, con la finalidad de


y accesible, insumo imprescindible para la gestión
administrativa municipal y para direccionar las acciones
públicas y privadas en bien de la ciudadanía, siendo los
principales beneficiarios de la información la Alcaldía a
través de la Secretaría de Seguridad Y Gobernabilidad,
la Policía Nacional, entidades del Gobierno Central como
los ministerios del Interior, el Coordinador de Seguridad,
el de Justicia, entre otros, también la academia, medios
de comunicación y sobre todo la comunidad del DMQ.


Desde el año 2013 el OMSC se estructura como ente
asesor de la Secretaría de Seguridad y Gobernabilidad,
razón por la cual, ha fortalecido su equipo técnico, con el


dar a conocer a las autoridades y la sociedad quiteña el
impacto, los resultados y la gestión de la inversión pública
en materia de seguridad ciudadana. Para esto, el OMSC
participó e impulsó con varias instituciones estatales y
sociales la reforma a la Ordenanza Metropolitana No.
201, en la que se añade el capítulo “De la Evaluación,
resultados e impacto de proyectos de Seguridad
Ciudadana en el Distrito Metropolitano de Quito”.


En este informe se presentan análisis estadísticos
descriptivos, de las principales problemáticas que se
dan a nivel del DMQ y de sus Administraciones Zonales,
como son las muertes por causas externas, los delitos
contra la propiedad, lesiones, violencia contra la mujer,
con datos que corresponden al año 2012 y realizando
análisis comparativos con datos de los años 2010




y 2011. Un aporte adicional es el análisis cualitativo
realizado por expertos en cada una de las tematicas
antes mencionadas, que contextualizan las dinámicas
delictuales que se dan en la cuidad. Esto fue posible
lograrlo mediante la conformación de un Comité Editorial
que ayudó de manera importante a la comprensión y
entendimiento, que se pueden realizar a las cifras y a la
problemática que plantea cada capítulo.


En el primer capítulo de esta publicación, se presenta las
muertes violentas o por causas externas, en la cual se
da a conocer una significativa reducción en los últimos
tres años, en la tasa de homicidios por cada cien mil
habitantes, cifra obtenida en el Departamento Médico
Legal. Es importante mencionar, que todas las muertes
violentas o por causas externas, deben pasar por Ley
por el respectivo protocolo de autopsia; de esta manera,
esta cifra representa un dato lo mas próximo a la
realidad, a diferencia de los delitos contra el patrimonio y
las personas, ya que esta información se obtiene de las


denuncias presentadas en la Fiscalía General del Estado
y las contravenciones por violencia intrafamiliar en las
Comisarías de la Mujer y la Familia.


Además, en el año 2012 se consolidaron procesos
de construcción de información relacionada con la
violencia hacia las mujeres, con el objetivo de evidenciar
la magnitud de esta problemática en el Distrito
Metropolitano de Quito. Esto se considera un paso
fundamental para el establecimiento de estrategias y
propuestas de política pública en materia de seguridad
ciudadana con enfoque de género. En este sentido, una
de las principales gestiones es la construcción de una
metodología de recolección de información continua
de los femicidios en el DMQ. Se propone la recolección
de estos hechos de manera permanente, mediante la
búsqueda y registro de este tipo de asesinatos en el
aparato judicial ecuatoriano, en diarios, en certificados
de defunción, en páginas web institucionales
especializadas y en entrevistas.




C I Información Geográfica Delictual
Históricamente, el deseo y la necesidad de entender
la localización espacial de los fenómenos urbanos
(demografía urbana, colectivos culturales, actividades
económicas, usos del suelo etc.) han adquirido gran
importancia. En la actualidad estos temas constituyen
las principales líneas de investigación de la ciencia
geográfica dentro de su perspectiva económica y social.
También, la violencia urbana, los delitos y el crimen, por
sus características geográficas innatas, son temáticas
de interés en estas investigaciones.


La geografía del crimen ha sido entendida como el estudio
de la localización tanto de los actos delictivos como de los
lugares donde se concentran los delincuentes, relaciones
que se representan en unidades cartográficas a distintas
escalas. En este contexto, la geografía de la violencia
urbana no solo debe ser razonada desde el punto de
vista del ¿dónde? sino también del ¿por qué?, además
a partir de su tendencia y prevención (Hernando, 2006).


El estudio de la violencia urbana y de la criminalidad
ha sido abordado tradicionalmente por disciplinas
como la sociología y la psicología. Cabe destacar que
los organismos policiales siempre han reconocido la
función de la geografía dentro del análisis del crimen y
la violencia, un claro ejemplo son los famosos pin maps.
Estos mapas, de dimensiones considerables, mostraban
los límites administrativos de una unidad territorial en los
cuales se Iocalizaban los delitos con puntos. La finalidad
de esta cartografía consistió en fijar los focos del crimen
para que en un análisis posterior se lleguen a establecer
medidas de seguridad y estrategias de prevención
(Chainey y Ratcliffe, 2005).


El análisis geográfico del crimen tiene relevantes
precedentes. Entre los años 1825 y 1980 se creó en
Francia la primera escuela cartográfica de criminología.
Las principales funciones de ésta escuela fueron
presentar las diferencias regionales e interurbanas de
los índices de delincuencia y determinar la influencia de
variables como la riqueza o la densidad de población
(Hernando, 2006). Posteriormente, el concepto de esta
escuela sería adoptado por el Reino Unido.


A comienzos del siglo XX, el estudio de las interrelaciones
ser humano-ambiente fue adoptado por dos disciplinas:
la geografía y la ecología humana (Hernando, 2006).


I Bibliografía


Con esta premisa, se establece el tema de la ecología
espacial en la escuela de Chicago. Esta visión dentro
de la perspectiva espacial permitió a la escuela
estadounidense desarrollar el análisis de las variaciones
geográficas de las condiciones sociales, asumiendo que
estas estaban relacionadas con determinados patrones
criminales.


A partir de los años ochenta hasta la actualidad, la
revolución informática otorga valiosos aportes dentro del
análisis geográfico con respecto a la temática delictual.
El desarrollo de los Sistemas de información Geográfica
(SIG) ysu diversificación haciaotras ciencias contribuyeron
a facilitar sus propios procesos de análisis. En el ámbito
delictual, los SIG aportan considerablemente no solo en
el aspecto de localización de los delitos sino también
en el análisis espacial del fenómeno criminal. Entre sus
fines, la información generada permite el desarrollo y la
implementación futura de políticas públicas con respecto
a la seguridad ciudadana.


El OMSC, en su amplia labor en el ámbito geográfico
delictual, ha utilizado técnicas y geoprocesos de análisis
desde el año 2003. En este 17mo. Informe se han
tomado en cuenta dos métodos de análisis geográfico
para la temática delictiva:


F ,_ _ _ _ NAnalisis por Densidad de Kernel (ArcGis 10): este
método permite localizar sitios en donde la
probabilidad de ocurrencia de los delitos y actos
criminales se incrementan. La herramienta es
funcional para el análisis delictivo ya que permite
la interpretación visual de la incidencia de un
determinado fenómeno delictivo sobre el lugar.


W


Análisis de Conglomerados o Clusters (CrimeS—
tat): esta herramienta permite la visualización de
la concentración de los fenómenos delincuencia-
les de un determinado espacio, delimitado por
polígonos irregulares.


J


La representación espacial de la información delincuencial
permitirá completar todas las estadísticas descriptivas
presentadas en este informe.


I Chainey, 8.; Ratcliffe, J. (2005). “GIS and Crime Mapping”. John Wiley & Sons, Ltd. Chichester.
I ESRI. (2011). “Tutorial ArCGis 10".
I Hernando, F. (2006). “Geografía y Violencia Urbana”. En: Tratado de Geografía Humana. pág. 506-535.




Capítulo 1 u un I




Como consecuencia de la violencia y los
accidentes, la mortalidad general se incrementa
en base al número de las víctimas directas
- fallecidos - por cuatro desencadenantes:
homicidios, suicidios, accidentes de tránsito y
accidentes diversos. En cambio la morbilidad
por dos razones; la primera mediante las secuelas
directas de diferentes manifestaciones de
violencia tales como: maltrato infantil, maltrato a
la mujer, violencia sexual, maltrato institucional y
violencia callejera. Y la segunda en los familiares
de las víctimas, en los victimarios y su familia y
en la sociedad en general.




Capítulo


Las muertes como consecuencia de hechos accidentales
y actos violentos — muertes por causas externas, según
la OMS — han sido tradicionalmente analizadas en
nuestro medio desde el punto de vista penal o policial o
han servido para alimentar las páginas de la crónica roja
de determinados medios de comunicación social. No
han faltado, desde luego, estudios serios con el aporte
de las ciencias sociales como los de Fernando Carrión‘
y Edison Palomeque? Desde finales del siglo pasado
existen algunos esfuerzos por integrar a la salud pública
en el análisis de este problema.


La salud pública tiene como objetivo fundamental la
calidad y duración de la vida de los seres humanos,
el buen vivir en los términos en boga. La violencia
y una de sus consecuencias mas nefastas la muerte
por homicidio y suicidio, impacta de manera directa
en la salud de la población a través de la mortalidad,
la morbilidad, los procesos asistenciales y los costos
económicos y sociales. Al fin y al cabo como lo señala
Milton Terris3, “La salud es un punto de encuentro.


Dr Dim/tri Barreto


Ahí confluyen lo biológico con lo social, el individuo y
la comunidad, la política social y económica. Ademas
de su valor intrínseco, la salud es un medio para la
realización personal y colectiva. Constituye, por lo tanto,
un índice del éxito alcanzado por una sociedad y sus
instituciones de gobierno en la búsqueda del bienestar
que es, a fin de cuentas, el sentido último del desarrollo.”


Como consecuencia de la violencia y los accidentes, la
mortalidad general se incrementa en base al número de
las víctimas directas — fallecidos — por cuatro desencade-
nantes: homicidios, suicidios, accidentes de transito y
accidentes diversos. En cambio la morbilidad por dos
razones; la primera mediante las secuelas directas de
diferentes manifestaciones de violencia tales como: mal-
trato infantil, maltrato a la mujer, violencia sexual, maltra-
to institucional y violencia callejera. Y la segunda en los
familiares de las víctimas, en los victimarios y su familia
y en la sociedad en general. La carga asistencial y los
consecuentes costos económicos son proporcionales al
número de víctimas y las patologías que presentan.


I 1.- Carrión. F. (1994). “De la Violencia Urbana a la convivencia ciudadana. Ciudad y violencias en América Latina". En Gestión Urbana.Vol. 2. Quito.
I 2.- Palomeque E. (2000). Diagnóstico sobre seguridad ciudadana en el Ecuador. FLACSO, Quito.
I 3.- Terris, M. (1992). “Tendencias actuales en la salud pública de las Américas”. En La crisis de la salud pública: reflexiones para el debate. Pub. Cient. Num.


540, OPS, Washington.


“ñ




La epidemiología, la investigación, la administración
y la economía son algunos campos que integran la
salud pública, todos ellos son útiles para el análisis
de la violencia. La epidemiología tiene dos vertientes:
tradicional oclásica la primeraycríticaosocial la segunda.
Desde la perspectiva de la epidemiología tradicional, se
puede identificar las variables, generalmente de tipo
individual, que participan en un acto violento, como son:
sexo, edad, nivel cultural, situación laboral, antecedentes
personales, sitio de vivienda, etc., información que
puede ser tanto de las victimas como de los victimarios.
De igual manera es posible identificar el sitio, el día,
la hora y posibles circunstancias en las que se dio el
acto violento. La epidemiología crítica intenta explicar,
más alla de las variables individuales los condicionantes
estructurales: sociales, económicos, culturales y
políticos que conllevan a los episodios de violencia.
La epidemiología crítica, nos dice Edmundo Granda4
“interpreta el tiempo en cuanto historia, el lugar como
espacio socialmente determinado y la persona adquiere
un estatuto económico-social en cuanto clase social.
Logra, en esta forma, interpretar más abarcativamente
la determinación de la enfermedad colectiva y posibilita
visualizar la necesidad de cambios integrales para la
consecución de la salud.”


El homicidio, el suicidio y otras formas de violencia se
constatan cada día; se describe con minucia, se registra
su frecuencia, se ubica en un espacio determinado, se
identifica a las víctimas y victimarios, a veces se castiga
a los autores, se dramatiza, se alerta, se comenta. Todo
eso sin duda es válido, pero lo que siempre aparece
como complejo y difícil es saber: ¿Por qué existe la
criminalidad, cuáles son las causas que conllevan a esta
situación?. Ningún factor puede explicar por sí solo por
qué una persona se torna violenta y termina con la vida
de un semejante o con su propia existencia; en este
proceso existe un complejo entramado en que participan
determinantes biológicos, psicológicos y sociales.


El propósito de los estudios epidemiológicos consiste
en identificar y explicar los factores y grupos de riesgo y
en consecuencia proponer alternativas y estrategias de
prevención. Conviene aclarar que la violencia no cabe
en la lógica de la enfermedad, tiene una lógica mucho
mas compleja, por lo tanto su prevención no puede ser
homologada a la de cualquier enfermedad, su sustento
debe ser necesariamente de tipo estructural. La dificultad
mayor radica en reconocer que la violenciaes un fenómeno
social de carácter predecible y por lo tanto en buena medida
prevenible. Ese es el reto de la salud pública.


A momentos la sociedad en su conjunto asume que la
violencia es un problema ajeno a la salud o de menor
cuantía o como si fuera parte del paisaje natural de dicha


sociedad. Lo cierto es, como lo señala Saul. Franco5,
la violencia ha penetrado en todos los escenarios de
la vida individual, todas las fibras del tejido colectivo y
cada uno de los territorios de la geopolítica mundial.


La situación en el Distrito
Metropolitano de Quito


El registro de los acontecimientos vitales: nacimiento,
acciones preventivas individuales, enfermedad y
muerte, aplicando una serie de variables y los criterios
taxonómicos o de clasificación, constituye la materia
prima para estudios epidemiológicos y de salud
pública en general. En ese sentido el aporte que realiza
el Obsen/atorio de Seguridad Ciudadana del Distrito
Metropolitano de Quito es altamente significativo.
Siempre existe la posibilidad de un subregistro o de
falta de coincidencia con datos de otros sistemas de
información, sin que esto le quite validez y consistencia
a las cifras de una u otra entidad. Obviamente que
la información que aporta el Obsen/atorio es valida
para un analisis epidemiológico descriptivo. Hacen
falta otros elementos de juicio, otros datos sobre los
actos violentos en si, un mejor reconocimiento a los
determinantes sociales implícitos en cada homicidio y
en cada suicidio, en cada muerte accidental.


Del análisis de los datos disponibles podemos obtener
una primera aseveración de carácter positivo. En
la década que va del 2003 al 2012, en el Distrito
Metropolitano de Quito se constata una tendencia a la
disminución de las tasas de dos de las cuatro causas
de muerte por actos violentos. Las ocasionadas por
accidentes de tránsito han bajado de una tasa por
100.000 habitantes de 23 a 13.7 y el homicidio
de 14.5 a 9.3. En cambio existe una tendencia al
incremento de las tasas de muerte por accidentes de
diversa naturaleza que han pasado de 6.8 a 12.2 y el
suicidio cuya elevación en la década analizada es mas
lenta y va de 6.4 a 8.7. En la población, posiblemente
estimulada por algunas informaciones sensacionalistas,
existe la percepción de que la violencia y sobretodo los
homicidios se incrementan en forma paulatina; los datos
dicen lo contrario. Las cuatro causas en conjunto tienen
una tasa de 44.60 por 100.000 habitantes, siendo las
más altas las de carácter accidental, de transito primero
y accidentes varios la segunda. Conviene señalar que
existe una diferencia conceptual entre acto violento y
accidente; en el primero existe la participación activa
de una persona contra otra o contra si misma, dando
lugar, en el caso que nos ocupa, a dos manifestaciones:
homicidio y suicidio. En el accidente no existe la
intencionalidad, la predisposición o la participación
activa de una persona en perjuicio de otra o de si
misma, son factores personales como: imprudencia,


I 4.- Granda, E. (2009) “La Salud y la Vida”. Vol. 2 , MSP_OPS, pág. 67 -68. Quito.
I 5.- Franco, S. (1999). “La Violencia en la Sociedad Actual”. Arch. Arge. Pediatría. 97 (5), pág. 330 —336.


- 2




negligencia, temeridad, descuido, inexperiencia, etc.,
asociados a factores sociales y ambientales como:
aglomeración, tumultos, espacios inseguros, fenómenos
naturales, etc., los que interactúan para producir un
óbito. En muchos casos resulta difícil aseverar que un
determinado hecho fue violento o accidental; muchos
accidentes de transito pueden ser deliberados por
conductores con tendencias suicidas.


Para todas las muertes violentas el mes de diciembre
aparece en los últimos tres años (2010 -2012) como
el de mayor riesgo. En el resto de meses la tendencia
es muy inestable, en unos años, para un mismo mes la
frecuencia de fallecimientos por causas externas es baja
y en otros se incrementa, lo que no permite encontrar una
asociación válida para la variable mes con este tipo de
muerte, con excepción de diciembre que es un mes con
una carga festiva muy significativa y que probablemente
desencadena una serie de cambios emocionales y
conductuales en un sector importante de la población.


Para el año 2012, el OMSC registró un total de 1076
muertes por las cuatro causas externas, de estas, el
9,66% corresponde a menores de cinco años, grupo en
el cual la principal causa esta dada por los accidentes
de distinta índole (precipitación, caídas, sumersión,
intoxicaciones). Sorprende el hecho de haberse
constatado 9 homicidios de menores de cinco años.
Como grupo de mayor riesgo para las muertes violentas
está el de las personas de sexo masculino comprendido
entre los 16 a los 30 años, es decir personas en
plenitud de vida y un con una enorme potencial hacia el
futuro. Esta tendencia es similar para las cuatro causas
estudiadas, siendo las más alta para el suicidio.


El Distrito Metropolitano de Quito está dividido en 8
Administraciones Zonales, con un criterio geográfico.
Cada administración tiene una gran heterogeneidad
de población, es decir en cada una de ellas existen
conglomerados humanos de diversa condición socio-
económica y cultural, lo cual no permite un análisis
diferencial sobre la asociación de dichas condiciones
con las muertes violentas. En términos generales,
la tendencia es muy similar en la mayoría de ellas;
sobresalen por tener tasas más bajas las de Calderón y
la del Norte y por tener tasas más altas las del Centro y
Tumbaco. Al discriminar por causas, encontramos que
los accidentes de tránsito tienen una tasa más alta en
los Chillos y la más baja en Quitumbe. Los homicidios
acusan las tasas más bajas en Calderón y los Chillos
y la más alta en el Centro. Los suicidios en cambio
tienen la tasa más elevada en Tumbaco, seguida de
Quitumbe y la menor en Calderón. Los accidentes de
diversa índole tienen en La Delicia la tasa más baja y en
El Centro la más alta. Reiteramos, la población en cada
zona geográfica asignada a una Administración zonal no


es homogéneas, por el contrario es muy diversa, por lo
tanto los datos disponibles impiden una profundización
en el análisis desde la lógica de la epidemiología crítica.
Se complica aún mas esta posibilidad de analisis cuando
no disponemos de datos sobre la ocupación y nivel de
formación de las víctimas.


Un dato interesante para el análisis e interpretación
de las muertes violentas es el del día y la hora en que
acontecieron dichos fallecimientos. De un total de 320
muertes por accidentes de tránsito acontecidas en el
año 2012, 176, (55%) se produjeron el fin de semana
(entre viernes, sabado y domingo) y de estas el 68%
(120 muertes) en horas de la noche y la madrugada. Igual
tendencia se encuentra para los homicidios; de un total
de 217, el fin de semana acontecieron 114 muertes
lo que significa el 52,5%. En horas de la noche a la
madrugada de los días de fin de semana ocurrieron 65
(57%). Para los suicidios encontramos una tendencia
similar. En síntesis la mayor frecuencia de muertes por
causas externa se producen en horas de la noche y la
madrugada de los días viernes, sábado y domingo. Este
hecho se puede asociar a las manifestaciones de carácter
cultural que hacen de estos días los más propicios
para actividades recreativas tales como: reuniones
sociales, fiestas, deportes y viajes, en las mismas que
se incrementa el consumo de alcohol y otras sustancias
psicoactivas y consecuentemente la accidentabilidad y
las riñas o disputas. Comparando con lo que acontecía
en los años 2007 y 2008, en los que el porcentaje de
homicidios durante el fin de semana era de 61,48%
con lo del 2012 (52,5%) se aprecia una disminución de
cerca del 10%. ¿Sera que la restricción del consumo del
alcohol los días domingo contribuye a este hecho? Faltan
elementos de juicio para contestar esta interrogante.


De las muertes violentas en el año 2012 en relación
al sexo de las víctimas tenemos los siguientes datos:
el 21.6% correspondió al sexo femenino y 78.4% al
masculino. Del grupo femenino el 23.6% son menores
de 5 años y su fallecimiento está asociado a diversos
accidentes (no de tránsito); el 19,3% a suicidio y el
17.2% a homicidios. Una de cada cuatro muertes
por causas externas corresponde al sexo masculino.
Todo tipo de violencia es condenable, la violencia de
género es inaceptable, pero es importante profundizar
en el estudio y sobretodo en el diseño de acciones
preventivas para evitar que los hombres sean a la vez
víctimas y victimarios.


Los homicidios se han clasificado en relación al arma
o medio con el cual se cometen y llama la atención la
disminución del uso de las armas de fuego que en los
años 2010 y 2011 constituía el 32% entre los medios
utilizadosG y en el 2012 llega al 23 %. De mantenerse
esta tendencia se podría asociar a la política estatal


I 6.- Barreto, D. (2007). “Violencia Social”. En Equidad en la Mira, OPS, pág. 134 -141. Quito.


18=




de control de la posesión de dichas armas entre la
población civil. Correlativamente en este mismo año se
observa un incremento en el uso de las armas blancas y
las contundentes. Las riñas y los asaltos con robo estan
entre las principales razones para este tipo de muertes.
En las muertes por accidentes de diverso tipo llama la
atención el alto porcentaje de menores de 5 años, 24.4 %
del total por esta causa y de mayores de 60 años 25.4%.
Entre los niños y niñas y adultos mayores esté el 50 %
de estos fallecimientos. No se dispone de la información
sobre el sitio de los accidentes (dentro o fuera del hogar)
La natural vulnerabilidad de estos dos grupos etarios
asociada a las condiciones de inseguridad del habitat
donde permanecen o cumplen sus actividades serían los
determinantes para estos fallecimientos; posiblemente
sea el hogar el lugar de estas tragedias lo cual se
corrobora con el horario en que acontecen puesto que el
61% se da desde la tarde a la madrugada.


Un aspecto importante que tiene distintas facetas o
formas de presentación, siendo una de ellas relacionado
con la salud pública, es el de los familiaresyallegados
de las víctimas y victimarios. Las secuelas más serias
serán de caracter emocional, con la presentación de
trastornos con tendencia a la cronicidad, entre los que
se destacan: depresión, estrés postraumático, fobias y
adicciones, amen de otros conflictos como disfunción
familiar, migraciones forzadas, fracasos académicos,
inestabilidad laboral. La atención a este grupo de
personas amerita de programas específicos que de
ser oportunos y sostenidos pueden evitar mayores
complicaciones y posibilitar un proceso adecuado de
recuperación y rehabilitación.


De la descripción de los datos podemos colegir que la
mortalidad por causas externas en el Distrito Metropolitano
de Quito acusa una tendencia lenta hacia la baja. Sin
embargo los datos disponibles, siendo oportunos puesto
que fueron difundidos los primeros días del año y recogen
la información hasta el 31 de diciembre pasado, no son
suficientes. Para un analisis más detenido necesitamos
disponer de la información del mismo año sobre la
mortalidad general a fin de identificar el peso de la
mortalidad por causas externas en dicho dato y reconocer
el lugar que ocupa entre las causas de muerte.


I Bibliografía


Conviene también una mejor ubicación geográfica de
las muertes, dado que es posible identificar una cierta
homogeneidad socio-económica cuando se circunscribe a
un determinado barrio, situación que no sucede al ubicarle
en una Administración Zonal. El Distrito Metropolitano de
Quito tiene varias parroquias y poblaciones de tipo rural, de
ahí que discriminar los hechos violentos entre lo urbano y
lo rural también es importante.


La comparación y complementación con los datos del
lNECyel SOAT, la Cruz Roja, Policía Nacional, Bomberos,
etc., es necesaria, mucho más si un interés de la salud
pública es el estudio de los procesos administrativos,
los costos de atención, el impacto de la discapacidad
temporal o definitiva en el proceso productivo, los años
de vida saludable perdidos, el cálculo de la esperanza
de vida, entre otros De ahí que la información sobre los
procesos de rescate, traslado y atención inicial de las
víctimas es crucial para identificar la eficiencia y eficacia
de dichos procedimientos, la carga sobre los servicios
de emergencia de los hospitales y centros de salud.
Los posibles correctivos serán mucho más valederos
conociendo los aciertos y las limitaciones existentes.


El OMSC entrega una información sobre las víctimas y
algunos circunstancias de los fallecimientos (lugar, día,
hora, medio), hace falta datos sobre los victimarios,
que sin duda son los más difíciles de obtener y solo
posibles de confirmar luego de los procesos judiciales
correspondientes. Entre los victimarios se debería
diferenciar aquellos que cometieron el delito en forma
intencionada y los que se ven involucrados en una
muerte por motivos fortuitos y ajenos a su voluntad.
Esta información permitirá explicar algunas razones que
llevan a las personas a cometer un acto violento y desde
luego intentar algunas medidas de carácter preventivo.


Los esfuerzos por enfrentar las conductas violentas
deben continuar, es necesario consolidar los programas
de prevención de todo tipo de violencias, empezando
por la violencia del Estado hasta la violencia doméstica.
Conviene apuntar las acciones hacia una cultura de la
solidaridad, el diálogoy la paz en lugar de la confrontación
violenta, el menosprecio al otro, la agresión verbal y
física, la desvalorización de la vida. La responsabilidad
no es únicamente del Estado y sus instituciones, el
compromiso es de todos los ecuatorianos.


I Barreto, D. (2007). “Violencia Social”. En Equidad en la Mira, OPS, pag. 134 —141. Quito.
I Carrión. F. (1994). “De la Violencia Urbana a la convivencia ciudadana. Ciudad y violencias en América Latina”. En Gestión


Urbana.Vol. 2. Quito.
I Franco, S. (1999). “La Violencia en la Sociedad Actual”. Arch. Arge. Pediatría. 97 (5), pág. 330 —336.
I Granda, E. (2009) “La Salud y la Vida”. Vol. 2 , MSP_OPS, pág. 67 -68. Quito.
I Palomeque E. (2000). Diagnóstico sobre seguridad ciudadana en el Ecuador. FLACSO, Quito.
I Terris, M. (1992). “Tendencias actuales en la salud pública de las Américas”. En La crisis de la salud pública: reflexiones para


el debate. Pub. Cient. Num. 540, OPS, Washington.


-14




Muertes por causas externas: Accmente de Tránsito
comportamiento de las tasas por cada 100 mil habitantes — Muerte Acc¡denta¡


* Homicidio
Suicidio


25
23'” 21 5


20 19,7 - 2°!‘ ' '
l


.13,5. 19,2 19,3.
16,8


15 13,3
12,7 ' -


1o _


5


0
2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 201 1 2012


Las muertes por accidente de tránsito en el 2012 son el 29,7% del total de fallecidos por causas externas, convir-
tiéndose en la primera causa de muerte en el DMQ. Las principales causas de muertes por accidentes de tránsito
son por atropello o arrollamiento y por choque.


Para el 2012 existe una reducción de 13 homicidios lo que representa una disminución de 0,7 puntos de la tasa de
homicidios por cada cien mil habitantes del 2012 con respecto al 201 1; se evidencia un incremento de 19 muertes
por accidentes de tránsito que representa un aumento de 0,6 puntos de la tasa por cada cien mil.


Se debe indicar que para el cálculo de las tasas se consideraron las proyecciones poblaciones presentadas por el
INEC, publicadas en el mes de enero del 2013, lo que provoca un cambio en las tasas presentadas en el gráfico
1.1.1 del Décimo Sexto de Informe de Seguridad Ciudadana del OMSC para el que se calculó la proyección po-
blacional al 2011.


“ñ




I Tabla 1.1.1.


Muertes por causas externas: frecuencias y variaciones


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIACIONES‘mi mm
390 301 320En Tránsito -89 19 -22,8% 6,3%


Accidental 282 363 295 81 -68 28,7% -18,7%
Homicidio 290 230 217 -60 -13 -20,7% -5,7%
Suicidio 180 174 204 -6 30 -3,3% 17,2%
Indeterminada 22 32 40 10 8 45,5% 25,0%


Total general 1164 1100 1076 -64 -24 -5,5% -2,2%
Fuente: Departamento Médico Legal, INEC I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 1.1.2.


Muertes por causas externas: comportamiento mensual — Frecuencias
1 Promedio GeneraI= 93
— Promedio 2010 = 97
T Promedio 2011 = 92
í Promedio 2012 = 90


Años 2010 - 2011 - 2012


120
109


11g
102


107
107,1“


107
10g f 101 10199 10o


100 —’\.95 p 95 97 98 94 95 93 98 /< - 92 r90 1 ¿o _
90 \ \ — '


a 9
s1 \a3 I


80 V \15
71


70


60


50
SERE2222392532232gesegeggeesigeesgEgg


C31. r:-m Q G91. :—0’J .9 D). r:-w nEeeïéagsseéïaïesïéaiaéeéáïes22235532»;"- a°g2 "- 'a°g.=_> "- ‘¿css
g zD g 2D 3 2D


2010 2011 2012


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


La serie de muertes por causas externas de los tres años, no presenta una alta volatilidad con un promedio gene-
ral de 93 muertes. Cabe destacar la disminución en el promedio de muertes del año 2012 (3 muertes menos en
promedio por mes).




Densidad


de
muertes


por
accidentes


de
tránsito


en
eI


DMO


I
2012


Zona


AaninisuafivaLaDelicia e“vn-g ¿v_Jafin..."


0006666




0009966


=aa_a»


mozm


692o


dzaomï


“Scan”.


3.o.»


8._.


82v


Sau


o


came:


min:


Ü


2.5


“Cüfiughflfil
w950


31


u


l


r.




E...


55W


wm


m0?


WNÜNCÜUÜÜU
mu


«Eflmñ


mat...




4Q


mwémgowmm
ou


w255
o


22m0
un.


umEmcmn402W?


0009986




2......


“caso-B...


.


.


an.»


an
t


¡con


.
.


.Eoa-b..=ü


Ü


sn.


Kw


z.


ma;


253333
3


«En!»


cazas-m
ou


¡así
a


3:8
G


v3.3.8


seogoasa


«azmfiq
uozu_onzo__....a.i.sss._


3o..


S3


so...


¿qu


22.5
2.5:
Ü


spaeoaïïn


_
.


..


:_.%==_..E2Ü


.3


5%.;


._=N


8
no;


¡Huasteca
nu


522m


¡_>


saga-iz
ou


no22...
.


a.__.n
s.


v3.2.5


500.5083


42.33


.33
J


€22.55}
san


NwoN
I


O55
_o
:0


eEo_Em__e:m
>


eEo_Em__ono=m


.2.


across
0-9


umEmcoc


«EN
n


mo_=c_Eau_o>
>


w2=u==a__u=mo


¿»sesgo


.2.


mutua:
un


uasmccn




SIMBOLOGÍA


a Puntos de Referencia
Vías


E Administraciones
‘} Limite Urbano


LEYENDA


Accidentes Transito 2012


Accidentes Transito 2011


CLUSTER:
Promado 6:15 muertas por


200 hectárea:


S¡stema de Coordenas: WGS 84
Zona: 17 Sur
Proyección: UTM


Fuente sscalla. OMSC EMOP




MUERTES POR CAUSAS EXTERNAS


I Tabla 1.1.2.


Muertes por causas externas: frecuencias y tasas
por iOO mil habitantes por Administración Zonal


Años 2011 - 2012


ADMINISTRACIÓN TASAS Pon CADA 10o MIL HAB.20"“ 1512:1111
67Calderón 65 37,4 34,4


centro 142 127 63,3 56,9
Eloy Alfaro 176 182 39,5 40,7
La Delicia 166 154 42,2 41,4
Los Chillos 69 85 38,4 45,6
Norte 153 165 37,6 37,9
Ouitumhe 168 159 47,9 43,2
Tumbaco 119 95 64,2 50,0
Sin dato 40 44


Total 1100 1076 46,5 44,6


Fuente: Departamento Médico Legal, INEC, STHV-MDMQ7 I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I Gráfico 1.1.3.


Muertes por causas externas:
frecuencias por edad y sexo I Femenmo


Año 2012 - Masculino
> Edades vulnerables <


140 ¿a


12D


100


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Las edades vulnerables se encuentran entre los 16 y 40 años. Los rangos de edad de mayor frecuencia son 21 a
25 años y de 26 a 30 años y en ambos grupos etarios se concentra el 37% de muertes por causas externas en
el DMQ.


I 7.- La población por zona administrativa se calculó en función de las tasas de crecimiento poblacional por zona administrativa para el DMQ, obtenido de la
Secretaría de Territorio, Hábitat y Vivienda del Distrito Metropolitano de Quito, consultado en enero del 2013 en la siguiente página web: http://sthv.quito.
gob.ec/images/indicadores/demografia_arch¡vos/demo_zona.pdf


i7-




É MuERTEspoR cAusAs ExTERNAs ..


3.-.t ,. _ _


I Tabla 1.2.1.


Muertes por accidentes de transito:
frecuencias y variaciones


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIAGIÓNES
MÓVIL / cAusA


Atropello / arrollamiento 289 202 235 -87 33 -30,1% 16,3%


Choque 63 60 53 -3 -7 -4,8% -11,7%
Volcamiento 15 17 13 2 -4 13,3% -23,5%
Estrellamiento 11 7 9 -4 2 -36,4% 28,6%


Caída de pasajero 2 4 7 2 3 100,0% 75,0%


Sin dato 10 11 3 1 -8 10,0% -72,7%
Total general 390 301 320 -89 19 -22,8% 6,3%


Fuente: Departamento Medico Legal I Desarroilado por: OIVISC I Datos sujetos a variación


A diferencia de Io ocurrido en el 2011, el año 2012 presenta un incremento en el número de muertes por acciden-
tes de tránsito, con 19 casos más que el año anterior, Io que representa un aumento del 6,3%, y esto se debe
principalmente al aumento de muertes por atropello o arrollamiento.


n Gráfico 1.2.1.
Z Frecuencias


Muertes por accidentes de transito: — Promedio General = 28
comportamiento mensual 1 PTOHIBÜÍO 2010=33


— Promedio 2011 =25
Años 2010 - 2011 - 2012 í promedm 2g12=27


50
45 44 4240 36/\37 3a33 34


A35 / x4:- 32 31 A 29 ‘e 3° 21 27 27
32 A 3° 2a 31 21 32


34 313o x4 33A . y /
25 21 \ w I\


A l. “v:20 4 1515 V V
10
5
0


oDs:3.000939EoGs=goo°É°EEo=s=goo°É°ES¡_ ¡.
¡-


¡_ _ = 4a a ¡- a a ¡_ ¡_ h
¡_ _ = 4-4 a ¡_ n a ¡_ n. l-


h _ = 4-4 a ¡. n n


u- acgz: u- a°gé u- aos:a = e a = e a = e
2010 2011 2012


Fuente: Departamento Medico Legal I Desarroilado por: OIVISC I Datos sujetos a variación


-18




I Tabla 1 .2.2.


i\/Iuertes por accidentes de tránsito: frecuencias y tasas
por 100 mil habitantes segun Administración Zonal


Años 2011 - 2012


ADMINISTRACIÓN ïAsAs Pon CAD/noo MIL HAB.20M íïlïíïííï
calderón 19 28 10,6 14,8
Centro 30 31 13,4 13,9


Eloy Alfaro 34 49 7,6 11,0
La Delicia 49 54 12,4 14,5
Los chillos 27 39 15,0 20,9
Norte 47 50 11,5 11,5
Quitumbe 41 34 11,7 9,2
Tumbaco 50 33 27,0 17,4


Sin dato 4 2


Total 301 320 12,7 13,3
Fuente: Departamento Médico Legal, INEC, STHV-MDMQB I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


La tasa de muertes en accidentes de tránsito por cada cien mil habitantes, se han incrementado en la mayoría las
zonas administrativas a excepción de las Administraciones Norte, Quitumbe y Tumbaco. Las zonas con mayor
incremento son Los Chillos, Calderón y Eloy Alfaro.


I Gráfico 1.2.2.


Muertes por accidentes de tránsito:
frecuencias por edad y sexo


Año 2012 - Femenino
> Edades vulnerables < - Mascufino


35


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I 8.- |bíd., p.17


i9-




- -


I Gráfico 1.2.3.


Muertes por accidentes de tránsito:
frecuencias por día y horario


Año 2012 Madrugada


Mañana


Tarde


Noche


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Los días de mayor ocurrencia son los viernes, sábados y domingos, especialmente en horas de Ia noche y ma-
drugada.


I Gráfico 1.2.4.


Muertes por accidentes de tránsito:
frecuencias por hora, entre y fin de semana


1 Lunes a Jueves


Añ° 2012 — Viernes a Domingo


GNI-FCSW


Q Q Q Q693m9»? Q Q Q Q Q°<s9e°x9<s9 QQQQQQQQQQQQQQQN . egsseyggyggyyyyq Q4 \\. NC». <5.
Horas


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Las muertes por accidentes de tránsito ocurren con mayor frecuencia los días viernes, sábado y domingo entre
las 22:00h y 7:00h horas. En este horario se concentra cerca del 36% de casos. De lunes a jueves la mayor
cantidad de muertes por accidentes de tránsito suceden de 10:00h a 12:00h y de 18:00h a 21:00h.


-2()




E
La tasa de homicidios por cada cien mil habitantes, es un indicador que permite realizar comparaciones del gra-
do de violencia a nivel internacional. Por eso, con el objetivo de contar con información homologada de muertes
violentas, el OMSC desde el año 2010 trabaja con el Departamento Médico Legal de la Policía Nacional para la
verificación de las cifras.


I Tabla 1.3.1.


Homicidios:
frecuencias y variación de la causa


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIACIONES
MÓVIL / cAusA


10o 57 66Riñas -43 9 -43,0% 15,8%
Venganza 75 46 46 -29 0 -38,7% 0,0%


Asalto robo 55 50 52 -5 2 -9,1% 4,0%


Violencia familiar 17 14 16 -3 2 -17,6% 14,3%


En contexto de relaciones 0 8 7 8 -1
de pareja


En investigación 2 0 6 -2 6 -100,0%


Delito sexual 1 0 2 -1 2 -100,0%


Linchamiento 1 1 0 0 -1 0,0% -100,0%


Otros 7 5 6 -2 1 -28,6% 20,0%


Sin dato° 32 49 16 17 -33 53,1% -67,3%


Total 290 230 217 -60 -13 -20,7% -5,7%
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


El año 2012 presenta una disminución de cerca del 6% del total de homicidios respecto al 2011, sin embargo,
cabe anotar que los homicidios por riñas se han incrementado en aproximadamente el 16%, siendo esta categoría
la causa de mayor cantidad de homicidios en el DMQ, seguido por asalto/robo y venganza.


I 9.- Debido a que la determinación de la causa se la realiza de manera inmediata considerando principalmente el protocolo de autopsia y el acta de levan-
tamiento de cadáver, y que en algunos casos no existen los argumentos necesarios para clasificarlos en alguna categoría de las mostradas en la tabla
1.3.1 . por lo que se los cataloga como sin dato.


2ï-




I Tabla 1.3.2.


Homicidios:
frecuencias y porcentajes de la causa por sexo


Años 2010 - 2011 - 2012


MOVIL-CAUSA m MASCULINO m MASCULINO
6 217Riñas 5,6% 34,5%


Venganza 20 147 18,5% 23,4%
Asalto robo 16 141 14,8% 22,4%
Violencia familiar 25 22 23,1% 3,5%


Otros 21 25 19,4% 4,0%
Sin dato 20 77 18,5% 12,2%


Total 108 629 100,0% 100,0%
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


El 85% de homicidios cometidos entre el año 201 O y el 2012 corresponden a hombres, siendo las principales cau-
sas en orden de mayor frecuencia riñas, venganza y asalto/robo, aunque el porcentaje de homicidios de mujeres
es del 15%, es preocupante que la mayor cantidad se dé por violencia intrafamiliar y en el contexto de relaciones
de pareja.


I Gráfico 1.3.1.


Homicidios: porcentajes por arma o medio con el
que se cometieron los homicidios


Años 2010 - 2011 - 2012


I Arma blanca
I Arma de fuego
- Arma contundente


- Estrangulación


- Otras


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Existe una disminución en el porcentaje de utilización de armas de fuego para cometer los homicidios, mientras
que se ha incrementado el uso de arma blanca y contundente.


-22




MUERTES POR CAUSAS EXTERNAS


I Gráfico 1.3.2.


Homicidios: Tasas por cada 100 mil habitantes por
provincia y principales ciudades (Quito, Guayaquil)


Año 2012
S


36,6
35-


30-


25-


20-


Esmeraldas Sucumbios
Los


Rios El
Oro


Santo


Domingo Manabi Guayas Orellana Guayaquil Nacional


Morona


Santiago
Quito


Imbabura Pichincha
Pastaza


Tungurahua


ña Loja
Azuay Bolívar Carchi


Napo
Cotopaxi


Santa


Elena


Zamora


Chinchipe
Chimborazo Galapagos


0,0


Fuente: Dirección General de Operaciones de Ia Policía Nacional, INEC. I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


La tasa de homicidios en el DMQ es de 9 por cada cien mil habitantes, menor que la tasa a nivel nacional de 12,4
y que la de Guayaquil de 13,7.


I Tabla 1.3.2.


Homicidios: frecuencias y tasas por 100 mil habitantes
segun Administración Zonal


Años 2011 - 2012


. ïAsAs Pon CADA 100 MIL HAB.’“’“"'"'ST““°'°"Z°"’“ íïlïíïííï
calderón 13 9 7,3 4,8


Centro 35 36 15,6 16,1


Eloy Alfaro 37 45 8,3 10,1
La Delicia 45 33 11,4 8,9
Los chillos 14 9 7,8 4,8
Norte 34 38 8,4 8,7
Ouitumbe 34 34 9,7 9,2
Tumbaco 15 13 8,1 6,8


Sin dato 3 0


Total 230 217 9,7 9,0


Fuente: Departamento Médico Legal, INEC, STHV-MDMQW I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I 10.- |bíd., p.17


23-




Tanto en el año 2011 como en el 2012, la zona administrativa con mayor tasa de homicidios por cada cien mil
habitantes es la Administración Centro; cerca de 4 de cada 10 muertes de este tipo son causadas por riñas, lo
que se convierte en la principal causa de homicidios en esta zona administrativa. Similar comportamiento se tiene
en la Administración Eloy Alfaro. Las zonas administrativas Norte y Quitumbe tienen como causas principales el
homicidio, el asalto y robo y las riñas.


I Gráfico 1.3.3.


Homicidios:
comportamiento mensual — Frecuencias


Años 2010 _ 2011 _ 2012
— Promedio General: 21
1 Promedio 2010 = 24
— Promedio 2011 = 19
— Promedio 2012 = 18


3o A
26 26 28


l
28


\ 24
2o ‘ ‘9


24 2423 22 21 21


E:
< oa Í- É37'


5


E3


É


a


¡B
¡v5<7‘a



<2.N S 5 ¡.7 g‘1o 1 \


eoc=cccc°v°°coc=o=co°v°°ooc=ocoo°v°°aausg-Egagsgéasusgagagsgéagusa-Egggsgá
:¡-tv : O = :‘-=B : O = : a : =wfis<s‘=‘gg.e‘a.e2WfiE<E-=‘2.2‘5.2.2wfiE<E‘="2’.2‘5.22


l-l- “Q>u l-l- “D>o l-l- “D>u3 °a % °E % °5u, z V, z V, z


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 1.3.4.


Homicidios.
frecuencias por edad y sexo _- Femenino


I Masculino
Año 2012


> Edades vulnerables <


36 36


20 18 19


12
10


6


111 111
choco! J 00——J\LLe


¿So ¿‘go ¿‘go ¿se ¿‘go (‘go ¿‘ga ¿‘ga ¿se ¿‘go ¿ago ¿‘go ¿‘go ¿‘go ¿‘go ¿se ‘¿se
6°‘) ¿s ‘ve: o“? ot‘? o”? o”? ‘af ‘bé? ‘bc? é) 06° má’ ‘pg ¿‘(b ¿bg má)"° N‘ N“ " q’ '13‘ '13’ " h?’ 0a 03° 6‘ 6° '\" «e ‘t?


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




Densidad


de
homicidios


en
el


DMO


I
2012 791000


/


.


‘r y;É /


"i


i‘:


0006060




¿CEN


ÓWEO


.m.__mum_n_


mazos“.


2...:


Efioummogm5mmp“mccw
en


m0?


nmmvmcmEooo
mu


mEwEm


Qooaw


u...1
II


ono.»


E.


«¿amm


4Z
coca.


o


came:


mas:


Ü


mmEQombmWEEE


Ü


mu;
..


20553.;
mu


moïza


o
SÜnÏONEW


320D
un


nazismo


<0


zmh...


0009900




LOZW


5820


.I=CuuÉ


¡ÉSL


.


23.0


Soi


:5


aguas...


5m
C


¡EN


3


aaqnzz.


53......


om


Es»


osea
g.


.=.._._...n«c235


52m


ÚBEO


Sïunï


¡ESE


S35


SÉ...


Ü


oie:


EE...


Ü
aoso==sazssu<


U


E;


52.233.
os


¡BEE
o


50043
Si


8.633.223


n.


su


¡Baltar
ou


¡SEE


o13040!!-


32%


S;


[UNE


0...5
s.


2...2...45.26..


¿ani.


H.


NwoN
I


O55
_o
co


una:


.2.


mc_u_o_Ec=
ou


umEmcon


NwoN
I


ozmmm


a3


Se


S;


mo_u_o_Eo=
ou


mamzscou
ou


umamcom




Análisis multitemporal de homicidios n DMO 2011 - 2012


SIMBOLOGIA


n Puntos de Referencia
Vias


E Adnfinistgaciongs Homicicfios 2012
j umne urbano Homicidios 2011


LEYENDA CLUSTER:
Promedio a homicidios por


Iaeczáneas


Sistema de Coordenadas: WGS 84
Zona: 17 Sur
Proyección: UTM


Fuente: Fiscalia. OMSC, EMOP




I Gráfico 1.3.5.


Homicidios:
frecuencias por día y horario


Madrugada


Mañana


Tarde


Noche


Año 2012


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


La mayor cantidad de homicidios se presentan los sábados en horas de la noche y los domingos en horas de Ia
madrugada.


I Gráfico 1.3.6.


Homicidios:
frecuencias por día y horario í Lunes a Jueves


Año 2012 — Viernes a Domingo


ÑÑÑÑÑÑÑÑ.°.°®®®®®®®@®®®®®®Q9


Horas
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Uno de cada tres homicidios, se comete los fines de semana en horario de 00:00h a 5:00h, mientras que en los
mismos días el 18% se comete de 19:00h a 23:00h.


25-




Según la Organización Mundial de la Salud cada año un millón de personas muere por suicidio, esto es, una per-
sona muere por este motivo cada 40 segundos. En los últimos 45 años la tasa de suicidios se ha incrementado
en un 60%, sin embargo, en América Latina se registran menor cantidad de estos incidentes en comparación con
Europa, Asia y Norteamérica“. En el DMQ en los últimos cinco años, los suicidios representan el 16% de muertes
por causas externas.


l Tabla 1.4.1.


Suicidios: frecuencias y tasas por 100 mil habitantes
por Administración Zonal


Años 2011 - 2012


. rAsAsvoncAnzuooMuLuAs.ADMWBTRAÜ°NZ°NAL 1111311251
Calderón 11 9 6,1 4,8


Centro 11 22 4,9 9,9


Eloy Alfaro 36 27 8,1 6,0
La Delicia 31 34 7,9 9,1
Los Chillos 8 14 4,5 7,5
Norte 25 33 6,1 7,6
Ouitumbe 31 41 8,8 11,1
Tumbaco 20 24 10,8 12,6
Sin dato 1 0


Total 174 204 7,4 8,5


Fuente: Departamento Médico Legal, INEC, STHV-IVIDMQ‘? I Desarrollado por: OlVlSC I Datos sujetos a variación


En el año 2012 se presenta un incremento del 17% del total de suicidios en el DMQ, respecto al 2011. Las zonas
administrativas con mayor tasa por cada cien mil habitantes son Tumbaco y Quitumbe. Llama la atención el au-
mento de suicidios en la Administración Centro, que es el doble respecto al año 2011.


I 11.- Tomado del comunicado de prensa de la OMS del 31 de agosto del 2012. Ver en:
http://www.who.int/mentaI_health/prevention/suicide/suicideprevent/en/index.html


I 12.- |bíd., p.17


- 6




I Gráfico 1.4.1.


Suicidios:
comportamiento mensual Fnacuenchs


Años 2010 _ 2011 _ 2012 í Promedio General = 16
á Promedio 2010 = 15
ï Promedio 2011 = 14,5
í Promedio 2012 = 17


21
2020 201 \ ¡U7


I
[15


1k
12 12


ooc=ocoo°v°‘Poca:cooc°d=°°coc=ococ°v°°5€53ïaiñééáéïEasasfiñéééïéïíieïéiñéééí5%E<5="g2s2v5€s<E="3.2‘52v5%E‘E="32‘52vu. Ec>'5 u. EO>G u. ao>'5
u: °E u: °5 su °Eua z cn z w z


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 1.4.2.


Suicidio:
frecuencias por edad y sexo


Año 2012 - Femenino
> Edades vulnerables < I Masculino


3o
26 26


25 24


2o
17


15 13
11 11


10 9 9 9


5 -6 5 5
5


4
4 4


3
1 1 1 2 2 2 1 21 .. ..o _H_ ° lili
9 9 9 9 9 9 9 9 9 9 9 9 9 ‘b<9 «s x9 <9 x9 «s xx° <s° <9 * ° <9 <9 ‘<9 x9 "


Q9 ¿,9 Q9 ¿,9 Q9 ¿,9 9 ¿,9 Q9 ¿,9 Q ¿,9 Q9 ¿:9 7


9K 9‘ 9m 9% 9% 9% 9Q 9‘ 9% 9°) 9% 9Q’ 9‘ 9/\q’ x" x“ i‘ ‘x3’ o?‘ n? vi‘ u“ v5‘ <3’ 6‘ é’ *\"
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


27-




- -


I Gráfico 1.4.3.


Suicidio:
frecuencias por arma o medio


Año 2012


71,1% - Ahorcadura


1,0% I Arma blanca


7,8% - Arma de fuego


12,7% I Intoxicación


6,9% I Precipitación


0,5% I Sofocación


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


EI 71.1% de los suicidios en el año 2012 se produjo mediante ahorcadura, el 12.7% por intoxicación. Según la
Organización Mundial de Ia Salud por cada muerte atribuible a estas causas, se producen entre 10 y 20 intentos
fallidos de suicidio“.


I 13.- lbíd.,p.26




Densidad


de
muertes


accidentales


en
eI


DMO


I
2012


791000


¿si
JoBE MARIAA ' ¡me


. r
i


u




0000966


XIHGQEWW‘ . j i) J
.-


¡A
. H


2L ZLLHOqmnH íl- _¡Í\ ¡ ¡


#1:"
0» /


\\


a ‘ 3 o‘a E ga» «a O
5 s E p’° .0 0 s .5! s' gw g: .2


m
h,


:2 .0 523 ¿‘P3E .3 ‘= e ÉLE u) :8 n. u.
E m


E‘a ‘a
23


Q
Q


C3
Ó
a.


|
co


N


ESCALA


1:1
I-


.000






1


0


2.000


4
i‘


SIMBOLOGÍA o


Puntos


de
Referencia


.0


Vhs


|:|


Administraciones


|:|


Límite


Urbano


LEYENDA Densidad


de
Delito


791
000




Análisis


multitemporal


de
muertes


accide




aozm


dmzo


6:82h


6:53".


.


. _


EN


ïmemusoa.


matas:


ED


tnaouwmohn.


.


32m3:
mm


l


5m
t


“NEON


0
.


É


Escapa


mas...a
s


gasa“.


EN


mmafimufiufiimoumzz
Ezzo


üfi
l


_


nzmhmqfiu
NSW


wm_fizmu_8<
matan:


.


upom¡8_m_5u_8<3:m:z


Ezzo
Ü


u


432mm...


0009960


l‘


J


0009066




m I Muertes accidentales
En el año 2012, en el Distrito Metropolitano de Quito, las muertes accidentales representan el segundo tipo de
muerte más frecuente, después de las muertes por accidentes de tránsito. Las principales causas son accidentes
laborales y accidentes causados en niños menores de 5 años, que fallecen principalmente por sofocación o su-
mersión, provocados generalmente por el descuido de padres o tutores.


I Tabla 1.5.1.


Muertes accidentales: frecuencias y tasas por cada
100 mil habitantes por Administración Zonal


Años 2011 - 2012


. msAsvoncAnAroomuu/«e.A°M'"'sT"A°'°"Z°"AL ïíïíïíïí
Calderón 24 19 13,4 10,0
Centro 65 38 29,0 17,0


Eloy Alfaro 69 61 15,5 13,6
La Delicia 41 33 10,4 8,9
Los chillos 20 23 11,1 12,3
Norte 47 44 11,5 10,1


Quitumbe 62 50 17,7 13,6


Tumbaco 34 25 18,4 13,1
Sin dato 1 2


Total 363 295 15,3 12,2


Fuente: Departamento Médico Legal, INEC, STHV-MDMQ” l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Las zonas administrativas con mayor tasa por cada cien mil habitantes de este tipo de muertes, son en orden:
el Centro, Eloy Alfaro, Quitumbe y Los Chillos.


I 14- |bÍd., p.17


29-




- -


I Gráfico 1.5.1.


Muertes accidentales:
porcentajes segun arma o medio utilizado


Año 2012


39,0% - Sofocación
20,0% I Precipitación
13,9% I Caida
8,1% - Intoxicación
7,5% I Sumersión
5,1% - Electrocución
2,4% - Arma contundente
2,0% - Quemaduras
0,7% - Arma blanca
0,7% - Arma de fuego
0,3% - Ahorcadura
0,3% - Otras


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


En el año 2012 la Sofocación es la primera causa, vinculada con el fallecimiento de menores de 5 años. La siguiente
causa más importante es la precipitación, que sucede principalmente en hombres que por lo general se dedican
a actividades de construcción.


I Gráfico 1.5.2.


Muertes accidentales: 1 Frecuenchs
comportamiento mensual : Promedig (¡ene¡-a| = 25


1 Promedio 2010 = 23,5
Z Promedio 2011 = 30,3
í Promedio 2012 = 24,6


Años 2010 - 2011 - 2012


45
4o 9 38
35 34 3a 33 A 33
30 N394 ÏÍ ¡V0 29 2825 fi 26 [Yi] 26 \26 6 2525' ° u 0920207 f"? \1a


415 12
1o


se9.23.222;253223232esgeggsssegsesgegg
gágáesáásfigggggágsáágfiggsggágáeágfiggE "-3332; E "-3332; E “Egg:


g zi: g zi: g zD


2010 2011 2012


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


-3()




I Gráfico 1.5.3.


Muertes accidentales:
frecuencias por edad y sexo


FemeninoAño 2012 -
> Edades vulnerables < I Masculino
2


45


42
40


35
33


30


25
23


20
18 17


15
13 13 13 12111o 9 1o 9 1o 8


5 s 6 5 43 3 3 32 2 2 2 2 2


<,y°¿s°ï¿ss°‘°°y* y ¿y 6'35’ y”
“q, ¿s ¿s ¿v ¿v ¿a ¿a ¿a y ¿p ¿a 63° ¿e p « ¿a? ¿a ¿a ¿a 3°6<*«"°cí‘=í°®«.ï°o’>@<5*<3>6*é°«‘«°®«z?®°go°


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 1.5.4.


Muertes accidentales:
frecuencias por día y horario


Año 2012 I Madrugada


- Mañana
_ Tarde
_ Noche


i ¡a i35 i \ i30 m
25 I I _


20 : '


15 E -
1o


5
o


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


3i-




I Gráfico 1.5.5.


Muertes accidentales:
frecuencias por hora, entre y tin de semana


— Lunes a Jueves
Año 2012 _ _1 Viernes a Domingo


16


14


.2 A/\


6-


4-


2
V V


o l l l l l l l l l l l l l l l l l l l l l l l l


.°.°.°.°.°.°.°.°.°.°s°s°s°s°s°s°s°s°s°®®®®®Q9


Horas


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Las principales horas donde se producen este tipo de muertes son entre las 12 y 18 horas.




elitoscontra
patrlmonlo




Los delitos contra el patrimonio en el Distrito
Metropolitano de Quito, en cantidad, representan
la principal manifestación de la violencia de
todos los delitos denunciados ante Ia Fiscalía;
sin embargo, sólo en este capítulo se contempla
una diversa tipología delictual, que va desde los
asaltos y robos contra las personas, domicilios y
locales comerciales hasta los hurtos, estafas y
abuso de confianza.




I Denuncias de delitos contra
el patrimonio en el Distrito
Metropolitano de Quito 2012


Ing. Mat. Alejandro Vizuete


Capítulo


La violencia en América Latina representa una de las
principales preocupaciones en la ciudadanía. Si bien, en
la mayoría de las agendas políticas a nivel nacional y
local se posiciona esta problemática dentro de los ejes
principales, tal vez este sea el tema que menos réditos
en la comunidad se logre en el corto y mediano plazos,
pese a los grandes esfuerzos de parte del aparato
público. La sensación de temor en la ciudadanía, influye
de manera directa e importante en la cotidianidad de las
personas, así mismo, la influencia de ciertos actores de
la sociedad como los medios de comunicación hacen
que esta sensación se agudice.


La concepción de la seguridad ciudadana conlleva a
generar un análisis amplio y con varios enfoques. La
complejidad de esta problemática es debido a varios
aspectos, el amplio espectro de las tipologías delictuales,
la multi-causalidad que se refiere a los diversos factores
de orden social, económico, cultural, ambiental, etc., que
inciden de manera directa o indirecta en la proliferación
de los diversos tipos de violencia. Por otro lado se
encuentra también la multi-agencialidad que explica
la corresponsabilidad entre los distintos actores de la
sociedad.


La cuantificación de la magnitud de la inseguridad,
se vuelve compleja debido al amplio espectro de
las manifestaciones de violencia y delincuencia que
acontecen en un determinado territorio. A nivel mundial,
una referencia para comparar el nivel o grado de
violencia de regiones, países o ciudades es la tasa
de homicidios por cada cien mil habitantes y en ese
sentido el Distrito Metropolitano de Quito en la última
década, registra un promedio de 11.6 y presenta una
reducción significativa de alrededor de 3 puntos en
los últimos tres años. Además en comparación con el
promedio en la región de Centro y Suramérica, el DMQ
registra la mitad de la tasa de homicidios de la región.
Sin embargo, la realidad de la problemática local no se
la puede medir en base a un solo indicador, por más
referencial a nivel mundial que sea, pues las dinámicas
delictuales en el DMQ son diversas y los imaginarios de
las personas sobre ser víctimas, van mucho más allá de
la particularidad del homicidio.


Los delitos contra el patrimonio en el Distrito
Metropolitano de Quito, en cantidad, representan la
principal manifestación de la violencia de todos los
delitos denunciados ante la Fiscalía; sin embargo, sólo




en este capítulo se contempla una diversa tipología
delictual, que va desde los asaltos y robos contra las
personas, domicilios y locales comerciales hasta los
hurtos, estafas y abuso de confianza.


Para una buena comprensión de la seguridad
ciudadana, es sumamente importante tomar en
cuenta la información cuantitativa, la focalización de la
delincuencia, las dinamicas delictuales, los perfiles de las
víctimas y de los victimarios, etc. que se obtienen de las
diferentes fuentes de información. Existen dos tipos de
registros de información; el primero que proviene de los
registros administrativos y se los conoce también como
fuentes oficiales y el segundo son los que provienen
de encuestas de opinión o entrevistas a profundidad
y se los conoce como “fuentes no oficiales”. Las dos
fuentes de información mencionadas son importantes
y se complementan en el sentido, de que de las
fuentes oficiales se pueden obtener de forma continua
los comportamientos delictuales, mientras que las
fuentes “no oficiales” tienen como objetivo fundamental
obtener la proporción de los hechos delictivos que no
fueron denunciados o registrados por las instancias
competentes. Sin embargo la información que se
obtienen de estas fuentes es estática y presentan la
realidad en el instante que se realiza el levantamiento de
esta información.


En el caso de los delitos contra el patrimonio, según
Ia última encuesta de victimización y percepción de
inseguridad en el Distrito Metropolitano levantada en el
año 2011 y que da cuenta de lo acontecido en el año
2010, se tiene que aproximadamente el 13,8% de las
personas mayores de 16 años han sido víctimas de robo
con fuerza y el 7,6% de robo sin fuerza. Haciendo una
extrapolación con la información del censo poblacional
2010, aproximadamente en este año, de un total de
1.620.000 personas en el DMQ (mayores de 16 años),
fueron víctimas de robo con fuerza 224.000 personas.
Esto representa una cifra aproximada de la cantidad de
personas que sufren de este tipo de violencia en el DMQ.


Ahora, los delitos que se denuncian en la Fiscalía,
representan un insumo importante para el tratamiento de
la problemática de seguridad, ya que la información que
se puede obtener de dichas denuncias, tiene un nivel de
desagregación mayor que el de la encuesta, además de
que se pueden analizar las dinámicas delictuales con un
nivel mayor de desagregación en el tiempo y espacio,
insumo fundamental para el establecimiento de políticas
públicas en materia de seguridad ciudadana.


En el capítulo que se presenta a continuación, los
asaltos y robos a personas presentan un incremento


sostenido en los últimos tres años, ya que la variación
porcentual del año 2011, respecto al 2010 es del 17%,
mientras que la del año 2012 respecto al 2011 es del
27%. Este incremento en los delitos denunciados ante
la Fiscalía se puede explicar por tres factores:


W W
Descentralización de la Fiscalía: Existen mayores
dependencias donde la gente puede acudir a de-
nunciar, en el año 2012 incluso las denuncias son
receptadas en las Unidades de Policía Comunita-
ria. En la actualidad no es necesario que la perso-
na presente su denuncia en la Fiscalía, si el delito
tiene conocimiento un agente policial, la noticia
del delito se convierte en denuncia de oficio.


Incremento de los delitos: Según la última en-
cuesta de victimización en el DMQ en el año
2011 se puede observar un ligero incremento de
los robos con fuerza respecto a la del 2008 o
sea un 3% en tres años. En el presente año, el
OMSC levantará la cuarta encuesta de victimiza-
ción en el DMQ y con esta información se podra
dilucidar las causas de estos incrementos de me-
jor manera.


N
W


J
Confianza institucional: La hipótesis relacional
es que a mayor confianza institucional, (Fiscalía,
Sistema Judicial, Policía) se incrementa el núme-
ro de denuncias, sin embargo, la medición de la
confianza institucional se la puede realizar me-
diante encuestas de opinión.


K J


Los delitos “predatorios” como los asaltos, robos
y hurtos en el espacio público, son mucho mas
comunes que los delitos de mayor connotación social
como los asesinatos, delitos sexuales, secuestros,
etc. Generalmente los primeros mencionados son
producidos por una cantidad mucho menor de
victimarios que los delitos, ya que, en promedio cada
delincuente infringe por lo menos unas doscientas
veces al año este tipo de delitos menores (Massimo
Pavarini, 2009). La capacidad del aparato judicial, para
perseguir de manera individual estos delitos se vuelve
insuficiente y para nada práctica y eficiente; en este
sentido, se vuelve fundamental el establecimiento de
estrategias de seguridad, de manera que se pueda
atacar en su conjunto con políticas preventivas,
reactivas o disuasivas.


-36




De los delitos denunciados contra el patrimonio,
aproximadamente el 50% ocurren en la Zona
Administrativa Norte. La concentración comercial en
el Distrito Metropolitano de Quito se encuentra en el
denominado “híper—centro” que conlleva una parte del
Centro de Quito y gran parte del Norte. La oportunidad
del delito, se ve enfocada lógicamente a estos tipos de
zonas donde se encuentra una actividad económica
mayor. La zona especial de La Mariscal, concentra una
gran parte de estos incidentes denunciados; la población
flotante y turística, así como la alta concentración de
centros de recreación y esparcimiento como bares,
discotecas, etc., son factores que la convierten en
una zona comercial importante, incluso del comercio
ilícito que va mucho más allá de los delitos contra el
patrimonio. Problemáticas como la venta y consumo
de alcohol y drogas, prostitución y mendicidad son
características de esta zona. De esta manera, por
su connotación turística en el DMQ, a esta zona se la
ha declarado como Especial en la distribución político
geográfica del gobierno local.


A diferencia de los homicidios en el DMQ, la principal
arma con la que se cometen los delitos es con arma
de fuego, a pesar de que existe un decremento en el
año 2012, este tipo de modalidad delictual con arma
de fuego es muy frecuente (44% en el 2012). Esto se
puede entender por la eficiencia, para que el delincuente
cometa estos delitos con un arma de fuego. La
reducción de los asaltos y robos denunciados, así como
los homicidios cometidos con armas de fuego, tienen un
decremento sostenido en los últimos tres años, al igual
que las políticas sobre el control de armas en el Ecuador.


I Bibliografía


A


A pesar de las políticas sobre el registro obligatorio de los
celulares, implementadas en el año 2011 y el 2012 en el
DMQ, el principal objeto sustraído por los delincuentes
sigue siendo el celular. Esta clase de acciones son
efectivas en la medida del seguimiento y sostenibilidad
que se den a las campañas, sobre la importancia de
que la comunidad registre los equipos y denuncien las
sustracciones. Es importante acotar que este tipo de
delitos de estos objetos, se vuelven transnacionales y
los controles ineficaces.


La desagregación de los delitos contra el patrimonio que
se realiza en las publicaciones del OMSC, contempla
dos ámbitos. En primer lugar, es el afectado en el cual se
realizan tres categorizaciones importantes como son las
personas, domicilios y empresas o locales comerciales.
El segundo nivel de desagregación de la información,
se enfoca en las tipologías delictual/es como asaltos/
robos, robos y hurtos. Si ponemos atención en los
subcapítulos de domicilios y empresas, no existe la
desagregación de asalto/robo, debido principalmente
a que cuando existe una perpetración a domicilios o
empresas, en la cual existe la presencia de personas,
el OMSC considera que las principales afectadas son
esas personas. De esta manera, se puede apreciar que
aproximadamente el 15% de las denuncias contra las
personas son dentro de un domicilio, empresa o local
comercial, mientras que más de la mitad de estos
hechos se producen en el espacio público.


¡ Corporación Latinobarómetro. (2011). “Informe Latinobarómetro 201 1
I DMDQ - Observatorio de Seguridad Ciudadana. (2011). “f5 Informe Anual del Observatorio de Seguridad Ciudadana


de Quito”. Quito: OMSC.
I DMDQ - Obsen/atorio de Seguridad Ciudadana (2012). “16 Informe Anual del Obsen/atorio de Seguridad Ciudadana


de Quito”. Quito: OMSC.
I DMDQ - Observatorio de Seguridad Ciudadana (2012). “Encuesta de Victimización y Percepción de Inseguridad en el DMQ


201 1
I Pavarini Massimo, (2009). “Castigar al enemigo: criminalidad, exclusión e inseguridad”. FLACSO Sede Ecuador.




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO II


I Afectado: Personas


E - Asalto y robo a personas
I Gráfico 2.1.1.1.


Asalto y robo a personas:
Comportamiento mensual de las denuncias — comportamiento Mensual


Promedio General = 543
í Promedio 2010 = 445


Promedio 2011 = 521
í Promedio 2012 = 663


Años 2010 - 2011 - 2012


900
son g e s N70o ‘° 8 maná.-


Ñghïggm 03”» ¡‘w390 v-.-eoo szm“°s-me_ '_%mE358‘°m%¡/l llll «a
50o ‘* ‘ ‘* 4 E
400
300
200
100


0
G5 170.7 CJ 03W CJooc=cooo 0 oDc=cooD 0 oDc=cooD 0°”5E%BFEEÉÉ%ÉÉÉEéñïáifiééééïEañïéiñéééé=W%E<E”"3‘2‘a225%E<E”"32‘a225%E<E”"22‘a22r ‘rss r ‘á°3¿ r e°ssu: z u: z m z


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OlVlSC I Datos sujetos a variaclón


Los asaltos y robos a personas en el año 2012 presentan un incremento del 27% respecto al 2011; el promedio
mensual se incrementó de 521 a 663 casos. A partir de junio del año 2012 se evidencia una disminución sostenida
de este tipo de delito. Se debe tener en cuenta que se tratan de denuncias que si bien explican una tendencia no
se puede atribuir únicamente al incremento de los delitos, sino también al mayor acceso a la Justicia, por ejemplo,
con la creación de la Casa de la Justicia que funciona en el barrio Carcelén y mayor confianza institucional.




I Tabla 2.1.1.1


Asalto y robo a personas: frecuencias y tasas por
cada 100 mil habitantes por Administración Zonal


Años 2011 - 2012


AnMmmRAtnúN PORCENTAJES TASAS POR CADA 10o MIL HAB.2°“ íííííí
153Calderón 106 2% 2% 59,1 80,9


Centro 713 844 11% 11% 317,8 378,0
Eloy Alfaro 915 1068 15% 13% 205,1 238,7
La Delicia 587 741 9% 9% 149,1 199,0
Los Chillos 117 154 2% 2% 65,2 82,6
Norte 3187 4116 51% 52% 783,1 945,3
Ouitumbe 352 462 6% 6% 100,3 125,4
Tumbaco 213 284 3% 4% 115,0 149,4
Sin dato 67 128 1% 2%
Total 6257 7950 1 00% 100% 264,5 329,5


Fuente: Fiscalía, INEC, STHV-MDMQ“ I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Poco más de la mitad de los asaltos y robos a personas se produce en la Zona Administrativa Norte, que es ade-
más la administración con mayor tasa por cada cien mil habitantes en los dos años analizados.


I Gráfico 2.1.1.2.


Asalto y robo a personas:
porcentajes segun arma utilizada


I 2011


Años 2011 — 2012 ' 2°”


Arma de fuego 53%


Arma blanca
25%


31%


contundente
13%


3%
Otras


1%
Drogas ü 1%


0%


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación
Si bien el arma de fuego es la más utilizada en el cometimiento de asaltos y robos, para el año 2012 hay una dis-
minución de 5 puntos porcentuales respecto al 2011, lo que se puede atribuir a la prohibición de tenencia y porte
de armas, así como al constante control efectuado por las Fuerzas Armadas. Es importante indicar que el asalto
y robo pueden ser cometidos con varios tipos de armas; en el 48% de denuncias de asalto y robo en el año 2012
se utilizó arma de fuego para cometer estos ilícitos.


É
1 0% 20% 30% 40% 50% 60%


I 15- IbÍd., p.17


39-




I Gráfico 2.1.1.3.


Asalto y robo a personas:
porcentajes segun objeto sustraído


Año 2012


celulares / radiocomunic.


Dinero


Objetos y doc. personales


Documentos comerciales


Laptop


Otros


Joyas


Prendas de vestir


Enseres


cámaras l film lpalm


computadoras


Part. Automotores


Equipos de oficina


Equipos y herram. de const.


Armas de fuego


Vituallas


Fármacos
l l I I | l


0% 10% 20% 30% 40% 50% 60% 70%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


En el año 2012 los teléfonos celulares son los objetos más robados, seguidos de dinero y objeto o documentos perso-
nales. Se debe señalar que esta situación es de respuesta múltiple, es decir, que a una persona le pueden sustraer varias
cosas en el mismo evento, por lo tanto el porcentaje de cada artículo se calcula respecto al total de casos denunciados.


I Gráfico 2.1.1.4.


Asalto y robo a personas: - Madrugada
frecuencias por día y horario - Mañana


Año 2012 I Tarde
— Noche


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Los asaltos y robos se dan durante toda la semana, principalmente en horas de la noche y en la madrugada los
días viernes, sábado y domingo.


-4O




I Gráfico 2.1.1.5.


Asalto y robo a personas:
porcentajes segun sexo de la víctima


Año 2012


Masculino


Femenino


71%


29%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 2.1.1.6.


Asalto y robo a personas:
porcentajes segun el lugar


Año 2012


6°% 53,3%
50%


40%


30% 26,9%


20%


6,5710%
0% C c c ...


calle Dentro de un Domicilios Local Centros Oficinas, Otros
Automotor comercial comerciales, consultorios,


parques, plazas, bodegas,
similares similares


(de fácil acceso) (de acceso restringido)


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Los asaltos y robos se dan sobre todo en el espacio público, es decir, en la calle y dentro de un automotor (auto-
móviles, buses de transporte público, etc.). Ambas categorías suman el 80% de las denuncias.


¿ll-




- - DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


I Gráfico 2.1.1.7.


Asalto y robo a personas:
porcentajes según modalidades


Año 2012


94,4% - Asalto común


3,2% - Saca pintas


1,9% - Robo express


0,2% I Haladores


0,1% I Dulces sueños


0,3% I Otros


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


El 94,4% de las denuncias por asalto y robo, corresponden a agresiones o amenazas que se las ha denominado
asalto común.




Densidad


de
denuncias


de
asaltos,


robos


y
hurtos


a
personas


en
el


DMO


I
2012


791000


n.‘


3.1.‘,


-
¿
‘flv¡no'- ¡‘un




osx:


mosm.


.320


.s_mum_u_


Magnus“.


39m


83


2
i.


8am


o


52.3


“coüumhohn.


mohos.


24m
hr


"NEON


D00
o


«Fsíümm


TN


Eme:


BEÏ


Ü


wm:o_um:m_:_Ev<


D


ma;


mnhcmüumm
mu


wscmn.


o


.4emo


ww


0:30
ou


umsmcan<nzm>m4


<_0O._0m


12m


0009960




moza


duro


ás...


.353.


.


es...


e


esa


a


Sue:


Ste...


t?


8o
E


123m


.......É_...._%<
Ü


en


mas


:3


n,


IIHHHI




zug-¡ïz
un


¡scan
v


2:90
s.


33......«c229


434cc;


..


s,..


nos."


602o


433.:


¡E31


2...3


5039291


su
5


¡En


<0


n03


"IIUIEIÉDÜO
un


523-3


c2...
.232


Se:


e36


9
3


82


oooduF
S


128m


acne...


.55...¡coa-agssuq


Ü


33


32.2201


en


.92...


osuogomsi


a.


8%


2:90
s.


v3.2.3<azm>m._


322.


NFON
I


cua:
un


«EE
c:


:8


o=mo
2
:0


mono.
>


mozmmm
un


mmücscon


NFCN
I


CS5
_u
su


O___Q_F_OU
_u
su


mmcomïn
m


mese
>


mozmmm
un


maríscma




Análisis multitemporal de asalto y robo a personas n DMO 2011 - 2012


(¡,- TH ¡’a 1:,


SIMBOLOGÍA


a Puntos de Referencia
ENDA _


v, _ - «


Vías CLUSÏER. Sistema de Coordenad : WGS 84
[:| Administraciones Asalto Robo Hurto 2012 Pmmamaoo «m. po: 2°“ ‘7 3"’


50 laminas- AsanoR boH n 2011
V '


m“ “ma” ° u ° \ Fuent Fiscalía OMSQEMOP




E - Robo a personas


I Gráfico 2.1.2.1.
— comportamiento Mensual


Robo a persollasï í Promedio General: 436
comportamiento mensual de las denuncias — pmmedk, 2010 = 239


— Promedio 2011 = 463Años 2010 - 2011 - 2012 — Promedio 2012 = 555


u ln7ÜÜ
5 o 8


8‘.
c: mmm Singh: mu:600 c, N Nin /"\Inwm“ «mv/xa ‘EN; \—sW ,, a,_ g2*aaAe \¿* ‘win :8‘400 ,.gg :g ÏFM ' v


mgmnía\“°w /


300¡,_s_=:u —/2005""._..¿Z
100


0
amigas-Has;22222225222222sagas-agas;Égïágggoszssggïaágágoszssggüá ágognsg
¡“os 1 m2É°°moE _’ ÜBÉWÜWuE 1 “.259”u. “Ecïü u. ‘¿e33 u. ‘¿e38


u: °E u: °E a: °Eu: z cn z u: z


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Como se ve en el gráfico anterior, desde el año 2010, se observa un crecimiento paulatino de los robos a personas y el
promedio mensual de denuncias en el 2012 se incrementó a 555 casos, lo que representa un aumento del 20%.


I Tabla 2.1.2.1


Robo a personas: frecuencias, porcentajes y tasas por
cada lOO mil habitantes según Administración Zonal


Años 2011 - 2012


ADMMSTRACK," PORCENTAJES TASAS POR CADA 10o MIL HAB.
2°“ ÉïÉïÉIÉïÉIÉï


227 124Calderón 4% 2% 126,7 65,6
Centro 703 873 13% 13% 313,3 391 ,0
Eloy Alfaro 636 778 1 1% 12% 142,6 173,9
La Delicia 577 447 10% 7% 146,6 120,1
Los Chillos 86 94 2% 1% 47,9 50,4
Norte 251 4 3717 45% 56% 61 7,8 853,7
Ouitumbe 363 273 7% 4% 103,4 74,1
Tumbaoo 248 180 4% 3% 133,9 94,7
Sin dato 204 177 4% 3%
Total 5558 6663 100% 100% 234,9 276,2


Fuente: Fiscalía, INEC, STHV-MDMQW l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Al igual que el asalto y robo a personas, esta modalidad se presenta principalmente en la zona Norte, en los dos últimos años.


I 16- |bíd., p.17


43-




Robo a personas:
porcentajes segun objeto sustraído


Año 2012


Celulares l radiocomunic.
Objetos y Doc. Personales
Documentos Comerciales


Dinero
Laptop


Otros
Prendas de vestir


Cámaras l film lpalm
Partes automotores


Enseres
Joyas


Equipos de oficina
Equipos y herram. de const.


Computadoras
Fármacos
Vituallas


Armas de fuego


52,0%


0% 1 (3% 26% 36% 46% 56% 66%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos avariación


En esta modalidad, el principal objeto sustraído son los celulares y los objetos o documentos personales.


I Gráfico 2.1.2.3.


Robo a personas:
frecuencias por día y horario


Madrugada


Mañana


Tarde


Noche


Año 2012


50° 322¡f e: 4a
rïmfiïáïn: 2371400


300


200


51


Lunes Martes MÍÓTGOIES Jueves
l


Viernes
l


Sábadfl l DOIHÍIIQO
Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos avariación


-44




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


I Gráfico 2.1.2.4.


Robo a personas:
porcentajes segun sexo de la victima


Año 2012


64% Masculino


36% Femenino


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 2.1.2.5.


Robo a personas:
porcentajes segun lugar


Año 2012


60%
50,6%


50%


40%


30% 27,3%


20%


10%
á


55% 43% 3,7% 2,1%


0%
Dentro de un calle centros Oficinas, Local Domicilios Otros
Automotor comerciales, consultorios, comercial


parques, plazas, bodegas,
similares similares


(de fácil acceso) (de acceso restringido)


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


El robo a personas se da sobre todo dentro de un automotor, lo que esta muy relacionado con la elevada cantidad
de denuncias por robo de celulares, que generalmente ocurren en buses de transporte público. El segundo lugar
más frecuente es la calle, seguido por lugares de fácil acceso como centros comerciales, parques, etc.


45-




E - Hurto a personas
I Gráfico 2.1.3.1.


HUTÏO a P9300331 ï comportamiento Mensual
Comportamiento mensual de las denuncias — Promedio General: 82


Años 201 o — 2011 — 2012 — Pmmedh 2°") = 32— Promedio 2011 = 97
— Promedio 2012 = 118


160
3 v- u: 3140 1- SNÉEQS; '-


Ï12o ¿A gSESE/\®/*<3 a
10g 8—B 8:‘: 1 xaso ol \.g;


h / ‘alu: 8so 3 mmn/Er’ S/xsf4o 232 “JV
2o 9"“com
0
ogg=gooofigfifiogfi=gooafigfifiogfi=gooofigga
ïrghfimE=ïfinflnaghfiaï=ïfinflnaghfiaï=ïnnfln&És<=%*%¿sésss2<=%*%¿sésEÉ2<=%*2¿sé2


e 35 e 35 a 35
2010 2011 2012


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos avariación


En el año 2012 Ia cantidad de denuncias por hurto a personas se ha incrementado en el 21% respecto al 2011. Sin em-
bargo, se evidencia una disminución a partir del mes de septiembre del año 2012.


I Tabla 2.1.3.1


Hurto a personas: frecuencias, porcentajes y tasas por
cada iOO miI habitantes segun Administracion Zonal


Años 2011 - 2012


ADM|N|STRAC|ÓN PORCENTAJES TASAS POR CADA 10o MIL HAB.m” ZÏÉïÉIÉïÉIÉï
19 4oCalderón 2% 3% 10,6 21,2


Centro 127 187 11% 13% 56,6 83,7
Eloy Alfaro 174 142 15% 10% 39,0 31 ,7
La Delicia 88 178 8% 13% 22,4 47,8
Los Ghillos 18 17 2% 1% 10,0 9,1
Norte 587 645 50% 46% 1 44,2 148,1
Ouitumbe 51 79 4% 6% 14,5 21,4
Tumbaco 77 109 7% 8% 41,6 57,3
Sin dato 26 16 2% 1 %
Total 1 167 141 3 100% 1 00% 49,3 58,6


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


-46




I Gráfico 2.1.3.2.


Hurto a personas:
porcentajes segun objeto sustraído


Año 2012


Celulares / radiocomunic.
Dinero


Objetos y Doc. Personales
Otros


Laptop
Documentos Comerciales


Enseres
Cámaras / film lpalm


Prendas de vestir
Joyas


Equipos y herram. de Const.
Computadoras


Armas de fuego
Equipos de oficina


Vituallas
Partes Automotores


Fármacos


0% 5% 16% 15.3% 26% 25% 36% 35% 46%


37,2%


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


I Gráfico 2.1.3.3.


Hurto a personas:
frecuencias por olía y horario


Año 2012 - Madrugada
- Mañana
- Tarde
I Noche


‘I " s3
100 ¡" ‘]ii_;_


eo
60
4o
2o


o
Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


I Gráfico 2.1.3.4.


Hurto a personas:
porcentajes segun sexo de la víctima


Año 2012


57% Masculino


43% Femenino


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos avariación


I Gráfico 2.1.3.5.


Hurto a personas:
porcentajes segun lugar


Año 2012


35%


30%


25%


20%


15% 10.0% 9,5%
010A»


2 Ty 4,5%5%
i’


°


0% - - - - - - -
Oficinas, Domicilios Centros Dentro de un Local Calle Otros


consultorios, comerciales, Aummotor comercial
bodegas, parques, plazas,
similares similares


(de acceso restringido) (de fácil acceso)


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos avariación


La mayor cantidad de este tipo de delito, se produce con mayor frecuencia en lugares de acceso restringido como
oficinas, consultorios y similares, seguido de domicilios.


-48




0006066


Densidad


de
denuncias


de
robos


a
domicilios


en
el


DMO


n
2012


791000


Iona


Aúninishativa


Centm


:‘lima


áúninisirafivaEloyAlf
.


TGSUOÜ 0006066




aoawan


suenan


mosm.


dmzo


6:85


“w222i


caca


como


nace


25m


a


ocmfi:
EE:


Ü


say


.


mazmáH


I


l


9


Eaïwfiwmwmmfim
e82
E


S<owm


mmconggmcwcn...
D


94


em.


m“...


vw


mw?


nmmumcmEooo
mu


wEQEm


ma...)


(


flucmzmïm
mn


moEzm


o


asco
un


uaEÉaa


z


<_wo._om:_m


462mm:


0009966




nos;


.320


..__.o..._


És.


2.5


“concisa


5m
t


¡con


a.


mu;


¡.253
3


si...»


e83»


a8.


ae...


391


3:


.


l


l


onzas.


l!


a8,..
__.


53mm


nie:


3a....5.23.5553


Ü


.-_>


29:22am
8


235m


nsuoámza


a...»


3...0
a.


2...2...<ozm>m4


IS:


5.2.2.2.5


e...»


2.8!


c235


8.233223:2553


N


«v»


«.1?


«3


9...6
s.


2.32.8«ozmfi;


nos“.


dass


Sie-E


“scsi


E»...


“caí-Si


5m
2


¡En


eo


no3


HnnuÉPzIoÜPuHE-Eo


-_>


22.233.
ou


COE-í
o


SOOJOGEÉ


.38:


NwQN
I


omEEou
>


oumnmm


mo___o_Eou
m.


mono.
un


mmücscou
un


umEmcon


NrQN
I


SES
mm.


han


mo___u_Eou
m.


mono.
su


mmüsfiou
su


umEmcun




Análisis multitemporal de robos a domicilios n DMO 2011 - 2012


‘_-


LaïzgfiïftÏ Y";)


LEYENDA
cLusmR;


'
Sistema de Coordenadas: WS 84


Robos Dornicllios 2011 Promedio de 4o «¡nos por ‘ma’ ‘7 5"’4o mmm. _ . Proyección: UTM
Robos Donicilios 2012




Tanto el robo como el hurto a domicilios se caracterizan porque no existe agresión física o psicológica a las perso-
nas para cometer el ilícito; ocurre el delito sin la presencia de personas. Se considera robo cuando existe ataque
en la propiedad por lo general por estruche”, mientras que el hurto se da sin daño a la propiedad. En los delitos
contra empresas se tiene la misma referencia.


E I Robo a domicilios
I Gráfico 2.2.1.1.


— comportamiento Mensual
Robo a domicilios: Promedio General = 227
comportamiento mensual : promedio 201o = 17o


Promedio 2011 = 191
— Promedio 2012 = 320Años 2010


- 2011 - 2012


450
‘t:


55
40o a gg‘°‘°,_3.- v—& N”
350 Eng \N


30o ¡p 3 ..°'/‘V ‘
250 8”" g8Ég°‘NÏ E‘ 93”“ gg,/ \
2g0mÉ..I/- Egy- ,.l¡\alAf‘kvl‘lï.vJ4-J—xlgl_l


a
15cv- ’ &_/"' 'zz
100
50


0
eesEgeesgeggeEsïgseegeggeeszgeesgegg


CJ). Eïv} .9 G.7). C19) E G3). E10) .9éggïéaïasassfiggïéaeasgsségeïéaessges
u— “E036 u— “E036 u- “ïgoïü


a: QE q: EE n: 35
UD UI ¡I!


2010 2011 2012


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OIVISC I Datos sujetos a variación


Las denuncias por robo a domicilios presentan un incremento del 67,3%. El promedio mensual pasó de 191 casos
denunciados en el año 2011 a 320 en el 2012. Si bien el aumento de denuncias puede deberse el incremento del
delito en sí, también se debe tener en cuenta el mayor acceso a la Justicia.


I 17.- Utilización de la fuerza y llaves maestras, pata de cabra, o ganzúas para manipular y fracturar las seguridades de las puertas e ingresar al domicilio y
sustraerse los enseres del hogar y objetos que se encuentren en el mismo.





I Tabla 2.2.1.1


Robo a domicilios: frecuencias, porcentajes y tasas
por cada iOOO hogares por Administración Zonal


Años 2011 - 2012


AgmjNjsïRAcjóu PORCENTAJES TASAS POR CADA 10o MIL HAB.2°“ íííííí
190 3 1Calderón 128 6% 5% 2,1


Centro 292 429 13% 11% 3,4 5,0
Eloy Alfaro 368 702 16% 18% 2,4 4,6
La Delicia 315 557 14% 15% 2,3 4,0
Los Ghillos 102 224 4% 6% 1,7 3,8
Norte 639 1009 28% 26% 4,0 6,3
Ouitumbe 296 418 13% 11% 2,5 3,6
Tumbaco 109 243 5% 6% 1 ,7 3,9
Sin dato 43 63 2% 2%
Total 2292 3835 100% 100% 2,7 4,6


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


La zona Norte es la que presenta mayor cantidad de denuncias por robo a domicilios; uno de cada cuatro delitos
denunciados se dan en esta administración, que es además la que presenta la mayor tasa de delitos por cada cien
mil habitantes.


I Gráfico 2.2.1.2.


Robo a domicilios:
porcentajes según objetos sustraídos


Año 2012


Enseres 72,2%
Joyas


Laptop
Objetos y Doc. Personales


Dinero
Otros


Cámaras l film lpalm
celulares l radiocomunic.


Prendas de vestir
computadoras


Documentos Comerciales
Equipos y herram. de const.


Equipos de oficina
Vituallas


Armas de fuego
Partes Automotores


Fármacos


0% 1 0% 20% 30% 40% 50% 60% 70% 80%


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


-5O




I Gráfico 2.2.1.3.


Robo a domicilios:
frecuencias por día y horario


Año 2012


Madrugada


Mañana
Tarde


Noche


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 2.2.1.4.


Robo a domicilios:
porcentajes segun modalidad


Año 2012


95,2% I Estruchantes


2,7% - Escalamientos


0,5% - Descuideros


0,5% I Horamen


0,9% I Otros


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación




E - Hurto a domicilios
I Gráfico 2.2.2.1.
Hurto a domicilios:
comportamiento mensual — comportamiento Mensual


1 Promedio General = 26
Años 2010 - 2011 - 2012 í Promedm 201o =17


1 Promedio 2011 = 23
í Promedio 2012 = 39


7o 8
60 g


e/50 g s
40


gx'\fi
ln


l‘! ¡V!30 2| a. _g .- N .—¡ v;
\" o v- 9-! ’2o v .:/‘ r /'\\=/ z/


G
10“ .-0__//


00o:oooo°ü°°eüo=oeoO°0°°o°o=oooO°’0°-’°’


wss‘sw”gsssewss‘s=”gssvowfis‘sw‘gvso»u- Ho>ï> u- ücïï» u- 59'56n. 9.- n. 9.- n. 9.-o z: u: z: n: za
ID GD CII


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 2.2.2.1


Hurto a domicilios: frecuencias, porcentajes y tasas
por cada 1000 hogares por Administración Zonal


Años 2011 - 2012


ADM,N,S,RAC,ÓN PORCENTAJES TASAS POR CADA 10o MIL HAB.2°“ íííííí
78Calderón 35 12,7% 16,9% 0,6 1,3


Centro 31 55 1 1 ,2% 1 1 ,9% 0,4 0,6
Eloy Alfaro 62 1 10 22,5% 23,8% 0,4 0,7
La Delioia 84 46 30,4% 10,0% 0,6 0,3
Los Ghillos 4 12 1,4% 2,6% 0,1 0,2
Norte 35 99 12,7% 21 ,4% 0,2 0,6
Ouitumbe 22 48 8,0% 10,4% 0,2 0,4
Tumbaoo 1 12 0,4% 2,6% 0,0 0,2
Sin dato 2 2 0,7% 0,4%
Total 276 462 100,0% 100,0% 0,3 0,6


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación




0006060


Densidad


de
denuncias


de
robos


a
locales


comerciales


en
el


DMO


n
2012


191
ono


Mi?" 0
0000000




0000966


Sistema


de
Coordenadas:


WGS


84


Zona:


17
Sur


Proyección:


UTM


Fuente:


Fiscalía,


OMSC.


EMOP


Metr
8.000


6.000


4IÜO


ESCALA


:150.00D


2.000


u:


2%
D
3-29:1 gg
.98 ca: o°0:2 '58
v2 ge


42139;»:
üfifi-wgg
05.83135A T IXomul><qfl x
Éo?cn "x,


é
3%


4% l’
Duza‘
MiéE2434.»


T91
00D


l
.


0009966




Ititemporal


de
robos


a
locales


comerciales


n
DMO


2011


-2


álisis


mu


HF". ‘7 y
“¡Swis-
xfl“ :3,
‘ul?’


WL“!


17”.‘


.1’




mozm


dmzo


6:32".


“Ecmzu.


.


NEW


wmÉuEEoO


avion...


Bom


ocmED


wïtfl
.


_


amena!
8


szb


“csoumxoï
.


.2.


mosca
om
un


afines...
5m
t.


HSM


¿Human


3


me?


525528".
ou


822m



_


.


c...


_
..
s


<nzm>m._


.


..


Zum


WQMÜHQÉQO


w032...


Bom


mmcosmamzgsug‘


Ü


85


|«SÜÓJOMEÜ


0009966


‘ t»


v r.


0009966




Las denuncias por hurto a domicilios disminuyeron casi a la mitad en la Administración Zonal La Delicia, en tanto
que en las administraciones Eloy Alfaro y Norte presentan mayor porcentaje de denuncias. Se debe tener en cuen-
ta que la administración Calderón presenta la mayor tasa por cada mil hogares.


I Gráfico 2.2.2.2.


Hurto a domicilios:
porcentajes segun objetos sustraídos


Año 2012


Enseres
Joyas


Laptop
Objetos y Doc. Personales


Dinero
Otros


Cámaras l film Ipalm
celulares! radiocomunic.


Prendas de vestir
computadoras


Documentos Comerciales
Equipos y herram. de const.


Equipos de oficina
Vituallas


Armas de fuego
Partes Automotores


Fármacos 0,2%
I l I l l l l l


0% 10% 20% 30% 40% 50% 60% 70% 80%


72,2%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


I Gráfico 2.2.2.3.


Hurto a domicilios:
frecuencias por día y horario


Madrugada


Mañana


Tarde


Noche


Año 2012


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


53-




PDELITOS CONTIPRAAEI’. PATRIMONIO n’


2-3 I Afectado: Empresas


a - Robo a empresas


I Gráfico 2.3.1.1.


Robo a empresas:
comportamiento mensual


Años 201 o — 2011 — 2012 — Frecuencias
Promedio General = 178
Promedio 2010 = 150


— Promedio 2011 = 160
Promedio 2012 = 179


250


5 con
en" É 3mm200 t fi.- Fu-s-N:


5' E, 59'88fN Ni i imiaisi/i Mid/We" :*°-=—-°--—E s150,. a"? Í '\"".'2 ,,¡nen
u-e l:


100


50


Ü o: q: u: u; enn°o=ooco d: °oco=ocno ¡D °c0o=oooo 6:09aaugaïguñs-‘EBassgsgzgañsññaacsgzgasssscgmqsgfigEa Ecñmq q EaEEcfiflq q EgEE¡“mE <.‘L’o.2.2""u:E <.2u.22“‘mE 4.20.29"'- ‘¿952 "" ‘¿.932 “' E°32o: za o: ze n: Znu: cn cn
Fuente: Fiscalía I Desarroliado por: OMSC I Datos sujetos a variación




u Tabla 2.3.1.1


Robo a empresas:
frecuencias y porcentajes joor Administración Zonal


Años 2011 - 2012


ADMINISTRACIÓN PÜRCENÏAJES2°“ mmm“
Calderón 103 101 5,4% 4,7%
Centro 235 251 1 2,2% 1 1 ,7%
Eloy Alfaro 251 359 13,1% 16,7%
La Delicia 210 213 10,9% 9,9%
Los Ghillos 50 67 2,6% 3,1%
Norte 776 839 40,4% 39,0%
Ouitumbe 147 166 7,6% 7,7%
Tumbaco 110 123 5,7% 5,7%
Sin dato 40 30 2,1% 1,4%
Total 1922 2149 1 00,0% 1 00,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


I Gráfico 2.3.1.2.


Robo a empresas:
porcentajes segun objetos sustraídos


Año 2012


Enseres 27,2%


Otros 22,5%


Dinero 21,3%


Computadoras 21,3%


Equipos de oficina 13,5%


Equipos y herram. de const. 13,4%


Laptop 15,0%
Celulares/radiocomunic 10,3%


Documentos comerciales 7,7%
Objetos y doc. personales 7,5%


Prendas de vestir 7,3%
cámaras / film / palm 5,11%


Partes Automotores 5,5%


Vituallas 5,1%


Joyas 1,9%
Fármacos 1,0%


Armas de fuego 0,3%


0% 5% 10% 15% 20% 25% 30%


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


55




- - DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


I Gráfico 2.3.1.3.


Robo a empresas:
frecuencias por día y horario


Año 2012 I Madrugada
- Mañana
- Tarde


_ Noche


200 I


I. ll I


15o El =
0'


l


10o .
'


5o


o
Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


I Gráfico 2.3.1.4.


Robo a empresas:
porcentajes según modalidades


Año 2012


82,4% I Estruchantes


10,8% - Descuideros
3,0% I Otros


1,7% I Escalamientos


1 ,1 % I Paveadores


0,9% I Cuenteros


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


@ I Hurto a Empresas


u Tabla 2.3.2.1
Hurto a Empresas:
frecuencias y por porcentajes por Administración Zonal


Años 2011 - 2012


ADMINISTRACIÓN PORCENTAJE“N” 1111
calderón 32 42 4,9% 5,4%
Centro 60 80 9,1% 10,4%


Eloy Alfaro 76 78 11 ,6% 10,1%
La Delicia 86 92 13,1% 11,9%
Los Chillos 8 14 1,2% 1 ,8%
Norte 331 362 50,3% 46,9%
Ouitumbe 29 34 4,4% 4,4%
Tumbaco 22 59 3,3% 7,6%
Sin dato 14 11 2,1% 1,4%
Total 658 772 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I Gráfico 2.3.2.1.


Hurto a Empresas:
comportamiento mensual


Años 201o — 2011 — 2012 — Frecuencias
í Promedio General = 51
— Promedio 2010 = 33
é Promedio 2011 = 55
1 Promedio 2012 = 64


80 69 72 72 mea
7


59 y-ïma/V56aa
s:


e
e fl ¡v yg n“ ‘L’: Je47


}
a
la k?


¿El3Q la
I


3° 2o2o /
_.Q l


h


Febrero


Q


oe segessgeggeesegzsssgeggeEsagessgegg
=—€h 2 d} =—W .9 l} =—W 2É E2‘°=_=,«=E=EE8-¿E2‘°=_=,os=EEÉ-¿Ea2‘“:sgoE=EEW E E“ ÏEÉESNcE E“ ¿‘etagwus E" 2.23.22


ÉO>u l-I- ÉO>u l-I- 3o>u
u: °E c» °E o: °Eu: z u: z u: z


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


57-




I Gráfico 2.3.2.2.


Hurto a Empresas:
porcentajes según objetos sustraídos


Año 2012


Otros 21,2%


D¡"9'° 20.3%
Laptop 17.1%


ceIulares/radiocomunic 11,5%


Equip y herram de const 10,8%
Equipos de oficina 9,8%


Enseres 8,4%
Documentos comerciales 7,4%


Prendas de vestir
Armas de fuego


cámaras /filmlpalm


computadoras


Obj y doc Personales


Parte Automotores
Joyas


Vituallas
Fármacos


05A, 5% 16% 1á% 26% 2á%
Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos avariación


I Gráfico 2.3.2.3.


Hurto a Empresas:
frecuencias por olía y horario


Año 201 2
Madrugada


Mañana


Tarde


Noche


42 3 2


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-58




0000080


¡a


...¡




..


u


8...3.


NBEBEEE


uEuN


0006066


935....


NFCN
I


92D
_o
co


mesesssm
m


mens.
ou


mmEEEou
ou


umEmcoc




0009966


ganan»


3


mu;


umumcmuïo
mu


«seem


müeemhmm
mn


motín


o
EÜOJOM
E
_m


m8....“


nos“..omzo.m__mom_uïmficmzm
osa


89o


coca


caca


ocmfi:
mas:


]_


ser


.


mozas.


sglmfimuwhum
gm:


..


mu;


asma
au


envían<nzm>m._


0009966




102m


¿n20


.583.


Ascer.


2.3.:


33...


2...:


“ganas...


su
t


¡con


Ïgugsssuq


Ü


I


mu;


“S35E89
G


IES-ñ


:5


29.2.31
8


825m
a


e...


s.»
a.


2:5
un


322.8(BIEN;


500435.0


...


E.
..


_


8.8:


5.2.3523


San


0.92.2.


¿osa


dwzc


¡ÏSE


¡asi


E»:


¿canina


En
t


¡En


a
s;


0.53.3


022.:._5...u_:...___.sn(
Ü


en


i?


vea


SS


2...5
a.


v6.2.632m5;


52:53am
su


5:51
a


50040053


2.2.


9.33255:


2.3


A


S22.


NrON
I


G55
_o
:0


wmaozsEmo
>


mota
m


mono.
ou


mmüzscou
ou


UNEMCQD


NrON
l


92D
_0
se


mmfiesooaoE
m


mono.
ou


mmEEEou
ou


UNEwCQD




Análisis multitemporal de robos a automotores n DMO 2011 - 2012


SIMBOLOGÍA


n Puntos da Referencia
LEYENDA


Vías
E Adn-finiswaciones RODO Automotores 2012
: : uma; urbano Robo Automotores 2011


CLUSTER:
Pmmcdia de ¿U ¡Him


por 5-0 hacia mas


Sistema de Coordenadas: WGS 84
Zona: 17 Sur
Proyección:


, Fuente Fiscalía. OMSC. EMOP




En este capítulo de los delitos contra automotores, las estadísticas que se muestran se refieren a denuncias del
robo total del automotor, convirtiéndose por este motivo en un tema relevante por Ia cuantía que representa. En vis-
ta de que mas del 20% de las denuncias se han producido con violencia, se divide aI suboapítulo en asalto y robo
de automotores y en robo de automotores.Un alto porcentaje de estos hechos son denunciados en Ia Fiscalía,
tanto por el valor del automotor como también por el requisito que se requiere para reclamar el seguro vehicular.


Asalto y robo 725 583 648 26,3% 23,9% 22,5%


Robo 2034 1852 2237 73,7% 76,1% 77,5%


Total general 2759 2435 2885 100,0% 100,0% 100,0%




I Gráfico 2.4.1.1.


Asalto y robo de automotores:
comportamiento mensual — Asma y robo


— Promedio General = 54Año2012 _i Promedio 2010 = 60
á Promedio 2011 = 49
— Promedio 2012 = 54


100
869° 793o


/75\ A70 s2 s1 55 62 59 63 55 a 63
60


57 ,/ \z


5° ¡I ‘g En“ “
48


—-! 'I \
m


41 ’\4240 “33 ‘Q/Ax/ \
3o \2 \36


20
10
oegs=goocggfi2ofls=goocgfl>9jfloüs=gooogwfie._ __._ ._=... n_=._..__._ ._=.. .._°__,_._____ ._=.. -3:


"- ¿G32 "- *a°g.2 "- 1565.2fi = ° 8 = ° 8 = °
2010 2011 2012


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


I Tabla 2.4.1.1.


Asalto y robo de automotores:
frecuencias y variaciones


Años 2010 - 2011 - 2012


WODEVEHmULO
mmmmmm@@@@


7Automóvil 339 346 394 48 2,1% 13,9%
Motocicleta 185 97 103 -88 6 -47,6% 6,2%
Camioneta 98 54 62 -44 8 -44,9% 14,8%
Jeep 52 53 40 1 -13 1 ,9% -24,5%
Pesado 48 27 41 -21 14 -43,8% 51 ,9%
Otro 3 3 6 0 3 0,0% 1 00,0%
Sin dato 0 3 2 3 -1 ... -33,3%
Total general 725 583 648 -142 65 -19,6% 1 1 ,1 %


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


Las denuncias por asalto y robo a automotores representan el 22% del total de denuncias de los robos a auto-
motores. En el año 2012 se presenta un incremento del 11% respecto al 2011, provocado principalmente por el
incremento de denuncias por asaltos y robos de automóviles (13,9%), camionetas (14,8%) y vehículos pesados
(51,9%).


-6O




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


I Gráfico 2.4.1.2.


Asalto y robo de automotores:
porcentajes segun lugar mas frecuente


Año 2012
100%


j
93,8%


90% '


80% '


70% '


60% '


50% '


40% '


30% '


20% ‘


10% _ 3,0% 2,5% 0,3%1 1 1
0% l l l l


Vía pública Estacionamiento Domicilio Otros


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


EI mayor porcentaje (93,8%) de estos delitos denunciados se producen en Ia vía pública.


I Tabla 2.4.1.2.


Asalto y robo de automotores:
frecuencias y porcentajes por Administración Zonal


Años 2010 - 2011 - 2012


ADMINISTRACIÓN vAfliAcióN/‘BSOLUTA vAñiAcióNroflcENïuAt“N” ÉÉÉ@ÉÉÉ
58 15 35 -43 20Calderón -74,1% 133,3%


Centro 35 29 37 -6 8 -17,1% 27,6%
Eloy Alfaro 116 98 120 -18 22 -15,5% 22,4%
La Delicia 142 79 84 -63 5 -44,4% 6,3%
Los chillos 17 7 34 -10 27 -58,8% 385,7%
Norte 223 230 170 7 -60 3,1% -26,1%
Ouitumbe 91 92 130 1 38 1,1% 41,3%
Tumbaco 39 29 32 -10 3 -25,6% 10,3%
Sin dato 4 4 6 0 2 0,0% 50,0%
Total 725 583 648 -142 65 -19,6% 11,1%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


La Zona Administrativa Norte presenta el mayor porcentaje de denuncias por asalto y robo de automotores. Sin
embargo existe una disminución del 26%, y llama Ia atención el incremento del poco más del doble en Ia adminis-
tración Calderón y las más de cuatro veces en la administración Los Chillos.


6l-




I Gráfico 2.4.1.3.


Asalto y robo de automotores:
frecuencias por día y horario - Madfllgada


- Mañana
- Tarde
I Noche


Año 2012


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


I Gráfico 2.4.1.4.


Asalto y robo de automotores:
porcentajes segun el arma utilizada


I Arma de fuego
Año 2012


I Arma blanca


I Drogas


I contundente


2010
79,3%


2011
73,0%


201 2
75,5%


6% 16% 26% 36% 46% 56% 66% 76% 36% 96%


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación




I Gráfico 2.4.1.5.


Asalto y robo de automotores:
porcentajes por año del vehículo


Año 2012


50%
45% 45,9%
40%
35%
3°% 27,1%
25%
20% 16,3%
15%
10% 4,g<y o
5%


o 4,7 A: 1 ’2%
0% I I I


2010 - 2013 2006 - 2009 2000 - 2005 1995 - 1999 1990 - 1994 < a 1990


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


E - Robo de automotores
Esta modalidad delictual se presenta en ausencia de los propietarios o conductores, forzando por lo
general las cerraduras con el objetivo de sustraerse el automotor en su totalidad. Como se muestra más
adelante generalmente suceden en el espacio público, vías, avenidas o calles del DMQ.


I Tabla 2.4.2.1.


Robo de automotores:
frecuencias y variaciones


Años 2010 - 2011 - 2012


,,,,,,,,,,,,,,,,,0
EDEEÉÉ@É


758Automóvil 675 575 -1 00 1 83 -1 4,8% 31 ,8%
Motocicleta 691 631 705 -60 74 -8,7% 1 1 ,7%
Camioneta 347 308 342 -39 34 -1 1 ,2% 1 1 ,0%
Jeep 263 267 384 4 1 17 1 ,5% 43,8%
Pesado 47 60 32 13 -28 27,7% -46,7%
Otro 10 10 1 5 0 5 0,0% 50,0%
Sin dato 1 1 1 0 0 0,0% 0,0%
Total general 2034 1852 2237 -1 82 385 -8,9% 20,8%


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


63-




I Gráfico 2.4.2.1.


Robo de automotores:
comportamiento mensual


Z Robo
— Promedio General = 170
á Promedio 2010 = 170
í Promedio 2011 = 154
í Promedio 2012 = 186


Años 2010 - 2011 - 2012


25o
2m 212 20a 193 211


22‘
187 183 182 Ï \20° 167169 16817/5|A\16Z m /|/>‘7 1 ¿‘M-Ig/ ‘¡{5-


n-mgmflfliuz V150 \\_ 1 153
100


50


0
ec3=gooo2°E2c=g=geooE°EEo°g=goooE°EEn. n.


h
¡. — = n‘; n s n a


g. n.
h


¡. — = «a n E n a
¡_ n.


h ¡.
— = ¡a 3 ‘n- n a


LL 0-’ c >
.2


LI. 1-1 c >
.2


LI. 1d c >
2á? É = á? É = u? É e


2010 2011 2012


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 2.4.2.2.


Robo de automotores:
porcentajes según el lugar


Año 2012
90%


W
80% -


70% -


60%


50% -


40%


30% -


81,3%


20% - 10,9%
10% 1.1%


00/0 I I I


Vía nública Estacionamiento Domicilio Otros


67%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


-64




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


I Tabla 2.4.2.2.


Robo a automotores:
frecuencias y porcentajes por Administración Zonal


Años 201 O - 2011 - 2012


ADMINISTRACIÓN PÜRCENWESm“ ÉEEEZZEEEEK
127 93 108Calderón 6% 5% 5%


Centro 157 132 207 8% 7% 9%


Eloy Alfaro 432 437 505 21% 24% 23%
La Delicia 297 283 317 15% 15% 14%
Los chillos 29 18 42 1% 1% 2%
Norte 723 596 801 36% 32% 36%
Quitumbe 249 238 200 12% 13% 9%
Tumbaco 13 36 35 1% 2% 2%
Sin dato 7 19 22 0% 1% 1%
Total 2034 1852 2237 100% 100% 100%


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I Gráfico 2.4.2.3.


Robo ole automotores:
frecuencias por día y horario


Año 201 2
Madrugada


Mañana


Tarde


Noche


1 60


1 40


1 20


1 00


80


60


40


20


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


65-




I Gráfico 2.4.2.4.


Robo de automotores:
porcentajes segun el año del vehículo


Año 2012


35% 32,3%


0V - - - u - - -o
2010 - 2013 2006 - 2009 2000 - 2005 1995 - 1999 1990 - 1994 < a 1990


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


AI igual que el asalto y robo, Ia mayor cantidad de autos sustraídos son nuevos, sin embargo, en esta modalidad
existe un mayor porcentaje al registrado durante el periodo anterior, de robos de autos fabricados antes del
año 2000.




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


Debido al alto porcentaje de denuncias por estafas y abuso de confianza presentadas en el año 2012, ha sido
pertinente mostrar un subcapítulo, conscientes ademas, que este tipo de delito implica un accionar diferente a
delitos como el asalto y robo a personas o robo a personas y empresas.


Según el catálogo de la Fiscalía“, se define como reo de estafa: “El que, con propósito de apropiarse de una cosa
perteneciente a otro, se hubiere hecho entregar fondos, muebles, obligaciones, finiquitos, recibos, ya haciendo
uso de nombres falsos, o de falsas calidades ya empleando manejos fraudulentos para hacer creer en la existencia
de falsas empresas, de un poder, o de un crédito imaginario, para infundir la esperanza o el temor de un suceso,
accidente, o cualquier otro acontecimiento quimérico, o para abusar de otro modo la confianza o de la credulidad”.
Se define como reo de abuso de confianza como: “El que fraudulentamente hubiere distraído o disipado en per-
juicio de otro, efectos, dinero, mercancías, billetes, finiquitos, escritos de cualquier especie, que contengan obli-
gación o descargo, y que le hubieren sido entregados con la condición de restituirlos, o hacer de ellos un uso o
empleo determinado”.


Estos son delitos de acción penal pública, es decir, son delitos en los que la “Fiscalía está obligada a investigar de
oficio, sin necesidad del impulso de las partes interesadas, ni de reconocimiento de firmas, es decir, sin denuncia
particular”, aunque las y los ciudadanos están obligados a denunciar los hechos que pueden ser delictivos“.


I Tabla 2.5.1.


Estafas y abuso de confianza:
frecuencias y porcentajes


Año 2012


Two Poncewnues
Estafa 2473 68,9%


Abuso de confianza 1114 31,1%


Total general 3587 100%


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I 18.- Consultado en el catálogo de delitos de la Fiscalía en la siguiente página web: http://wvvw.cep.org.ec/catalogo/tbIO6deIitoview.php?iddeIito=298
I 19.- Consultado en la web de la Fiscalía: http://wvvw.fiscalia.gob.ec/index.php/servicios/guia-del-ciudadano


67-




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


I Gráfico 2.5.1.


Estafas y abuso de confianza:
comportamiento mensual


1 FrecuenciasAño 2012
— Promedio mensual = 299


600


500


400
j


479


300 É '34306 ‘¿g m 305 299 320 a20o 265 255 g
194 177


100


0
a° «9 b‘ g° \° gx° x° 8' 8' 8* 8*o“ 8' v8‘ Q ‘b é‘ 3° 6° ‘° 6° ‘° ‘°(9 «e? Q Q 5 V9


co?) Q Q


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I Gráfico 2.5.2.


Estafas y abuso de confianza:
porcentajes segun eI afectado


Año 2012
I Estafa


I Abuso de confianza


80% 76%


70%


60%


50%


40%


30%


20%


10%


0%
Personas Empresas


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Existe un mayor porcentaje de denuncias de estafas por personas, mientras que un mayor porcentaje de denun-
cias de abuso de confianza, se da por parte de las empresas.


-68




I Gráfico 2.5.3.


Estafas y abuso de confianza:
frecuencias según el rango de edad y sexo


Año 2012 _I Femenino
700 555 I Masculino
600


500
435 445


400 355


30° 26° 236
200 1 39


16-30 31-46 47-61 61-77 > 77


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


No existe mayor diferencia, entre las denuncias por estafas y abuso de confianza por parte de hombres y mujeres;
Ia mayor concentración se da en personas de 31 a 46 años de edad.


I Gráfico 2.5.4.


Estafas y abuso de confianza:
porcentajes de Ia relación víctima - agresor


Año 2012


60% 56%
50%


40% 30V0
30%
20%


9%
10% 2% 1% 1% 1%


0% 1 l l l Í l 1 l 1 l l
, o \ e e . a e9° o°°e>°° 29° 19° ‘su ‘á 9°° Q o e G A‘Q «o o \ \ ‘b Q9° Q‘ (P {OQ {GQ Q 0


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


69-




DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


I Gráfico 2.5.5.


Estafas y abuso de confianza:
porcentajes segun el lugar de ocurrencia


Año2012


60% 52%
50%


40%


30%


20%
9%10"/° 3% 3% 1% 1% 1%


0% S : m a
G309 0° —‘ CD O DO DCC C‘- h


ÉÉÉÉÉ É? É ¿En? éfi 3:3 É‘gg’? ¿É E "s: °° “á “E SS e3 É 31% ° 3 "1 E ‘si? °"' n
Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


No existe mayor diferencia, entre las denuncias por estafas y abuso de confianza por parte de hombres y mujeres;
Ia mayor concentración se da en personas de 31 a 46 años de edad.


I Gráfico 2.5.6.


Estafas y abuso de confianza:
porcentajes segun el sexo del victimario


Añ° 2012 - Hombres


- Mujeres


79,0%


/
0% 16% 26% 36% 40% 56% 66% 76% 36%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Este tipo de delitos son cometidos en mayor porcentaje por hombres que por mujeres, razón por Ia cual, cerca del
80% de los casos denunciados, indican que eI delito fue cometido al menos por un hombre.


-7O




in DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO


a I Delito Informático


f


Este delito es conocido por la Fiscalía como apropiación ilícita de bienes, sin embargo, el OMSC lo tipifica como
Delito Informático, para una mayor comprensión del delito. La definición dada por la Fiscalía dice: “Los que utiliza-
ren fraudulentamente sistemas de información o redes electrónicas, para facilitar la apropiación de un bien ajeno, o
los que procuren la transferencia no consentida de bienes, valores o derechos de una persona, en perjuicio de esta
o de un tercero, en beneficio suyo o de otra persona alterando, manipulando o modificando el funcionamiento de
redes electrónicas, programas informaticos, sistemas informaticos, telemáticos o mensajes de datos”


I Gráfico 2.6.1.


Delito informático:
comportamiento mensual


— FrecuenciaAño 2012
— Promedio mensual = 79


140


120
113


123


100 95 /\9o80
60 65 73
40


41 \E——


20


0
¿o ¿o ¿‘o ¿g ‘¿o ¿‘o ¿‘o c? ‘¿e ‘¿e ‘¿e ‘¿e“y <8? 5° y “ 5° 3 9° af e39 ‘s? ns»e o‘ °9Q: Q Q


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Existe una alta volatilidad de denuncias sobre este tipo de delito a lo largo de los meses del año 2012, siendo el
promedio de 79 denuncias y los picos más altos se presentaron entre los meses de abril y junio.


WJEW


7T’




I Gráfico 2.6.2.


Delito informatico:
frecuencia segun sexo y rangos ole edad j Femenino


Año 2012 I Masculino
12o


100 97


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Delito informatico:
porcentajes segun el monto


Año 2012


47,4%50% '


45%


40%


35%


30%


25%


20%


1 5%


1 0%


5%


096
oc:
"Po
Ï


501-1000 1001-1500 1501-2000 2001-2500 2501-3000 3001-3500 3501-4000 4001-4500 4501-5000 5001-5500 5501-6000 6001-6500 6501-7000 7001-7500 7501-3000 8001-8500 8501-9000 9001-9500 9501-1000
>


10000


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




0006050


EEG


293355.35...“


93::


¡‘hnw 4


NFGN
I


O55
_o
co


msmzxmm


moEou
ou


mm_u::=o=
me


umEmcmn


0000000




aajwmh


a=Jwmh
_


¿OEM


_om_zo


dïowï


“Saez”.


caca


c.
.6


e84


oocN


o


ozmfi:
22:3


_H_


ahy


.


mn:um—¿


nnnnnnnnn


un


un


Av


vw


mu?


“mmumcmvhooo
mu


332m


ma?
_


<


mücflfimm
mu


w955.


o


2:»:
s.


guagua


.9


¿afianza
462mm...


0009900


0009966




N
1—oN


I


1—
1—oN
Ó
En
I
u:
2cu:><a:u:
u:os:
ïs‘c:
a:‘c:
E
&on.
Ea:
III’


E:
E
IE


IE


Tu:
<


0000863


Ü
E!
2m‘
¡lg-GW
viv,


0000000




¿OEM


UWEO


8302:...


“mami


_


.
V


..


wwom


mmfizxww
823D


ocmfib
Ewtfi.
_l.


vw


m0?


ummumcmuhooo
mu


«Eofiü
_


_


.


_


.


dnzmh...


Eucuhuwm
mu


acusan.


n


.
.


45.04855




Capítulo 3 II III II




La violencia contra la mujer, es una de las
principales formas la violencia y a la vez una
de las menos reconocidas en la sociedad. El
OMSC ha desarrollado algunos indicadores que
permite n evidenciar esta problemática en el
DMQ, entre ellos están los femicidios, denuncias
de delitos sexuales (violaciones) y denuncias
de violencia intrafamiliar. Si bien es cierto que
los dos últimos temas no contienen información
exclusiva de violencia contra la mujer, se las ha
ubicado dentro de este capítulo porque en su
gran mayoría, más del 90%, se da a mujeres.




I Violencia contra la mujer


Capítulo


a Causalidad del fenómeno


La violencia contra las mujeres es una grave violación
de derechos humanos que no sólo acontece en el país.
Lamentablemente es una realidad global, en la que sin
importar la condición económica, social, étnica, de
educación, etaria, eto., las mujeres siguen siendo ma-
yormente víctimas de violencia física, psicológica, se-
xual, patrimonial tanto en el ámbito público como en
el privado, ocasionado — entre otras razones — por las
relaciones asimétricas de poder, a través de las cuales
se posiciona como dominante lo masculino frente a lo
femenino. Esta violencia o violencias limitan el accio-
nar de las mujeres como sujetos de derechos, lo que
indudablemente afecta al conjunto de la sociedad, por
lo que no debe ser considerado un tema menor y es
necesario que se activen todos los mecanismos para
erradicar esta problemática (Jácome; 2011, 63).


Para explicar las causas de la violencia, especialmente
aquella direccionada hacia las mujeres, hay que con-
siderar factores de tipo estructural, “que se refiere a
procesos sociales de carácter macro y con una génesis
y permanencia en el tiempo de más larga duración” (Bri-
ceño; 2007, 38) que da lugar a un efecto generalizado
que se llega a naturalizar y por eso es difícil identificarlo


en el Distrito Metropolitano
de Quito 2012


o encontrar estrategias que puedan alterar esa realidad.
En ese marco de factores estructurales, se encuentran
un conjunto de creencias y prácticas, de patrones cul-
turales, junto a “actitudes o conductas que perpetúan
y generan prácticas que entrañan violencia o coacción
basada en género, puesto que se (re)producen en la
atribución de funciones estereotipadas a hombres (ni-
ños, jóvenes y adultos) y mujeres (niñas, jóvenes y adul-
tas) en las que se considera a niños, niñas adolescen-
tes y mujeres, como subordinados” (Coordinación Plan
Nacional para la Erradicación de la Violencia de Género
hacia la Niñez, Adolescencia y Mujeres, s/f, s/p).


Las relaciones de poder inequitativas entre hombres y
mujeres se encuentran naturalizadas y por ende son
las que han determinado los patrones socioculturales
de hombres y mujeres y cuando surgen mujeres que
quieren subvertir esos patrones, salir del encasillamien-
to, ya sea porque mejora su educación, sus ingresos o
se libera de ciertas conductas y represiones, frecuenta
lugares que “supuestamente” no son propios para mu-
jeres, es cuando surgen los mecanismos de control y
las violentan por transgresoras. En definitiva, la violencia
de género se traduce en violencia direccionada mayo-
ritariamente hacia las mujeres durante todos los ciclos
de vida, porque no cumplen con su rol estereotipado o


Dra. Nelly Jácome


KW




porque deciden confrontar y rebelarse a lo establecido
o como un ejercicio de control y dominación sobre sus
vidas y sus cuerpos.


Lo indicado se ratifica al revisar los datos del OMSC, se-
gún los cuales, el mayor porcentaje de víctimas tanto de
violencia intrafamiliar como de violencia sexual son mu-
jeres. Para los casos de violencia intrafamiliar, el porcen-
taje de víctimas mujeres llega al 95.5% (Gráfico 3.2.2.)
y para los casos de violaciones sexuales, la frecuencia
y tasa por cada cien mil habitantes es de 28,9 para el
sexo femenino frente al 1.4 del masculino, aclarando
que generalmente en el caso de los hombres, éstos son
víctimas de violación entre edades de su infancia y/o
adolescencia, en tanto que para el caso de las mujeres
es un hecho que se presenta en todos los ciclos de su
vida (Fabia 3.3.1.).


“De esta forma se entiende que la violencia contra las
mujeres no es otra cosa que el control que los hom-
bres ejercen en función de ese orden patriarcal, sobre
las mujeres, sus vidas, sus cuerpos, sus tiempos, sus
decisiones, con el propósito de mantenerlas en un lugar
inferior socialmente asignado. El grito, la bofetada, el
puñetazo, el insulto, la humillación, la violación o el fe-
micidio son manifestaciones de esa violencia, pero tam-
bién son los recursos para ejercer ese control y mante-
ner la subordinación” (Carcedo; 2011, 24).


Características de victimarios, vícti-
mas y escenarios donde se producen
los hechos de violencia de genero


El escenario principal donde se cometen los actos de
violencia contra las mujeres como femicidio, violencia
intrafamiliar y violaciones sexuales, es el domicilio, preci-
samente en el lugar que supuestamente debería brindar
seguridad. El 77,3% de casos de violencia intrafamiliar
registrados en las Comisarías de la Mujer y la Familia del
Distrito Metropolitano, se dieron en la casa de la víctima
(Gráfico 3.2.3.). Igual situación encontramos en los ca-
sos de las violaciones, las que suceden en un 38% en
los domicilios (Gráfico 3.3.5.).


El domicilio es el escenario histórico íntimo, en donde
el hombre es quien ejerce el poder y el control, social-
mente es el rol que se le asigna al hombre bajo la con-
cepción de que es el jefe del hogar y que dicha jefatura
es jerárquica, patriarcal y que a pesar de los avances
legislativos y normativos, aún persisten en la mentalidad
de nuestra sociedad. El lugar donde más se producen
los ataques sexuales a las mujeres en el Distrito Metro-
politano son las casas (38%), lo que desvirtúa amplia-
mente el mito de considerar que las violaciones se dan
únicamente por parte de desconocidos y en lugares to-
talmente apartados (Gráfico 3.3.5)


Concomitantemente, quienes más agreden a las mujeres
son aquellas personas, especialmente varones, que se en-
cuentran en su entorno más íntimo; parejas, ex parejas,
familiares, amigos y conocidos, es decir, viene de parte de


quienes socialmente se les ha dado el poder de controlar
y disciplinar y contradictoriamente de proteger y cuidar. En
concordancia con lo indicado, se encuentra la información
que da cuenta que las mujeres víctimas de violencia la re-
ciben en un alto porcentaje de parte de sus parejas, fami-
liares, amigos y conocidos (Gráficos 3.1.3. / 3.2.4./3.3.3.)
Los causantes de violencia contra las mujeres siguen
siendo los hombres que pertenecen al círculo íntimo de
las víctimas. Las mujeres que tienen o han tenido rela-
ción de pareja son las que más violencia intrafamiliar
han sufrido y lo mismo ocurre en los casos de femici-
dios, es decir, se incrementa el riesgo de sufrir violencia
en los casos de mujeres que tienen o han tenido una
relación de pareja. Las mujeres asesinadas en el Dis-
trito Metropolitano fueron victimadas en manos de sus
parejas o familiares, son personas que ellas conocen y
con quienes conviven. Estos hombres usaron funda-
mentalmente arma blanca en un 33% para matarlas o
las estrangulan en un cercano 29%, (Gráfico 3.1.3.) se
utilizan estos mecanismos para matar por su efectivi-
dad y porque es lo que más tienen a la mano dentro de
los hogares, donde se cometen estos delitos como ya
se indicó. En un 43% buscan la noche (Gráfico 3.1.5.)
para cometer el asesinato, precisamente cuando no hay
probabilidades de testigos, puesto que, el objetivo es
realmente matar y no quieren fallar.


El 72% de mujeres que han sido víctimas de femicidio,
han sido dentro de relaciones de pareja, venganza y
violencia familiar (Gráfico 3.1.3.), ligadas a vínculos ínti-
mos y directos con la víctima. Esta situación desvirtúa el
concepto de seguridad en el hogar.


Según los datos del OMSC, el 71% de femicidios fueron
cometidos contra mujeres entre 16 a 46 años de edad
(Gráfico 3.1.4). En los casos de violencia intrafamiliar, la
mayor tasa por cada 100 mil habitantes fueron mujeres
entre los 18 a 61 años de edad (Gráfico 3.2.1.) y en
los casos de violaciones, las víctimas mayoritariamente
son adolescentes entre los 13 y 30 años de edad (Grá-
fico 3.3.1.). Estos datos nos dicen que la mayoría de
víctimas de femicidio, violencia intrafamiliar y violencia
sexual son mujeres entre los 16 a 46 años de edad,
lo que implica que son mujeres jóvenes en plena edad
productiva y reproductiva, afectando por tanto su traba-
jo, su economía y la de aquellos que se encuentran bajo
su dependencia, considerando que en el país existe un
alto porcentaje de mujeres jefas de hogar.


La doctrina de seguridad ha pasado por múltiples fases,
las que no voy a detallar, pero es importante mirarlas para
comprender cómo hemos llegado hasta la concepción
actual de seguridad ciudadana, la misma que involucra
una mayor participación ciudadana. Es decir, no se trata
sólo de un problema de los gobernantes, es un problema
público, un problema social en el que se hace necesario
“hacer participar a la sociedad respecto de cómo quiere
que se trate el tema” (Jarrín, Comp.; 2004, 70).


Seguridad ciudadana en la región y el
Distrito Metropolitano de Quito


-76




Las respuestas dadas por el Distrito Metropolitano, que
más adelante se analizarán, no son aisladas, responden
a una tendencia de la región, que buscan dinamizar la ac-
tuación de las autoridades municipales y metropolitanas,
tendencia que responde al incremento de la inseguridad
ciudadana y dentro de esta a la creciente problemática de
la violencia contra las mujeres en razón de su género.
De la información que sobre casos de violencia contra las
mujeres se puede encontrar en la red o en las instituciones
especializadas, se puede establecer que se dan situacio-
nes similares a la de nuestro país. “En el Brasil, la investi-
gación determinó que más de la mitad de las mujeres ase-
sinadas fueron víctimas de su pareja íntima” (lsfeld/OPS;
s/f, s/p). En esta misma línea, un nuevo informe sobre
violencia contra la mujer en América Latina y el Caribe. Un
análisis comparativo de datos poblacionales de 12 países,
llevado adelante por la Organización Panamericana de la
Salud/ Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS), en
colaboración con los Centros para el Control y Prevención
de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC), precisan
que entre el 17 y 53% de mujeres entrevistadas en 12
países estudiados de América Latina y el Caribe, indican
haber sufrido violencia física o sexual por parte de sus pa-
rejas. Entre el 10 y el 27% de las mujeres en estos países
reportaron haber sufrido violencia sexual en algún momen-
to de sus vidas, cometida por su pareja u otra persona,
pero generalmente por un hombre a quien ya conocían”.


En el país se han dictado algunas políticas para combatir
la violencia de género, especialmente lo relativo a la vio-
lencia intrafamiliar. Si bien es positivo por una parte, por
otra invisibiliza el problema central de la violencia contra
las mujeres, que como vimos es numericamente mayor.


Políticas públicas sobre violencia de
género


I Bibliografía


A nivel del Distrito Metropolitano se cuenta con la Or-
denanza Metropolitana 235 que establece las políticas
hacia la erradicación de la violencia basada en género
en el Distrito Metropolitano de Quito. En base a esta
ordenanza se busca hacer efectivo el principio de igual-
dad y no discriminación contra las mujeres, así como la
prevención y protección integral de las mujeres contra la
violencia de genero, (Ordenanza 235, Art.1). Ademas ha
dado la pauta para emprender acciones en contra del
maltrato sexual callejero, especialmente en medios de
transporte público y en el proceso de construcción del
“Plan de ciudades seguras para las mujeres" y la aten-
ción a víctimas a través de los sen/icios de salud, segu-
ridad, movilidad y otros relacionados con la comunidad,
(Ordenanza 235, Art. 8-1). Igualmente se establece la
obligación de brindar atención inmediata y oportuna a
las víctimas de violencia basada en género, sea en el
ámbito público como privado, a través de los Centros
de Equidad y Justicia (Ordenanza 235, Art. 8-2).


No obstante, una de las acciones más relevantes, desde
un punto de vista practico y de apoyo directo a las víctimas
de violencia de género, es la creación y funcionamiento
de los Centros de Equidad y Justicia, como espacios que
buscan acercar la institucionalidad judicial, médica y poli-
cial a la ciudadanía, lo que ha permitido en primera instan-
cia que se pueda contar con información estadística más
ordenada y regular sobre violencia contra las mujeres en el
Distrito. Se trata de un esfuerzo conjunto con el Ministerio
del Interior, la Policía Nacional, Policía Judicial, Fiscalía y
Función Judicial, mas la prevalencia de una sociedad an-
drocéntrica en donde los patrones socioculturales prees-
tablecidas y dados por naturales imperan, impiden que se
acorte la brecha entre lo normativo y lo operativo. Por tal
razón es importante que esta información, sea una herra-
mienta para pensar y continuar con políticas públicas que
sean incluyentes y que respondan a los verdaderos reque-
rimientos de la ciudadanía afectada.


I Briceño - León, Roberto. (2007). “Sociología de la violencia en América Latina”. Ciudadanía y Violencias. Vol. 3, primera edi-
ción, pág. 38. FLACSO Ecuador. Quito.


l Carcedo, Ana. (2011). “Femicidio en Ecuador”. Comisión de Transición hacia el Consejo de las Mujeres y la Igualdad de
Género. Manthra editores, pág. 24. Quito.


I Contreras, Juan Manuel. (marzo, 2010). “Violencia sexual en Latinoamérica y El Caribe: Análisis de datos secundarios".
I Centro Internacional de Investigación sobre Mujeres. www2.paho.org/hq/dmdocuments/201ONiolencia_Sexual_LAyElCari—


be.pdf, revisada 3 febrero de 2013.
I Coordinación del Plan Nacional para la Erradicación de la Violencia de Género hacia la Niñez, Adolescencia y Mujeres. “Sin


violencia, con respeto, e igualdad”. s/f
I Harpa lsfeld/ Organización Panamericana de la Salud. “Los homicidios en el Brasil: Un análisis de género y diversidad".


www.paho.org/genero_etnicidad - Revisada el 2 de febrero de 2013.
I Jácome Villalva, Nelly. (Enero, 201 f). “Actualización sobre violencia de género”. En Informe Derechos Humanos Ecuador


2009-201 O, Centro Regional de Derechos Humanos y Justicia de Género Humanas, pág. 63. Ecuador.
I Jarrín, Oswaldo. (2004). Compilador/ FLACSO. “Memoria del proyecto Política Pública de Seguridad Ciudadana, primera


fase". Ecuador.
I Ordenanza del Distrito Metropolitano N° 235 de 24 de abril de 2012.
I Organización Mundial de la Salud. OMS/OPS. http://new.paho.org/hq/index.php?option=com_content&view=articIe&i


d=8186%3Aintimate—partner—and—sexual-violence—against—women—is—widespread—in—12—latin—american—and—caribbean—
countries&catid=740%3Anews—press-releasesáitltemid=1926&lang=es - Revisada el 1 de febrero de 2013.


I 20.- (htto://new.paho.org/hq/index).


77-




Los homicidios y asesinatos producidos intencionalmente de una manera violenta y cruel, donde el perpetrador
siempre es un hombre que ha utilizado el ensañamiento y la alevosía para matar, se denominan FEMICIDIO. No
todos los asesinatos u homicidios de mujeres pueden considerarse como Femicidios, sino aquellos en los que se
identifique la existencia de relaciones desiguales de poder entre hombres y mujeres.


I Tabla 3.1.1.


Muerte a mujeres por su condición de genero


Años 2009 - 2010 - 2011 - 2012


TOTAL PORCENTAJE
2009 AL 2012 2009 AL 2012


19 28 21 87Femicidios 19 65,4%


No Femicidio 7 13 7 19 46 34,6%


Total 26 32 35 40 133 100,0%


Fuente: Medicina Legal de la Policía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




I Gráfico 3.1.1.


Femicidios:
porcentajes segun el arma utilizada


Año 2012


33% I Arma blanca


19% I Arma contundente


19% - Arma de fuego


29% - Estrangulación


Fuente: Medicina Legal de la Policía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I Gráfico 3.1.2.


Femicidios: porcentajes segun el tipo
(por conexión”, no íntimo” e íntimo”)


Año 2012


57% - Intimo


38% - No intimo


5% - Por conexión


Fuente: Medicina Legal de la Policía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


El mayor porcentaje de femicidios ocurridos en el año 2012 son de tipo íntimo, es decir, la víctima había tenido una
relación de pareja o familiar con el homicida.


I 21.- Femicidio por conexión: son las mujeres asesinadas en la línea de fuego, de un hombre tratando de matar a una mujer, siendo este el caso de mujeres
parientes, niñas u otras mujeres que trataron de intervenir o que simplemente fueron atrapadas en la acción del femicida (Cardedo, 2010).


I 22.- Femicidio no íntimo: ocurre cuando el homicida no tenía una relación de pareja o familiar con la víctima. En esta categoría se incluye la muerte perpetrada
por amigos, vecinos o por desconocidos.


I 23.- Femicidio Intimo: se presenta en aquellos casos en los que la víctima tiene o había tenido una relación de pareja con el homicida, que no se limita a las
relaciones en las que existía un vínculo matrimonial, sino que también se extiende a los convivientes, novios, enamorados y parejas sentimentales. En el
femicidio íntimo así mismo se incluyen los casos de muerte de mujeres a manos de un miembro de la familia.


79-




VIOLENCIA CONTRA LA MUJER


I Gráfico 3.1.3.


Femicidios:
porcentajes segun Administración Zonal


Año 2012


35% — 33%


30% -


25% -


20% _ 19%


0


15% _
14/o


10% 10% 10%
10% -


5%


0% -
Calderón Centro Eloy Alfaro La Delicia Norte Ouitumbe Tumbaco


Fuente: Medicina Legal de la Policía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


La Administración Zonal Eloy Alfaro presenta el mayor porcentaje de femicidios ocurridos en el año 2012, seguida
por las zonas administrativas Norte y Quitumbe.


I Gráfico 3.1.4.


Femicidios:
porcentajes segun el móvil o causa 24


Año 2012


25% 24% 24% 24%


20%


15%
14%


10°
10%


A)


5%
5%


0%
En contexto Venganza Violencia Delito Otros Riñas


de relaciones familiar sexual
de pareja


Fuente: Medicina Legal de la Policía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I 24.- La categoría contexto de relaciones de pareja concentra aspectos como: infidelidad, celos, decidieron separarse, la mujer se negó a tener relaciones
sexuales, la mujer inició una nueva relación amorosa.
La categoría violencia intrafamiliar sintetiza problemas familiares de índole económica, de relacionamiento con los hijos, de disputa por herencias
u otros bienes, entre otros.




VIOLENCIA CONTRA LA MUJER


I Gráfico 3.1.5.


Femicidios:
porcentajes según rangos de edad


Año 2012


40% — 38%


35% — 33%


30% ’


25% -


20% -


15% -


10% _ 10% 10%
5% 5%


0% I I II
0-15 años 16-30 años 31-46 años 47-61 años 62-77 años >77 años


Fuente: Medicina Legal de Ia Policía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


EI mayor porcentaje de víctimas de femicidio se encuentra en los rangos de edad de 16 a 30 años (38%) y de 31
a 46 años (33%).


I Gráfico 3.1.6.


Fernicidios:
porcentajes según día y hora de ocurrencia


Año 2012


43% - Noche
24% |:| Madrugada
14% I Mañana
19% I Tarde


Fuente: Medicina Legal de Ia Policía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


8j-




VIOLENCIA CONTRA LA MUJER


20% - 19% 19%


18% ‘


16% _ 14% 14% 14%
14% -


12% -


10% _ 10% 10%
8% -


6% -


4% -


2% -


0% . . . .
Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Medicina Legal de la Policía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 3.1.2.


Tasa de muerte de mujeres por homicidio
por cada 100 mil mujeres


Años 2009 - 2010 - 2011 - 2012


2,7 29 32Tasa de muerte de mujeres por homicidio 2,4


Tasa de femicidios 1,7 1,6 2,3 1,7


Fuente: Medicina Legal de la Policía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




1-12 años


13-17 años


18-30 años


31-46 años


47-61 años


62-77 años


> 77 años


Sin dato


Total


1 84


220
93


51
1 3
1 9


582


48
4.659


3.853
1 .307


375
79


1 .933


1 2.259


0,0
1,8


63,4


88,2
63,8


75,2
71,2


49,6


1,9
44,4


1542,3


1396,3
794,3


471,1
305,8


989,1


Aproximadamente eI 70% de denuncias por violencia intrafamiliar corresponde a personas entre 18 y 46 años de edad.


“ñ




I Gráfico 3.2.1.


Violencia intrafamiliar y de genero:
comportamiento mensual


Años2010-2011-2012 Frecuenchs
— Promedio General: 1201
á Promedio 2010 = 1276
— Promedio 2011 = 1256
— Promedio 2012 = 1070


IN {D g ¡n16008 85533.. s: a 0 55,8, u: a
14o09g"'-,L"'Ñ>9 m-‘¿Bav-"v-"Sflfiïgaá" 33J/"v \’É»5—.s ="e ::——"=,5 233::1200 \/ _ -5 ,_ 3__1000


S800 ‘á/ xt
600
400
200


0
W G.7 II d} d} GDC}000=00 0 d! 3000:0000 W 9000:0000 0


W%E<E*“°’2‘5vv"-'%E<E‘”°’.e‘svowfis<s”“°’.e‘avou- <H0'S'5 u- ‘Éoïü I-I- ‘aoïü8' °5 a °5 c: °5v: z cn z en z
Fuente: Comisarías de Ia Mujer y Ia Familia I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


La disminución de denuncias que se presenta en los meses de mayo y diciembre del 2012 se debe a que en una de
las comisarías donde se receptan denuncias de violencia intrafamiliar no atendió de manera regular en dichos meses.


I Gráfico 3.2.2.


Violencia intrafamiliar y de genero:
porcentajes del sexo de la víctima


Año 2012


95,5% Femenino


4,5% Masculino


Fuente: Comisarías de la Mujer y Ia Familia l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


-84




VIOLENCIA CONTRA LA MUJER


I Gráfico 3.2.3.


Violencia intrafamiliar y de genero:
porcentajes segun el lugar de la agresión


Año 2012


90% -


80% _ 77,3%
70% -


60% —


50% ‘


40% ‘


30% ’


o oa- kikik%
Domicilio Calle Lugar público casa de familiares Bus


Fuente: Comisarías de la Mujer y la Familia l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I Gráfico 3.2.4.


Violencia intrafamiliar y de genero:
porcentajes de relacion del agresor con la víctima


Año 2012


45% 40,2%
40%
35%
30%
25% 19,9%20%
15% 10,2% ,,10% 7” Á’ 55% 41% 3 str o5% i ’ ’° 3M 2.0% 1,4% 1,3%
0% i i É É =_=_


IU


E2.-:
cónyuge


Conviviente
Ex-conviviente Enamorado!


Familiar


Ex-Enamorado/a
Padre/madre


Otros


Fuente: Comisarías de la Mujer y la Familia l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




I Gráfico 3.2.5.


Violencia intrafamiliar y de genero:
porcentajes segun el nivel de instrucción


Año 2012


45,0% - Secundaria


35,7% - Primaria


15,3% - Superior


3,2% - Ninguna


0,8% I Post grado


Fuente: Comisarías de la Mujer y la Familia I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 3.2.6.


Violencia intrafamiliar y de genero:
frecuencias por sexo y rango de edad


Año 2012


- Femenino


- Masculino
5000 - 4659
4500
4000 3853
350o
3000
2500
2000
150o 1307


o
1-12 años 13-17 años 18-30 años 31-46 años 47-61 años 61-77 años >77 años


Fuente: Comisarías de la Mujer y la Familia I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




l x
La violencia sexual, en particular las violaciones”, se encuentra entre los delitos de mayor connotación social y
como menciona la Organización Mundial de la Salud, constituye un grave problema de salud pública.


Para la presentación de las estadísticas, se consideran los hechos de violaciones sexuales denunciados en la
Fiscalía, teniendo en cuenta la fecha de ocurrencia del delito y los datos que se presentan son sujetos a variación
debido a que existen varios casos que se denuncian con fechas posteriores.


01-12 años 7 41 2,6 15,5
13-17 años 3 146 2,7 135,0
18-30 años 2 112 0,7 37,1


31-46 años 1 19 0,4 6,9
47-61 años 0 3 0,0 1,8
Sin Dato 4 37


Total general 17 358 1,4 28,9


25.- Según el Código Penal en el artículo 512, se considera la violación sexual como el acceso carnal sin consentimiento.




VIOLENCIA CONTRA LA MUJER á Ï


I Tabla 3.3.2.


Violencia sexual:
frecuencias y porcentaje por Administración Zonal


Años 2010 - 2011 - 2012


ADMINIsïRAcIóN PORCENTAJE"W IIMIIIIMIIIIMIIIIMIIIIMIIIIMII
Calderón 23 7 16 7% 2% 4%
centro 50 35 46 14% 10% 12%
Eloy Alfaro 71 91 86 20% 26% 22%
La Delicia 50 33 59 14% 9% 15%
Los Chillos 17 20 11 5% 6% 3%
Norte 59 64 68 17% 18% 17%
Quitumbe 54 53 70 15% 15% 18%
Tumbaco 18 24 20 5% 7% 5%
Sin dato 8 23 22 2% 7% 6%
Total 350 350 398 100% 100% 100%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 3.3.1.


Violencia sexual:
comportamiento mensual de denuncias


Años 201o — 2011 — 2012 _ Frecuenchs
á Promedio General = 31
á Promedio 2010 = 29
— Promedio 2011 = 29
ï Promedio 2012 = 33


60
52


50 47


K 4140 36 35 38 35 34 q;33 ¡n34 34 a1 31 33
30


\- __ /_
I


e]i f 2 vs ¿3/
20 7 1l6 16
10


oE287:2.222325;sesïgessgeggeesegeesgegg
d) ¡. = — 01 .9 d} ¡. = — (0 Q l} ¡. E — m 3ÉE5253iéééééÉïífigiiííéééïíéágtiééééÉ


.7 é E .5: ‘z’ ‘ñ .5? é 5
010 2011 20122


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-88




VIOLENCIA CONTRA LA MUJER


I Gráfico 3.3.2.


Violencia sexual:
frecuencia por día y horario


Año 2012 Madrugada


Mañana


Tarde


Noche


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


I Gráfico 3.3.3.


Violencia sexual:
porcentajes segun la relación víctima — agresor


Año 2012
40,0%-


35_0%— 333% 33,2%


30,0%-


25,0%-


20,0%-


15,0%-


1o,o%— 8,2% swI ° 5,6%
5,o° - 3.3‘? 2,6‘?A»


i i i


o


¡o
2,3% 2,0% 1,3% 1,3% 0,8% 0,3%


0,0%‘ I l I I l I l i I


g fé g .8 fi 5» É fi “E é ‘á__ = ¡_ u: " ¡_s 5 a E 5 5 a a ” íE e 8
5 ¿i
O


E.)


Ninguna/Desconocido


conv¡vientelExconviviente


Il


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


89-




I Gráfico 3.3.4.


Violencia sexual:
frecuencias y porcentajes según sexo y rango de edad


Año 2012


- Femenino


- Masculino
> Edades vulnerables <


14o -
121


120 -


100 — 92


80 -


60 -


40 -


19
20 -


2 3 2 3 3
g _


I Gráfico 3.3.5.


0-5
años


6-10


años


11
-15


años


16-20


años


21-25


años


26-30


años


31-35


años


3
-40


años


41-45


años


>
45
años


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Violencia sexual:
porcentajes según lugar de ocurrencia


Año 2012


38% I Domicilios


23% - Lugares de acceso restringido


12% - Espacio privado


11% - Bosques l áreas desoladas


8% I Dentro de un automotor


8% - Otro


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-9O




v_c'_


‘Q


‘w
1
¡L


-'..
r¡ _ _.


L ' SIOHES
f‘ _- ‘g. x , .. thx“?-


x _ _ _


___ t. h l _
¡LI ' '


in.
‘I-


Lasiun;
EJ personas ¡É


i;




La gravedad del tema, su “novedad” estadística,
explica Ia decisión del Obsen/atorio de contratar
un estudio etnográfico sobre “Riñas callejeras
y demás lugares públicos en el DMQ”, que
“permita definir, por un lado, el perfil de las
riñas callejeras a partir de ‘tipos ideales’ que
relacionen Ia violencia con el espacio público y,
por otro, el perfil sociocultural de las riñas, a partir
de las actitudes, comportamientos ciudadanos,
causas y consecuencias de las interacciones e
imaginarios simbólicos”




Capítulo


Los efectos de las riñas callejeras producidas en el
Distrito Metropolitano de Quito son problemas de ca-
rácter estructural, ocultos al menos en las estadísticas
sobre inseguridad.


En el informe de Seguridad Ciudadana 201 O, bajo la
categoría “Muertes por causas externas”, como “MóviI/
causa de los homicidios 2008-2010”, registra un 27%
por venganza en el año 2010, y un 27% por riñas en
el mismo año. Esto significa que el 54% de los homici-
dios en el DMQ se produjeron por estos dos motivos.
Este dato llama profundamente la atención, no sólo de
los estudiosos del tema y de la institucionalidad res-
ponsable de la seguridad ciudadana, sino incluso del
pensamiento común de la ciudadanía que piensa que
la mayoría de los homicidios son causados por la de-
lincuencia. Este 54% de homicidios son resultado de la
violencia social, antes que de la violencia delictiva.


La gravedad del tema, su “novedad” estadística, expli-
ca la decisión del Observatorio de contratar un estudio
etnográfico sobre “Riñas callejeras y demás lugares pú-
blicos en el DMQ”, que “permita definir, por un lado, el
perfil de las riñas callejeras a partir de ‘tipos ideales’ que
relacionen la violencia con el espacio público y, por otro,
el perfil sociocultural de las riñas, a partir de las acti-
tudes, comportamientos ciudadanos, causas y conse-


Dr Lautaro Ojeda


cuencias de las interacciones e imaginarios simbólicos"
(Informe 16to. de Seguridad Ciudadana, 2011).


Antes de especular sobre el significado y consecuen-
cias de las riñas callejeras, considero necesario expre-
sar algunas reflexiones previas alrededor de las violen-
cias sociales, concepto dentro del cual podría ubicarse
el fenómeno de las riñas y venganzas.


AI parecer, el fenómeno que nos ocupa no puede ser
atribuido a situaciones coyunturales y peor aún dentro
de la categoría de violencia delincuencial, pero sí de la
violencia estructural. Esta última es una violencia exis-
tente desde hace mucho tiempo, que por múltiples
razones, ha permanecido oculta, invisibilizada por la
sociedad y los medios de comunicación. De allí que
no forma parte de las estadísticas delictivas, salvo la
violencia intrafamiliar, fenómeno que hasta apenas dos
décadas, era considerado socialmente como un asunto
privado que debía ser resuelto en la intimidad del hogar.
Recién, el 11 de diciembre de 1995, se aprueba la “Ley
contra la violencia contra la mujer y la familia (Ley 103).
En primer lugar, es necesario precisar, como señala
José María Tortosa, que en la mayoría de los casos, la


98-




Ï"LÉsioNEsM/á¡áéáshoNÁs ihEhN ii¿Lois/io


violencia social resulta de factores aprendidos, cultura-
les en el sentido amplio del término. Se trata de una vio-
lencia que altera el equilibrio natural de la agresividad,
condicionada por múltiples factores, algunos relaciona-
dos con características individuales, otros con la familia
o las estructuras sociales (escuela, lugar de trabajo, ve-
cindario o grupo de compañeros).


Es asimismo importante destacar, que la violencia es
resultado de una interacción social en la que determina-
das personas resultan dañadas de manera intencionada
o sobre las cuales recae la amenaza creíble de padecer
quebranto. La violencia no es equivalente a desigualdad
social u otros condicionamientos sistémicos que impi-
den el pleno desarrollo de la vida individual. La violencia
ni se crea ni se destruye, solamente se transforma. Es
sumamente complejo predecir la dirección que tomará
una determinada violencia social.


Mientras las estadísticas oficiales de inseguridad se han
centrado en las violencias delictivas, las violencias so-
ciales han permanecido invisibilizadas, a pesar de sus
graves efectos negativos en la convivencia ciudadana.


Estas violencias derivan de un conjunto de factores
económicos, sociales y culturales; de allí la complejidad
para comprenderlas y formular tratamientos normati-
vos, legales y sociales.


Salvo el caso de la violencia intrafamiliar y de género, los
otros tipos de violencia social como el de las riñas y ven-
ganza, el acoso escolar — conocido actualmente como
bullying — y la criminalización de la protesta social, entre
otras violencia sociales, permanecen ocultas estadísti-
camente. Ello explica porqué no es posible cuantificar
la fenomenología de la violencia social, su dimensión y
reales consecuencias en la vida cotidiana e incluso en la
violencia delictiva.


Las estadísticas y los números: instrumentos nece-
sarios, más no suficientes:


El lenguaje de los números, precisa Máximo Sozzo, “se
ha impuesto ampliamente en los discursos en torno a la
criminalidad y al sistema penal en los medios masivos de
comunicación y en las políticas públicas”. Lo cuantitativo,
las estadísticas sobre la criminalidad, se han convertido
en el instrumento privilegiado de conocimiento sobre la
violencia y, en especial, sobre la delincuencia (2008229).


La información cuantificada sobre comportamientos pre-
suntamente delictuosos, se genera en los procesos de
definición y registro por parte de las instituciones esta-
tales, en el marco de sus actividades de gobierno de la
criminalidad.


Pero las estadísticas oficiales presentan un conjunto de
limitaciones como fuente de conocimiento y, por tan-
to, de operación; limitaciones que podrían resumirse en
tres: la cuestión de la “cifra negra de la criminalidad”
o “criminalidad sumergida”; el carácter manufacturado


de las estadísticas oficiales, la construcción ideológico-
política y, finalmente, el manejo generalmente resen/ado
e incluso sincrético.


La “cifra negra”, apunta Sozzo, “representa el conjunto
de conductas realizadas efectivamente en la vida social
que presuntamente se asocian a las tipificaciones con-
tenidas en la ley penal que no han sido registradas y ofi-
cializadas por las agencias estatales competentes, ins-
tituciones policiales e instituciones judiciales” (ídemz37).
Los informes de seguridad ciudadana del año 2010 y
del 2011 del DMQ, presentan cifras verdaderamente
alarmantes de NO denuncia.


Al referirse el autor citado, al “carácter manufacturado”
de las estadísticas oficiales (policiales yjudiciales) apun-
ta que éstas dependen fundamentalmente de las deci-
siones de registro y oficialización de hechos presunta-
mente delictuosos, que son tomados por miembros de
la institución policial yjudicial, en función de parámetros
culturales que no son homogéneos a través del tiempo
y el espacio, y sobre los cuales inciden múltiples varia-
bles de diversa naturaleza.


Entre los aspectos críticos para el abordaje de la vio-
lencia y delincuencia están la ausencia de estudios
cualitativos que trasciendan los números y las cifras, la
carencia y precariedad de información válida, confiable,
la baja calidad de las fuentes oficiales de información
delictual y la construcción de datos dirigida prioritaria-
mente hacia lo operativo e inmediato, en detrimento del
conocimiento real del fenómeno en su complejidad.


Es además necesario precisar que ningún indicador,
tasa o índice, es neutro o carente de un referente teó-
rico—metodológico y que tampoco ninguna fuente de
información es neutra.


Las reflexiones antes formuladas, especialmente la au-
sencia de investigaciones cualitativas, en este caso so-
bre el fenómeno de la riñas callejeras, resaltan la impor-
tancia de investigaciones como las que se comentan
en este artículo, que son a la vez un preámbulo para
analizar brevemente el estudio etnográfico sobre Riñas
Callejeras y Demás Lugares Públicos en el DMQ, reali-
zado por Jorge Núñez (2012).


Alcohol, clase, policías y ladrones. Las riñas calle-
jeras y demás lugares públicos en el Distrito Metro-
politano de Quito:


La riqueza del estudio obliga en esta ocasión, a desta-
car determinados hallazgos, así como algunas inquietu-
des y propuestas.


Principales hallazgos y aportes:


Las peleas entre ciudadanos, por asuntos de conviven-
cia vecinal diaria, no se relacionan con los problemas
derivados de negocios y economías ilegales.


-94




Los entrevistados condenan las riñas callejeras, pero el
argumento en esas situaciones era que alguien merecía
ser castigado por infringir alguna norma social y porque
es necesario defender el honor.


La distribución espacial de los homicidios por vengan-
za, asalto y robo, ratifican el caracter territorial. Este ha-
llazgo evidencia que las riñas callejeras tienen una es-
pecificidad y dinámica urbana espacial y una dinamica
urbana propias. Muestra además, que este fenómeno
está presente en todos los sectores. Los parques y ca-
lles secundarias son lugares usualmente problemáticos.
Hay que tomar en cuenta que de acuerdo con la En-
cuesta de Victimización y Percepción de Inseguridad en
el DMQ en el año 2011, la vía pública es el lugar donde
más se presencian o se viven las riñas (84,33%).


Los jóvenes son los que generan, en mayor porcentaje
las riñas callejeras. En este grupo etario, las riñas calle-
jeras se producen en un 76% entre los 16 y 35 años de
edad.


Algunas inquietudes


En la síntesis que, sobre esta investigación, presenta el
Décimo Sexto Informe de Seguridad 2001 del OMSO,
se plantea el caracter político-moral de las riñas calle-
jeras, como herramienta de castigo, ajusticiamiento y
reivindicación social. Al respecto, es necesario indagar
las causas, motivos, circunstancias sociales y culturales
que incitan a la gente a actuar en forma extrema en Qui-
to. En este sentido, recuerda que “el uso social y cultu-
ral del alcohol ha sido poco analizado en el Ecuador, a
pesar de ser uno de los países con índices de consumo
más altos en relación al resto de países de la región”.


AI respecto, el estudio no se refiere en absoluto acerca
del rol social del alcohol, ni menciona el carácter comu-
nal que representa su consumo en determinados ba-
rrios de la Capital.


Por la trascendencia de la opinión del Comandante de
Policía del Distrito Metropolitano de Quito, respecto
del papel de la Policía Nacional en las riñas callejeras
y del manejo de datos en los casos de violencia “no
delincuencial”, conviene recuperar algunas de sus in-


. Bibliografía


quietudes: “En Ecuador, la policía preventiva no se ha
desarrollado porque la institución está orientada hacia
la generación de respuestas de auxilios ciudadanos”.
Manifiesta asimismo, su preocupación por la situación
de desinstitucionalización de la Policía Nacional.


Respecto del manejo de datos, resalta la ausencia de
una estrategia clara de manejo, lo que impide cual-
quier proceso serio de evaluación y rendición de cuen-
tas. Este aspecto de la labor policial es evidente en
casos de violencia “no—deIincuenciaI”. Finalmente,
apunta que la información recopilada sobre riñas calle-
jeras por los agentes, generalmente no es procesada
institucionalmente a través de protocolos o cadenas
de custodia, como ocurre en casos de homicidio o
violencia intrafamiliar.


Recomendaciones


W
Realizar un estudio interdisciplinario sobre el
consumo de alcohol en la ciudad, con el fin de
dimensionar su incidencia en la vida cotidiana,
pero, a la vez generar información empírica que
permita diseñar políticas de carácter estructural
y coyuntural, así como medidas y acciones para
afrontar este fenómeno social.


W
JK


Estudiar el papel del consumo excesivo de alco-
hol en la estructura y dinámica de las peleas calle-
jeras y desarrollar una línea de investigación sobre
el tema, que vaya mas allá de las investigaciones
sobre adicciones y de seguridad ciudadana.


K J
En relación con la convivencia ciudadana, los ha- N


llazgos del presente estudio muestran tres puntos
que deben ser trabajados: a) la necesidad de crear
un equipo de mediadores de conflictos barriales,
b) la conveniencia de organizar campañas contra
el racismo y la xenofobia y, c) la urgencia de poner
en marcha políticas antiviolencia entre ciudadanos.K J


I Jorge Núñez, (2012). “Riñas callejeras y demás lugares públicos en el DMO". Obsen/atorio Metropolitano de Seguridad
Ciudadana, Distrito Metropolitano de Quito.


I Ley contra la violencia contra la mujer y la familia, (Ley 103).
l Maximo Sozzo, (2008). “Inseguridad, prevención y policía”. FLACSO, Municipio Metropolitano, Quito.
I Ministerio de Gobierno, (2008). “Estadísticas delictivas: la realidad visible". Encuesta de Viotimización y Percepción, Quito.
I Observatorio Metropolitano de Seguridad Ciudadana, (2010). “Informe de Seguridad Ciudadana”. Distrito Metropolitano,


Quito.
l Observatorio Metropolitano de Seguridad Ciudadana, (2011). “Encuesta de victimización y Percepción de Integridad". Se-


cretaría de Seguridad y Gobernabilidad.
l Observatorio Metropolitano de Seguridad Ciudadana, (2011). “16to. Informe de Seguridad Ciudadana”. Distrito Metropoli-


tano, Quito.


95’




El Observatorio ha desarrollado un conjunto de variables que permiten caracterizar las lesiones desde el punto de
vista delictual. Estos delitos son reoeptados en la Fiscalía General del Estado en la Unidad de Delitos contra las
Personas y Garantías.


Frecuencias
Promedio Mensual = 117


160


132 135 132“w 123 113 121 112 114 11212o 104
99


9g
100


80


60


40


2D


o
e e a e g 2 2 2 e e se e


i- E ‘ V) 2 Q .9 .0Éégïáaïasessu. < ha o "g E,a = '=


A lo largo del año 2012 no existe mayor variabilidad del número de denuncias por lesiones; se tiene un promedio
mensual de 117 casos y los meses de mayor frecuencia son mayo, junio y septiembre.


-96




I Gráfico 4.2.
l - Madrugada


Lesionesla personas. l - Mañanaporcentajes del dia de ocurrencia
- Tarde


Año 2012 - Noche


Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Domingo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


EI 48% de las denuncias por lesiones corresponden a hechos ocurridos los días sábados y domingos, debido a
que un alto porcentaje de homicidios ocurren por riñas en los mismos días, hace pensar que puede existir una
correlación entre estos dos delitos.


I Gráfico 4.3.


Lesiones a personas:
porcentaje del sexo del agredido


Año 2012


67% Masculino


33% Femenino


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


EI 67% de denuncias de este tipo de delitos corresponde a personas del sexo masculino y se mantiene la misma
tendencia que Ia del año 2011.


97-




I Gráfico 4.4.


Lesiones a personas:
frecuencia por edad y sexo delagredido


Año 2012


- Femenino


I Masculino


350


30o 272 237
250


zoo 156 161
150


ss100
5° 12 1o 25


52 64 43“ 13 38 1o 2° 1o1o 4 3
0 fl j í


0-5 años 06:11 12:17 13:25 26:35 36:45 46:55 56:65 > 66 años Sin Dato
anos anos HNOS HNOS GHOS HNOS HNOS


Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos avariación


Las denuncias por lesiones son en mayor cantidad de personas en un rango de edad de 18 a 35 años.


I Gráfico 4.5.


Lesiones a personas:
porcentajes de días de incapacidad


Año 2012


66% 66% I Menos de 3 días
22% - Entre 4 y 8 días


8% - Entre 9 dias y 30 días


4% I Entre 31 días y 9o días


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


EI mayor porcentaje de días de incapacidad se registra entre menos de 3 días con el 66%, seguido de 4 hasta 8
días con el 22%.


-98




I Gráfico 4.6.


Lesiones a personas:
porcentajes de relación de Ia víctima con el agresor


Año 2012
80%-


70% 682%
60%-


50%-


40%-


30"/r


20% 14,7%
0


13:’ l _5’“’ 45% 5% 2.6% 0,3% 0,4% 0,4% 0,4% 0,4% 0,2%
o‘


m o
- - v í -


í“
v v v - - - -


8» É É É 8 ‘E 8 3 3 3 3 2-- o = w 5 q) ¡. "U f6 Ñ 5 >
É g "É ‘S É‘ ‘S 5 3 B E’ É Én: -- . '- - g ._ to
3 3 '-'- É 8 É É‘ rc V1 l;-c a: o o u s: L“"g E u :2 N


f6 LH
g s:


U E»s
Fuente: Fiscalía l Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


Las lesiones a personas son producidas principalmente por conocidos o amigos (68,3%), es decir, estos hechos
son consecuencia de la convivencia.


I Gráfico 4.7.


Lesiones a personas:
porcentajes del arma o medio utilizado en Ia agresión


Año 2012


contundente 63,2%


Golpes


Arma Blanca


Arma de Fuego


Drogas


Fármacos 0,3%


0% 1 0% 20% 30% 40% 50% 60% 70%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC l Datos sujetos a variación


Las armas más utilizadas en las lesiones denunciadas corresponden a arma contundente (45,3%), golpes (36,7%)
y arma blanca (16%).


99-




Densidad de Denuncias de Lesiones a Personas en el DMO - 2012


703000 791000


I‘
‘iq, * ‘.7 \


¿ir
l.


1.
‘ i’


{'11
7'


v. x.
v


"Mm A‘
/‘ 0' e


s “e'- 1
q: , ' ’=


'
s


i,‘ _
r


f‘


J


'- ‘ï ' '. ' - \


\ j}
u ¡jr Zona Administrativa Eloy Alfaro
'i“hfip- *‘ . ,


11:3;
f‘ y, - .51“


- ‘ 5 Wu,, Il 1
/


g ¡


.1‘
. _


á


o Ï
¡z , , - ' v -\


a9?” ro _
0 .0d‘ ‘ “WR


üoyAllam _V 23* r, E9‘


_ _ ‘a
y. _ _ lv .



.&


f. . , ON
A.


f —-
,1‘ 51.755 /


v. 1 - —


r
\ ï


"Í ‘..


i
f4, _


»'..¿_‘


‘Was


e 9 ‘9 ' p?’animan. g ‘ta; e ¿»tai
.. _s s:. ' i


LEYENDÁ SIMBOLOGÍA
N


Densuad ¿e ¡»me I Puntos de Referencia
A————í Vías Sistema de Coordenadas: WGS 84


_ . Zona: 17 Sur


0,39 p»; ‘g?
E] Admimstraciones ES°ALA1‘15°' Menos pmyecc¡¿n¡ u-¡»MN‘ Í‘ Límite Urbano u 2.000 4.000 e. e 3.000 Fuenm: ¡fimua! OMSQEMOP


' = —
70000.0‘ 701000




|. v" .‘_ ' : ‘ gl e V


V.’ 1
'


. ' ‘ E 1 9 a : ‘v. . 1 ; ¿»J- ' a u -, . ' ' ‘4.51 - . . ' ¡ .
S Éé - 'q -.


Capítulo 5 II III








Capitulo


Para la Alcaldía Metropolitana de Quito, la Seguridad Ciu-
dadana se ha convertido en uno de los principales temas
para abordar con responsabilidad institucional y social.


La Secretaría General de Seguridad y Gobernabilidad
es el ente encargado dentro de la Alcaldía Municipal, de
trabajar este problema de manera integral, asumiendo
un rol protagónico y de cara a la realidad distrital.
Las políticas que se implementan en el DMQ han sido
construidas en base a un estudio objetivo de lo que nos
esta pasando y ellas han impulsado un protagonismo
social importante dentro del territorio, cuya correspon-
sabilidad ha sido asumida por la comunidad barrial de
una manera consciente y con las limitaciones y alcan-
ces que ello conlleva.


En el Distrito Metropolitano de Quito, como bien cono-
cemos, tenemos nueve Zonas Administrativas que son:
Calderón, La Delicia, Eugenio Espejo (Norte), Manuela
Sáenz (Centro), Eloy Alfaro (Sur), Quitumbe, Los Chillos,
Tumbaco y La Mariscal; esta última creada en el mes
de Diciembre del año 2012 por el Concejo Metropoli-


Eco. Ne/cy de la Carrera


tano. Cada una de ellas con sus propias realidades y
dinamicas pero que, en materia de Seguridad Ciudada-
na, han unido sus estrategias para combatir sobretodo
la delincuencia.


Es importante señalar que en cada Administración Zo-
nal existe un equipo técnico de seguridad ciudadana
que trabaja y coordina acciones con las instituciones
locales que colaboran en función de esta temática, así
como con la comunidad barrial y las instituciones edu-
cativas, lo que ha permitido a esta administración mu-
nicipal estar mas cerca de los problemas comunitarios
y trabajar en soluciones compartidas según competen-
cias específicas con la Policía Nacional, los Centros de
Equidad y Justicia, etc.


De igual manera, es bueno acotar que en cada Adminis-
tración Zonal también contamos con un Consejo Zonal
de Seguridad, el cual esta integrado por las principales
autoridades institucionales como: el Administrador (a)
Zonal quien preside el mismo, el Comandante de cada
distrito de la Policía Nacional, el Jefe Zonal de la Policía
Metropolitana y del Cuerpo de Bomberos de Quito, re-
presentantes de las Redes de Comités de Seguridad


_1O4




Ciudadana, Centros de Equidad y Justicia, Jefaturas
de Seguridad Ciudadana, Tenencias Políticas, Juntas
Parroquiales, etc. Estos consejos se reúnen una vez al
mes y analizan objetivamente lo acontecido en sus te-
rritorios a mes terminado y se toman decisiones para la
actuación específica de cada institución o en conjunto,
que son de obligatoria ejecución e informe en la siguien-
te sesión del Consejo. Asimismo las instituciones y la
comunidad deciden qué hacer en sus territorios, exis-
tiendo además un sistema respetuoso y transparente
de rendición constante de cuentas.


Entonces, tomando en consideración lo expuesto, es
importante saber lo que efectivamente se ha realizado
en cada Zona Administrativa respecto de sus proble-
mas de inseguridad y como la comunidad se ha invo-
lucrado positivamente para ser parte de la solución de
esta problematica.


Administración Zona Calderón


Está ubicada en el extremo norte del Distrito Metropoli-
tano de Quito. Carapungo, Llano Chico y Llano Grande
son sus principales parroquias y las más pobladas. Los
problemas de inseguridad que aquí se producen son
similares al resto de las Zonas Administrativas; sin em-
bargo, las características poblacionales, y sobre todo
de organización social, son diferentes.


Habíamos mencionado que en todas las zonas tene-
mos conformados y funcionando Consejos Zonales de
Seguridad, pues bien, en esta Administración Zonal los
resultados del trabajo realizado por el Consejo han sido
muy satisfactorios, pues se ha logrado una conjunción
importante entre la autoridad Municipal y de la Policía
Nacional y el tener 12 UPC, permite que la coordinación
interinstitucional y con la comunidad se vuelva impres-
cindible. Una de las estrategias adoptadas por el Conse-
jo de Seguridad de Calderón fue ejecutar operativos de
control en la vía, de tal forma que se puedan reducir los
atropellamientos en las vías de mayor tránsito, de hecho,
eso se refleja en las estadísticas donde se obsen/a que
en el año 2012 solamente se tuvo un fallecido por esta
causa. Lo ideal es que ese indicador marque cero.


Otra estrategia adoptada por la Administración Zonal
Calderón por medio de su Jefatura de Seguridad, con el
fin de reducir los índices delincuenciales (delitos contra
el patrimonio), ha sido la organización comunitaria me-
diante la conformación de Comités de Seguridad tanto
en los barrios como en los establecimientos educativos.
Los resultados se ven a la vista, pues se han reducido
sustancialmente los delitos contra las personas (2011:
352 y 2012: 318). Para el Municipio del Distrito Metro-


politano de Quito este dato es significativo, dado que
hemos calado en la mente de las personas con una
cultura de prevención, donde la autoprotección es muy
importante, obsen/ar a su alrededor, no colocarse joyas
u objetos de valor cuando sale a sitios de concurrencia
masiva, etc. Sin embargo, observamos que en el año
2012 tenemos un incremento del número de denuncias
de delitos contra el domicilio y para contrarrestar este
dato que se repite en otras zonas administrativas, se
ha optado por la instalación de alarmas comunitarias,
sobre todo en aquellos lugares donde están ocurriendo
con mayor frecuencia y así se espera que las denuncias
disminuyan. Es importante anotar que la Policía Nacio-
nal realiza operativos y patrullajes continuos en los ba-
rrios los cuales deben acentuarse aún más.


En Calderón, la participación de la comunidad en los
proyectos de Seguridad es sumamente positiva, com-
prometida y propositiva. Es normal pasar por algunas
calles de Carapungo y ver como la Alarma Comunitaria,
en conjunto con la participación de los vecinos, se ha
convertido en una herramienta poderosa para ahuyen-
tar a los delincuentes que pretenden apropiarse de sus
pertenencias. De igual manera es importante el trabajo
realizado en San José de Calderón, Llano Chico, Za-
bala, Marianitas entre otros, que se han comprometido
a ser parte positiva en la solución a la problematica de
seguridad en sus sectores. Ha sido valiosa la participa-
ción comunitaria en marchas por la seguridad, donde
respaldan el accionar de la Policía Nacional y también
del Municipio, como actores importante en este tema.
La Red Zonal de los Comités de Seguridad, funciona
desde hace dos años y cobija alrededor de 100 comi-
tés de la localidad, y su fin es apoyar a las Instituciones
que trabajan en seguridad en su lucha por la disminu-
ción de la delincuencia y el incremento de la participa-
ción social en esta tematica.


Los retos continúan. El Consejo de Seguridad enfoca su
trabajo en una cultura de paz, de convivencia pacífica y
de tolerancia. Pero con el esfuerzo y el compromiso de
la ciudadanía, esto será posible.


Administración Zonal La Delicia


Esta Administración Zonal, al tener gran parte de su te-
rritorio en el área rural, tiene características especiales
que hacen que las estrategias para combatir la delin-
cuencia y la inseguridad en general, sean efectivas. El
Consejo Zonal de Seguridad ha logrado mantener un
interés y trabajo arduo por parte de las Tenencias Po-
líticas, por ejemplo, ellas han sido apoyo irrestricto de
las Comisarías en los operativos de control que se han
realizado.


1OÍ5H




El tema de accidentalidad vial ha sido muy importante
en La Delicia, se trabajó fuertemente en el año 2011
para reducir los fallecidos por atropellamientos. Los
operativos de control y sobre todo la señalización vial,
hizo que se redujera éste índice y siguió con la misma
tendencia para el año 2012 (5 fallecidos menos en cada
año mencionado). Sin embargo la muerte de personas
por choque entre automotores se incrementó en el úl-
timo año. Entonces es importante continuar con una
política de sensibilización y sanciones fuertes a los con-
ductores para que se respeten las señales de tránsito.


El cometimiento de delitos contra el patrimonio se ha
incrementado notablemente en esta Zona y de alguna
manera no vemos el mismo efecto producido por la polí-
tica de prevención del delito que en la Zona de Calderón.
Puede ocurrir por varios aspectos que la comunidad
hace caso omiso de las normas de autoprotección, las
personas creen mas en la Función Judicial y denuncian
más, son muy confiadas en la calle y/o hay un repunte
delinouencial en la Zona y que sobrepasa el control efec-
tivo que hace la Policía Nacional. De todas maneras, es
importante el trabajo realizado por la Jefatura de Seguri-
dad de la Zona La Delicia, de hecho, en estos tres años
de gestión se han logrado conformar 213 Comités de
Seguridad, que trabajan arduamente por sus sectores
y se han organizado en una Red de Comités, la cual ha
realizado algunas actividades como ferias por la Segu-
ridad, apropiación del espacio público mediante juegos
tradicionales con participación de personas de distintas
edades, etc., en un trabajo conjunto y coordinado con el
Municipio y la Policía Nacional. La instalación de alarmas
comunitarias también ha sido un proyecto bien trabaja-
do en esta Zona y de hecho, las Parroquias de Carcelén
y Cotocollao, las mas golpeadas por robo a domicilios,
son también las mas preocupadas por organizarse en
comunidad e instalar este instrumento disuasivo.


Es importante para esta Zona un trabajo más intensi-
vo por parte de la Policía Nacional con su sen/icio de
UPC, pues está mas cercano a los barrios. Se vuelve
imperativo el patrullaje más exhaustivo y continuo para
reducir los índices de robo a domicilios; quizá de re-
sultado —como un complemento al trabajo del Munici-
pio— la instalación de botones de seguridad. Se torna
importante el trabajo en el espacio público, para que se
pueda hacer uso de parques, escalinatas, pasajes, y así
las personas puedan transitar con seguridad.


Administración Zonal Eugenio Espejo (Norte)


Esta Zona es una de las mas visibles, pues en ella se
ubica el movimiento bancario y comercial más impor-
tante de la Ciudad. Por ello la Administración Eugenio


Espejo tiene un contacto aún mas directo con la Policía
Nacional de este territorio. El Consejo de Seguridad
de esta zona es muy crítico y responsable con lo que
se plantea, de hecho, es la única Zona Administrativa
que ha conformado un Consejo de Seguridad diferente,
tanto para el área urbana como para la rural. Es muy
importante en el área rural la participación de los Te-
nientes Políticos quienes cumplen un rol muy positivo y
de apoyo a la gestión Municipal en la temática de Se-
guridad. La Jefatura de Seguridad tiende puentes entre
lo urbano y lo rural. El abigeato es uno de los delitos
más concurrentes en la zona rural y las estrategias de
la Policía Nacional se encaminan a la disminución de
este tipo de delitos. En esta área es muy difícil la or-
ganización comunitaria, pero no imposible. De hecho,
tenemos Comités de Seguridad que trabajan conjun-
tamente con la Policía Nacional y el Municipio en ca-
pacitación y en la realización de un Plan de Seguridad
para cada sector organizado (esto se lleva a cabo en
todos los lugares del DMQ que tengan Comités de Se-
guridad). Dicho Plan es trabajado y ejecutado por la
Policía Nacional y el Municipio a través de la Jefatura
de Seguridad y la comunidad.


En el área urbana se ha trabajado muy de cerca con
la Comandante del Distrito Eugenio Espejo y ello ha
permitido tener autoridad en el territorio y sobre todo,
consolidar una política de trabajo conjunto. La participa-
ción comunitaria ha traído consigo posiciones drásticas
frente a la temática, pero con decisión y permanencia
en las exigencias y en el compromiso ciudadano. Por
ejemplo, como política del Consejo de Seguridad Urba-
no, la revitalización del espacio público, el mejoramiento
de UPC instalación de alarmas comunitarias, entre otras
acciones. En esta zona es principal contar con la Policía
Nacional para que mantenga presencia en las calles,
por el alto número de denuncias que existen por robo a
personas. Lugares como los alrededores de la Universi-
dad Central requieren de mayor inten/ención por parte
de autoridades de control, para que realmente efectivi-
cen su autoridad.


Administración Zonal Manuela Sáenz (Centro)


Esta Administración esta ubicada en el corazón de Ia
ciudad. Tiene varias particularidades, ya que, es el cen-
tro de la Administración Pública, tanto del Gobierno
Nacional como del Municipal. Es una zona de gran mo-
vimiento comercial y es la que conecta a Ia ciudad en
sus cuatro puntos cardinales. Adicionalmente es impor-
tante recalcar que siendo el Centro Histórico el primer
Patrimonio Cultural de la Humanidad merece especial
atención. Todos estos aspectos hacen de esta zona, un
sitio que atrae tanto al turismo nacional como extranje-


-1O6




ro y desafortunadamente también a la delincuencia. El
Consejo de Seguridad definió como acción estratégica
para disminuir el oometimiento de delitos en sitios foca-
les (robo a personas), la ubicación de “puntos seguros”
que son carpas donde se instalan policías nacionales,
de tal forma que brindan seguridad al transeúnte. Otra
acción que sugirió del Consejo de Seguridad fue la rea-
lización de operativos continuos de control en bares,
hoteles, eto., que permitían el oometimiento de delitos.
La participación de la ciudadanía en esta zona es muy
decidida. Por ejemplo, en la Av. 24 de Mayo, el Comi-
té de Seguridad organizado hace dos años, mantiene
coordinación continua con la Policía Nacional y el Mu-
nicipio, generando acciones de apropiación ciudadana
en el Bulevar, colocando alarmas comunitarias, etc. Ello
ha permitido un cambio de visión de los vecinos y ve-
cinas y sobre todo hay una mirada diferente hacia este
sector. Otro ejemplo de trabajo continuo es el realiza-
do por los Cabildos de Toctiuco, San Juan o Puengasí.
Ellos y los Comités de Seguridad, que existen en todo
el territorio de la zona centro han logrado mantener una
coordinación efectiva con la Policía Comunitaria de sus
sectores, han realizado acciones como ferias de segu-
ridad ciudadana, encuentros ciudadanos en el espacio
público, recuperación de espacios públicos con meto-
dologías participativas, etc. Por lo especial de la zona
se está desarrollando un plan específico para mejorar
las condiciones de seguridad del Centro Histórico, que
contemplan acciones de control, de vigilancia y patrulla-
je y la mejora de las comunicaciones.


Administración Zonal Eloy Alfaro (Sur)


Esta Administración Zonal es la mas poblada y ha re-
querido especial atención por parte de las autoridades.
El Consejo de Seguridad de esta zona no ha tenido un
protagonismo como en otras, sin embargo, la cantidad
de Comités de Seguridad que se han organizado (287)
en estos tres años de gestión del Alcalde Augusto Ba-
rrera, ha sido tal, que definitivamente se puede concluir
que la comunidad barrial está muy comprometida con
el progreso de su propia seguridad. La mejora en la ilu-
minación de lugares críticos ha sido una estrategia de
seguridad adoptada por los Comités de Seguridad y
donde se ha logrado reducir el oometimiento de delitos
de una manera significativa. Es importante reconocer
que la comunidad tiene mayor conocimiento, que está
siendo replicado por los mismos líderes comunitarios
en otros espacios barriales. La realización de marchas,
por la seguridad, han hecho que instituciones como la
Policía Nacional genere estrategias de seguridad, más
localizadas. Por ejemplo, en la Michelena se está apli-
cando un plan de seguridad que va desde lo preventivo


hasta el control y la sanción. El análisis del incremento
de denuncias, por el cometimiento de delitos contra el
patrimonio, tiene varias lecturas que las mencionamos
antes, pero que es importante recalcar, que si bien es
cierto, que la comunidad tiene conciencia de la denun-
cia, también es cierto que se siguen cometiendo esta
clase de delitos pese a los controles de la Policía Nacio-
nal, por tanto, es indispensable que la Policía Nacional
refuerce su presencia en las calles, mediante operativos
de control y patrullajes preventivos con mayor número
de policías y con radio comunicaciones efectivas.


Administración Zonal Quitumbe


Es importante conocer que en esta zona, la participa-
ción ciudadana es efectiva y muy positiva; pese a que
no se conformó el Consejo de Seguridad, en el año
2012, la participación activa de la Red de Comités de
Seguridad, ha revitalizado la respuesta ciudadana ante
esta problemática tan sensible.


La iluminación en puntos críticos ha sido el mayor pro-
yecto que ha permitido disminuir la percepción de in-
seguridad y sobre todo el oometimiento de delitos, so-
bre todo en pasajes y escalinatas. La recuperación del
espacio público del Parque UTAQ ha sido uno de los
proyectos con mayor impacto dentro de la comunidad,
pues al ser inclusivo, ha permitido que varios sectores
de la sociedad puedan manifestar sus expresiones cul-
turales y con esto ha disminuido el oometimiento de de-
litos contra las personas de manera significativa.


Las alarmas comunitarias instaladas por parte del Muni-
cipio generan un mayor grado de compromiso ciudada-
no, pues se cuenta con personas capacitadas, en varios
temas de seguridad integral, que permite generar una
conciencia crítica y propositiva de lo que acontece. Las
marchas ciudadanas en protesta por la inseguridad, se
convirtieron en una acción positiva de la comunidad, pero
con el fin de respaldar a la Policía Nacional y desterrar la
delincuencia de sus sectores. Es una constante en todas
las zonas administrativas el delito contra las personas y
la propiedad (domicilios), por lo que merece, una especial
atención de la Policía Nacional y generar mayor impacto
en la ciudadanía con las acciones que tomen. De todas
maneras, es importante seguir fomentando una cultura
de autoprotección y de convivencia ciudadana.


Administración Zonal Los Chillos


Este es uno de los dos valles que tiene el Distrito Me-
tropolitano de Quito, donde todas sus parroquias son
rurales y donde la problemática de seguridad es similar,


1WH




aunque en menor proporción, que en las demas zonas
administrativas. En esta zona, la participación ciudadana
viene de menos a más y en tres años de gestión munici-
pal, se tienen organizados 195 Comités de Seguridad,
los mismos que están activos y han realizado acciones
puntuales que fortalecen los lazos de coordinación en-
tre la Policía Nacional, el Municipio y la Comunidad. Es
importante acotar que el Consejo de Seguridad Zonal
es muy constante y se determinó como una estrategia
de seguridad, señalizar los lugares que se consideran
como mas “peligrosos” según la georreferenciación del
delito que maneja la Policía Nacional, agregando la in-
formación generada por el Observatorio Metropolitano
de Seguridad Ciudadana. Es decir, hay lugares donde
se advierte que las personas pueden ser asaltadas. Por
otro lado, la inten/ención territorial con iluminación e ins-
talación de alarmas comunitarias han generado una res-
puesta positiva por parte de la comunidad, sobre todo
por la respuesta que genera la Policía Nacional cuando
ellas se activan. La violencia intrafamiliar es un problema
que en esta zona se evidencia de manera importante,
recayendo la responsabilidad en el Centro de Equidad
y Justicia su prevención y atención. La aocidentalidad
vial y las muertes por este aspecto siguen siendo una
preocupación de las autoridades de esta Zona Adminis-
trativa, por Io que se debe continuar con la política de
sensibilización a la ciudadanía en temas de movilidad
segura y de operativos de control vial.


Administración Zonal Tumbaco


Esta Zona ha vivido una experiencia de organización so-
cial en pro de la seguridad muy significativo. El Consejo
de Seguridad cuenta con la presencia permanente de
los presidentes de las Juntas Parroquiales y Tenientes
Políticos, lo que permite una cohesión de acciones con
la Policía Nacional y el Municipio. Es normal en esta
zona, la determinación de sitios más “riesgosos” para la
atención oportuna por parte de las autoridades, de ma-
nera objetiva y conjunta entre autoridades y comunidad.
Ha habido un repunte importante en la sensibilidad co-
munitaria para organizarse en Comités de Seguridad
(174 a la fecha) donde se están empoderando de su es-
pacio público con actividades deportivas, de integración
y convivencia social. Igualmente el Consejo ha tomado
como acción importante trabajar en temas de cultura
de paz, que pretende reducir los niveles de violencia en
el barrio (riñas) y mayor tolerancia. La operatividad de la


Policía Nacional conjuntamente con la Administración
Zonal enfocó sus objetivos en reducir la aocidentalidad
vial, mediante operativos en las vías, sensibilización so-
bre movilidad segura y una fuerte campaña de señaliza-
ción en vías. Los temas de autoprotección para evitar
ser víctima de la delincuencia, sigue siendo una política
de esta Administración Zonal pese a que las estadísti-
cas demuestran un incremento importante en este as-
pecto (delito contra las personas). La red de Comités
de Seguridad de la zona Tumbaco está firme en su con-
vicción de trabajar desde la prevención y para ello han
realizado varias acciones que fomentan la participación
de jóvenes, niños y adultos mayores, con el apoyo irres-
tricto de sus autoridades locales.


Administración Especial Turística “La Mariscal”


En esta zona ha sido importante el control de locales de
diversión para brindar condiciones de seguridad a quie-
nes los visitan. Sin embargo en la Administración del
Alcalde Augusto Barrera se ha trasformado la visión de
esta zona y es considerarla como zona especial, puesto
que en el día tiene una actividad mas comercial y laboral
y en la noche de diversión. Ello ha conllevado guiar a
la ciudadanía para que proponga sus propias acciones
para integrar la vivienda con el comercio. Ha sido muy
importante el ejercicio realizado, a partir de él se cuenta
con un Comité de Gestión Ciudadana que trabaja en
aspectos de cultura, seguridad y otros. En seguridad
se ha trabajado en la recuperación de los pocos es-
pacios públicos que tiene La Mariscal. La comunidad
realiza actividades deportivas, ferias de comidas y otras
en beneficio de este sector. De igual manera, es históri-
co, contar con 21 Comités de Seguridad que significan
una preocupación - como en el resto del Distrito - de la
comunidad como co-partícipe de sus propias activida-
des de seguridad. Se mantiene en esta zona coordina-
ción importante con la Policía Nacional y ahora con mas
fuerza, con la Policía Metropolitana.


En conclusión, todas las Administraciones Zonales me-
recen atención especial por parte de la Policía Nacional
respecto al control vial y de patrullajes constantes, para
evitar el cometimiento de delitos contra las personas,
domicilios y vehículos. Es importante también continuar
con la organización ciudadana en Comités de Seguri-
dad, que dicho sea de paso, están respaldados por el
Gobierno Nacional.


-1O8




I Factores relevantes por administración


Administración Zonal FACTORES DE RELEVANCIA RESIZÉCTO
Calderón "“’“"°


. — — — — — — — — — — — — — — — — — — . Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 14 4,6%


Muertes en accidentes de tránsito 320 28 8,8%


Homicidios 217 9 4,1%


Asalto y robo l Robo / Hurto a personas 16026 318 2,0%


Robo / Hurto a domicilios 4297 270 6,3%


Robo / Hurto a locales comerciales 2921 145 5,0%


Asalto y robo l Robo contra automotores 2885 143 5,0%


Administración Zonal FACTORES DE RELEVANCM neslÏ/Ecwo
Centro "“’“"°


r - - - - - - - - - - - - - - - - - - 1 Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 46 15,1%


Muertes en accidentes de tránsito 320 31 9,7%


Homicidios 217 36 16,6%


Asalto y robo l Robo / Hurto a personas 16026 1908 11,9%


Robo / Hurto a domicilios 4297 484 11,3%


Robo / Hurto a locales comerciales 2921 331 11,3%


Asalto y robo / Robo contra automotores 2885 245 8,5%


Administración Zonal FACTORES DE RELEVANCIA RESKÉCTO
Eloy Alfaro "“’“"°


1 Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 72 23,7%


Muertes en accidentes de tránsito 320 49 15,3%


Homicidios 217 45 20,7%


Asalto y robo l Robo / Hurto a personas 16026 1993 12,4%


Robo / Hurto a domicilios 4297 812 18,9%


Robo / Hurto a locales comerciales 2921 438 15,0%


Asalto y robo / Robo contra automotores 2885 629 21,8%


109


-




Administración Zonal %
La


Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 49 16,1%


Muertes en accidentes de tránsito 320 54 16,9%


Homicidios 217 33 15,2%


Asalto y robo / Robo / Hurto a personas 16026 1367 8,5%


Robo / Hurto a domicilios 4297 603 14,0%


Robo / Hurto a locales comerciales 2921 306 10,5%


Asalto y robo / Robo contra automotores 2885 398 13,8%


Administración Zonal %


Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 15 4,9%


Muertes en accidentes de tránsito 320 40 12,5%


Homicidios 217 9 4,1%


Asalto y robo / Robo / Hurto a personas 16026 265 1,7%


Robo / Hurto a domicilios 4297 236 5,5%


Robo / Hurto a locales comerciales 2921 81 2,8%


Asalto y robo / Robo contra automotores 2885 75 2,6%


%


f ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ', Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 56 18,4%


I I Muertes en accidentes de tránsito 320 50 15,6%


I I Homicidios 217 38 17,5%


I I Asalto y robo / Robo / Hurto a personas 16026 8486 53,0%


I I Robo / Hurto a domicilios 4297 1110 25,8%


I I Robo / Hurto a locales comerciales 2921 1200 41,1%


I I Asalto y robo / Robo contra automotores 2885 966 33,5%




Administración Zonal %
. FACTORES DE RELEVANCIA RESPECTOOultumbe Atom


' ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ ’ " Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 33 10,9%


Muertes en accidentes de tránsito 320 34 10,6%


Homicidios 217 34 15,7%


l
l
l
l
l


l
l
u Asalto y robo l Robo / Hurto a personas 16026 817 5,1%
I
I
I
I
l
l
l
l


Robo l Hurto a domicilios 4297 466 10,8%


Robo l Hurto a locales comerciales 2921 200 6,8%


Asalto y robo / Robo contra automotores 2885 331 11,5%


Administración Zonal %
Tum


Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 19 6,3%


Muertes en accidentes de tránsito 320 33 10,3%


Homicidios 217 13 6,0%


Asalto y robo / Robo / Hurto a personas 16026 573 3,6%


Robo l Hurto a domicilios 4297 253 5,9%


Robo l Hurto a locales comerciales 2921 182 6,2%


Asalto y robo / Robo contra automotores 2885 67 2,3%


Administración %
Especial Turlstlca FACTORES DE RELEVANCIA RESPECTOI AL DMOLa Mariscal' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' ' " Unidades de Policia Comunitaria (UPC) 304 2 0,7%


Muertes en accidentes de tránsito 320 1 0,3%


Homicidios 217 8 3,7%
La Mariscal


Robo l Hurto a domicilios 4297 68 1,6%


Robo l Hurto a locales comerciales 2921 219 7,5%


l
l
l
l
I


l
: Asalto y robo / Robo / Hurto a personas 16026 1970 12,3%
l
l
l
l
l
l
l
l Asalto y robo / Robo contra automotores 2885 108 3,7%




m I Calderón


a - Muertes por causas externas
I Gráfico 5.1.1.1


Muertes por causas externas: comportamiento anual
de Ia Administración Zonal Calderón


Años 2006 — 2007 — 2003 — 2009 — 201o — 2011 — 2012 I Acmdente de Tremsm’
I Homicidio
I Muerte Accidental
I Suicidio


35
3o
25


/-Í: :/ m
1o .2“


5 a
k


l
o I


2006 2007 2008 2009 2010 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.1.1.1


Muertes por accidentes de tránsito:
frecuencias y variaciones del móvil o causa de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCIONES
MÓVIL / cAusA


14 17 16Atropello l arrollamiento 3 -1 21,4% -5,9%
choque 0 2 7 2 5 250,0%
Volcamiento 0 0 2 0 2


Estrellamiento 0 0 1 0 1


Caída de pasajero 0 0 2 0 2


Total general 14 19 28 5 9 35,7% 47,4%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




I Tabla 5.1.1.2


Homicidios:
frecuencias o variaciones del móvil o causa


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES


W
MÓVIL / cAusA


Riñas 5 2 2 -3 0 -60,0% 0,0%


Asalto / robo 2 2 3 0 1 0,0% 50,0%


Venganza 2 4 1 2 -3 100,0% -75,0%


Otros 3 5 3 2 -2 66,7% -40,0%


Total general 12 13 9 1 -4 8,3% -30,8%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.1.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 201o - 2011 - 2012 I Arma ¡“anna
I Arma de fuego
I Otras


50% 54% 56%


50%


40%


30%


20%


10%


0%


23% 23%


201 0 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


113-




i ¡r i D i D D D i i i D D
m - Delitos contra el patrimonio
I Tabla 5.1.2.1
Denuncias ole delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes por afectado


Años 2010 - 2011 - 2012


voncenvuesAFECTAMS EKEÉEZEÏEEEÏ
325 352Personas 318 49,0% 52,9% 42,3%


Domicilios 202 163 270 30,5% 24,5% 35,9%
Empresas 121 135 145 18,3% 20,3% 19,3%
Entidad pública 10 11 8 1,5% 1,7% 1,1%


Centros educativos 4 5 11 0,6% 0,7% 1,5%


Bancos 1 0 0 0,2% 0,0% 0,0%


Total general 663 666 752 100,0% 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.1 .2.1


Denuncias de delitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo por tipo de armas, Ü Arma de W990


El contundente
Años 2010 - 2011 - 2012


I Arma manca


I Otras
I Drogas


1 6,0%


6,6% °


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




I Gráfico 5.1.2.2


Denuncias de delitos Contra el patrimonio:
asalto y robo a personas por lugar del hecho


Año 2012


Domicilio 40,4%


Dentro de un automotor


Lugar de acceso restringido


Calle


Local comercial


Lugar de fácil acceso


Otro


Banco


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




E - Delitos contra automotores
I Tabla 5.1.3.1


Delitos por automotores:
frecuencias y variaciones del tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


VARVWONES


61 37 66 -24 29


TIPO DE AUTOMOTOR


Automóvil -39,3% 78,4%
camioneta 55 30 26 -25 -4 -45,5% -13,3%


Motocicleta 43 24 34 -19 10 -44,2% 41,7%
Jeep 16 12 10 -4 -2 -25,0% -16,7%
Pesado 7 4 5 -3 1 -42,9% 25,0%


Furgoneta 2 1 2 -1 1 -50,0% 100,0%


Sin Dato 1 0 0 -1 0 -100,0%
Total general 185 108 143 -77 35 -41,6% 32,4%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.1.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad deliotual


Año 2012


90


80


70


60


50


40


30


20


1 O


Estacionamiento
1


5


Domicilios
2


19


I Asaltoyrobo
I Robo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-116




Densidad de denuncias de robos a domicilios - 2012
Zona Administrativa Calderón


T8500!)


SIMBOLOGÍA
¡ , Calderon


/V Vías


mmm


__
‘ Densidad de Delitom"d‘ °°°"’°"°"°°=W°s a‘' Zona: 17 Sur


Pmmfim UTM _
Fuente: FisqalfaaoMsc. EMOP In’ 50o 1.000


E l
‘M0000




Densidad de denuncias de asalto, robo y hurto a personas - 2012
Zona Administrativa Calderón


73900.11


Slstarrua de Coordenadas: WGS 84
Zona: 1?’ Sur
Proyección: U‘I'M


Fuente: Fiscaiía, OMSC, EMOP 0


550613 1145-099‘
_ . Jflatmsson ‘LODQ.1;SQD"ZOOO SIMBOLOGÍA¡’KF VWCalderonLEYENDÁDflïfldld d! DBIIIDo‘? 9° v“0




Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Zona Administrativa Calderón


“WW


Fuente: Fiséalla, OMSaEMOP o soo nooo 1.500 2.000


smsomein
\


f!
¡‘J VÍBS


Calaaron


\ LEYENDA


_ ; »


Densidad de Delito
‘Sláoamadecoordenadasz-WGSM -—-
Zona: 17 Sur ‘ _ . .
HW


_ z UTM ESCALA 1.45.000 w" f’ v?




a I Centro


a - Muertes por causas externas
I Gráfico 5.2.1.1
Muertes por causas externas: Comportamiento anual
de Ia Administración Zonal Centro


I Accidente de Tránsito
I Homicidio
I Muerte Accidental


Años 2006 - 2007 - 2008 - 2009 - 2010 - 2011 - 2012


I Suicidio
70


6° A5o - I -
40 I


k I - \I
ppI30


20 - /aEl1o —-I¡l/
0


2006 2007 2008 2009 201 0 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.2.1.1


Muertes por accidente de transito:
frecuencias y variaciones del móvil o Causa de Ia muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES
MÓVIL / cAusA


25 19 2aAtropello / arrollamiento -6 9 -24,0% 47,4%
choque 1 3 6 -4 600,0% -57,1%
Volcamiento 3 4 0 -4 33,3% -100,0%


Estrellamiento 1 0 -1 0 -100,0%


Sin dato 2 0 0 -2 0 -100,0%
Total general 32 30 31 -2 1 -6,3% 3,3%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-12()




I Tabla 5.2.1.2


Homicidios:
frecuencias o variaciones del móvil o causa


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES


W
15 11 16


MÓVIL / cAusA


Riñas -4 5 -26,7% 45,5%


Asalto / robo 14 5 5 -9 0 -64,3% 0,0%


Venganza 7 4 8 -3 4 -42,9% 100,0%


Otros 6 15 7 9 -8 150,0% -53,3%


Total general 42 35 36 -7 1 -16,7% 2,9%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.2.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 2010 - 2011 - 2012 I Arma b|anca
I Arma de fuego
I Otras


70% 64% 57%
60%


50%


40%


30%


20%


1 0%


0%


201 0 201 1 201 2
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


121-




i ¡t D i i i i D D D i i i i i D D D i
E - Delitos contra el patrimonio
I Tabla 5.2.2.1
Denuncias de delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes por afectado


Años 2010 - 2011 - 2012


venom/mesAFECTADOS ÉEEEZÉEEEZ
Personas 1013 1544 1908 60,2% 66,9% 65,3%


Domicilios 272 323 484 16,2% 14,0% 16,6%
Empresas 258 295 331 15,3% 12,8% 11,3%
Entidad pública 116 121 169 6,9% 5,2% 5,8%


Centros educativos 24 25 28 1,4% 1,1% 0,9%


Bancos 0 0 0 0,0% 0,0% 0,0%


Total general 1683 2308 2920 100,0% 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.2.2.1


Denuncias de delitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo por tipo de armas


El Arma blanca
Años 2010 - 2011 - 2012 |:| Arma de fuego


I contundente
I Otras
I Drogas


8,3%


201o i» ‘W
11,2%


2011 "9%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-122




I Gráfico 5.2.2.2


Denuncias de delitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo a personas por lugar oIeI hecho


Año 2012


Calle 28,9%


Dentro de un automotor


Domicilio


Lugar de acceso restringido


Local comercial


Lugar de facil acceso


Otro


Banco


Cajero automático


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




¡t i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i
E - Delitos contra automotores
I Tabla 5.2.3.1
Delitos contra automotores:
frecuencias y variaciones del tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


VARWHONES
TIPO DE AUTOMOTOR


57 45 66 -12 21Automóvil -21,1% 46,7%
Camioneta 27 17 20 -10 3 -37,0% 17,6%


Motocicleta 89 70 124 -19 54 -21,3% 77,1%
Jeep 16 22 29 6 7 37,5% 31,8%
Pesado 3 5 4 2 -1 66,7% -20,0%


Furgoneta 0 1 2 1 1


Sin Dato 0 1 0 1 -1 ... -100,0%
Total general 192 161 245 -31 84 -16,1% 52,2%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.2.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad deliotual


Año 2012


200


1 80


1 60


1 40


1 20


1 00


80


60


40


20


Estacionamiento
1
s


Domicilios
1


15
0
3


I Asalto y robo
I Robo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-124




Densidad de denuncias de robos a domicilios - 2012
Zona Administrativa Centro


smsoLoGÍA
A/ Vias


Canin:


msnm


. Densidad de Delitos
Sisiams ds Coordenadas: WGS B4
ZonaH-Tsur -. .prusrauaianzuïu i Wwïnm ¿
Fuenna:F|sc;Ira.oMsc,EMoP o




Densidad de denuncias de asalto, robo y hurto a personas - 2012
Zona Administrativa Centro


Sistarng de Ooürdarlaüas: WGS 84
Edna: 17 Sur
Proyección: UTM
Fuanta: Fiscalia. DMSC. EMOP 46o sin 120o ‘¡LÓOOÍ


SIMBOLOGÍA


/V vias


i :1 Cantú


LEYENDA


Densidad de Delito‘


a y e‘
730000 "




Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Zona Administrativa Centro


StMBOLOGÍA


¡V wm


Centro


LEYENDA


. Densidad de Delito
Sistema de Coordenadas: WGS 84m, .7 su,
Franca“: UTM


Fuente: Fiscalía. OMSC. EMOP .0


77m3 nando




E I Eloy Alfaro


a - Muertes por causas externas
I Gráfico 5.3.1.1
Muertes por causas externas: comportamiento anual
de Ia Administración Zonal Eloy Alfaro


I Accidente de Tránsito
I Homicidio
I Muerte Accidental


Años 2006 - 2007 - 2008 - 2009 - 2010 - 2011 - 2012


I Suicidio
80 I7° - /.\ .60 - -


m / "IIBÁÏ m3° n m \/ I2o m
1o


2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.3.1.1


Accidente de transito:
frecuencias y variaciones del móvil o causa de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES


44 23 13


MÓVIL / cAusA


Atropello / arrollamiento 41 -21 -47,7% 78,3%


choque 3 9 6 6 -3 200,0% -33,3%
Volcamiento 2 0 0 -2 0 -100,0%


Estrellamiento 0 0 2 0 2


Caida del pasajero 0 1 0 1 -1


sin dato o 1 o 1 -1
Total general 49 34 49 -15 15 -30,6% 44,1%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-128




I Tabla 5.3.1.2


Homicidios:
frecuencias y variaciones del móvil o causa


Años 2010 - 2011 - 2012


VAR'A°'°"ES
MÓVIL / cAusA


24 1o 15 -14Riñas 5 -58,3% 50,0%
Asalto / robo 8 10 9 2 -1 25,0% -10,0%
Venganza 16 9 9 -7 0 -43,8% 0,0%


Otros 7 8 12 1 4 14,3% 50,0%


Total general 55 37 45 -18 8 -32,7% 21,6%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.3.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 2010 - 2011 - 2012 I Anna b|anca
I Arma de fuego
I Otras


60%


50%


40%


30%


20%


10%


0%
201 0 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


129-




D ¡Í D D D D D D D D D D D D
É - Delitos contra el patrimonio
I Tabla 5.3.2.1
Delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes de denuncias


Años 2010 - 2011 - 2012


PoncenwuesAFECTAD“ ÉEKEZÉEEÉK
Personas 1142 1725 1993 62,4% 67,7% 59,8%
Domicilios 356 430 812 19,5% 16,9% 24,4%
Empresas 291 327 438 15,9% 12,8% 13,2%


Entidad pública 17 41 51 0,9% 1,5% 1,5%
Centros educativos 22 25 33 1,1% 1,0% 1,0%


Bancos 1 0 3 0,1% 0,0% 0,1%


1829 2548 3330 100,0% 100,0% 100,0%Total general


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.3.2.1


Delitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo por tipo de armas Ü Arma de fuego


Ü Arma blanca
Años 2010 - 2011 - 2012


I contundente


I Drogas
I Otras


20,2%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




I Gráfico 5.3.2.2


Delitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo a personas por lugar del hecho


Año 2012


Domicilio 28,9%I
Dentro de un automotor 24,0%


Calle 22,9%


Lugar de acceso restringido 9,9%


Local comercial 9,2%


s1 e\°Lugar de facil acceso OD


Cajero automático 0,6%


Otro 0,5%


Banco 0,3%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




¡t i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i
É - Delitos contra automotores
I Tabla 5.3.3.1


Delitos Contra automotores:
frecuencias y variaciones por tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


VARWHONES
TIPO DE AUTOMOTOR


219 196 282 -23 86Automóvil -10,5% 43,9%
Camioneta 104 81 97 -23 16 -22,1% 19,8%
Motocicleta 168 198 166 30 -32 17,9% -16,2%
Jeep 45 41 64 -4 23 -8,9% 56,1%


Pesado 11 18 16 7 -2 63,6% -11,1%
Furgoneta 1 2 3 1 1 100,0% 50,0%


Sin Dato 0 0 1 0 1
Total general 548 536 629 -12 93 -2,2% 17,4%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OlVlSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.3.3.1


Delitos Contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad delictual


Año 2012


450


400


350


300


250


200


1 50


1 00


Estacionamiento
4


20


Domicilios
1


74
3


13


I Asalto y robo
I Robo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OlVlSC I Datos sujetos a variación


-132




9975000


SIMBOLOGÏA
<


EloyAIfaro


Sistema de Coordenadas: WGS 84
Zona: 17’ Sur
Proyaoulón: UTM


400 800 1.200
_ Matos


1.600


Fuente: fiscalía. DMSC, EMOP LEYENDADensidad de Delito;11:-Ï_1ï\°6° ¿t? ¿ú




Densidad de denuncias de asalto, robo y hurto a personas - 2012
Zona Administrativa Eloy Alfaro


775000


ESCALA miooo
Met!SMBOLOGIA O 400 800 1.200 1.600


Vías
'


LEYENDA
Eloy Arfaro


Densidad de Delito
Sistema de Coordenadas: WGS B4 —zona: 17 sur Éïli-T
Proyección UTM ‘¿a ¿p 9*‘?
Fuente: Fiscalía. OMSC. EMOP i‘


r
776MB




0975000


Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Zona Administrativa Eloy Alfaro


9910000


9975000


ESCALA 15251300
MetSIMBOLOGIA 0 400 800 1200 1.600


Vias
LEYENDA


Eloy Alfaro
Densidad de DelitoS‘s*°"'*=d°°°°'°°"°°°s=‘"°3“


Zona; 17 Sur
Proyección: UTM ‘¿o?


‘fis-gb v?Fuente: Fiscalia. OMSC. EMOP
77m0


“TWIN




a I La Delicia


m . Muertes por causas externas


I Gráfico 5.4.1.1


Muertes por causas externas: Comportamiento anual
de las muertes de Ia Administración Zonal La Delicia


I Accidente de Tránsito
I Homicidio
I Muerte Accidental


Años 2006 - 2007 - 2008 - 2009 - 2010 - 2011 - 2012


I Suicidio
70 66
60 )—————!


40
:= m3o l: m2o E’? -


1o
o


2006 2007 2008 2009 201 0 201 1 2012


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.4.1.1


Muertes por accidentes de transito:
frecuencias y variaciones de Ia causa de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES
MÓVIL / cAusA


4o 35 3oAtropello / arrollamiento -5 -5 -12,5% -14,3%
choque 17 8 11 -9 3 -52,9% 37,5%
Volcamiento 4 1 7 -3 6 -75,0% 600,0%


Estrellamiento 4 1 -3 -75,0% 0,0%


Caída del pasajero 0 0 4 0 4


Sin dato 1 4 3 -3 300,0% -75,0%
Total general 66 49 54 -17 5 -25,8% 10,2%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-136




I Tabla 5.4.1.2


Homicidios:
frecuencias y variaciones de la causa


Años 2010 - 2011 - 2012


VARWHONES
MÓVIL / cAusA


WflW ABSOLUTA PORCENTUAL
11 14 11Asalto / Robo 3 -3 27,3% -21,4%


Venganza 9 11 7 2 -4 22,2% -36,4%


Riñas 8 0 1 0,0% 12,5%
Violencia Familiar 1 2 2 1 0 100,0% 0,0%


E: 322.530
de relaciones o 2 3 2 1


Otros 0 1 0 1 -1 ... -100,0%
Sin Dato 9 7 1 -2 -6 -22,2% -85,7%


Total general 38 45 33 7 -12 18,4% -26,7%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OIVISC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.4.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 2010 - 2011 - 2012 I Arma manca
I Arma de fuego
I Otras


50%


40%


30%


20%


10%


0%
2010 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OIVISC I Datos sujetos a variación


137-




i ¡' i i i i i i i i i i i
E - Delitos contra el patrimonio
I Tabla 5.4.2.1
Delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes de denuncias


Años 2010 - 2011 - 2012


PoncENTAJEsAFECTAD“ EKEEEÏEEEEEZ
Personas 1103 1252 1367 62,7% 63,2% 58,8%


Domicilios 367 399 603 20,9% 20,2% 25,9%
Empresas 252 296 306 14,3% 14,9% 13,2%
Entidad pública 17 15 38 1,0% 1,5% 1,6%


Centros educativos 20 17 12 1,1% 0,9% 0,5%


Bancos 1 1 0 0,1% 0,1% 0,0%


Total general 1760 1980 2326 100,0% 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.4.2.1


Delitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo por tipo de armas Ü Arma de fuego


I contundente
Años 201o — 2011 — 2012 I Arma blanca


I Otras
I Drogas


23,8%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




I Gráfico 5.4.2.2


Delitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo a personas por lugar del hecho


Año 2012


Domicilios 34,0%


Calle o vía pública 20,6%


Dentro de un automotor 19,7%


Lugares de acceso restringido 13,2%


Local comercial 8,2%


Lugares de fácil acceso 2,6%


Otro lugar 1,6%
Í


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




¡t i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i
E - Delitos contra automotores
I Tabla 5.4.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias y variaciones por tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


VARWHONES
TIPO DE AUTOMOTOR


153 107 152 -46 45Automóvil -30,1% 42,1%
Motocicleta 148 126 134 -22 8 -14,9% 6,3%
Camioneta 73 73 54 0 -19 0,0% -26,0%


Jeep 40 44 48 4 4 10,0% 9,1%
Pesado 21 11 6 -10 -5 -47,6% -45,5%
Furgoneta 4 1 4 -3 3 -75,0% 300,0%


Total general 439 362 398 -77 36 -17,5% 9,9%
Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.4.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad deliotual


Año 2012


300


246
250


200


150


100


2 i 2
i


1 5


Espacio / via publica Domicilios Estacionamiento Otros
I Asalto y robo 79 2 2 1
I Robo 246 37 26 5


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-


140




Densidad de denuncias de robos a domicilios - 2012
Zona Administrativa La Delicia


l I
7


SIMBOLOGÍA
‘ . Vias


La Dalicia


sscAutaaooo
Mmrcs LEYENDA
o 40o ‘son 120o 1.600 i


o Densidad de Delito
Sistema de Coordenadas: WGS 84 i
Zona. 1? Sur “*——'"‘—
Proyección. UTM


4_ __ x eg p, ¿d?Fuanta: Fiscalia. oMsc. EMOP i!‘ i s‘


‘I |
775000‘ WWW




Densidad de denuncias de asalto, robo y hurto a personas - 2012
Zona Administrativa La Delicia


THEM IMEI)" 780000"


u n III,flanuuu- v
ln


SMBOLOGM
fv Vias


La Dennis


Z EscALArL-Ïaamï
d .—


\


Estena de Coordenadas: was a4
Zona: 17 sur
Proyección: UTM
Fuente: Fiscalía. oMsc. EMOP


rïmïv 730000"




Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Zona Administrativa La Delicia


373000 ¡‘W000 71951100F


SIMBOLOGÍA
/\/ Vias


— r LaDeHcia


< .o o o » ._,_, o Densidad de Delitosmomadecoomenaaaazwssu <


go‘?- 1133.30?”
'


'_ 80€ n: vw‘


Fuente: Fiscalía. OMSC. mov l i?‘
Í


115003




E I Los Chillos


m . Muertes por causas externas


I Gráfico 5.5.1.1


Muertes por causas externas: comportamiento anual
de las muertes de la Administración Zonal Los Chillos


I Accidente de Tránsito
I Homicidio
I Muerte Accidental


Años 2006 - 2007 - 2008 - 2009 - 2010 - 2011 - 2012


60
I Suicidio


EE Z


-—- k


2006 2007 2008 2009 201 0 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.5.1.1


Muertes por accidentes de tránsito:
frecuencias y variaciones de la causa de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIACIONES


4o 17 29 -23 12


MÓVIL / cAusA


Atropello / arrollamiento -57,5% 70,6%


choque 9 7 7 -2 0 -22,2% 0,0%
Estrellamiento 4 1 -2 -1 -50,0% -50,0%


Volcamiento 1 0 3 -1 3 -100,0%


Sin dato 1 1 0 0 -1 0,0% -100,0%
Total general 55 27 40 -28 13 -50,9% 48,1%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-144




I Tabla 5.5.1.2


Homicidios.
frecuencias y variaciones de las causas de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES
MÓVIL / cAusA


Wm
ABSOLUTA PORGENTUAL


5
4
1
2
o
4
16


Venganza -4 2 -80,0% 200,0%


Riñas


Asalto / Robo


-1 -1 -25,0% -33,3%


1 1 100,0% 50,0%


Violencia Familiar 0 -2 0,0% -100,0%


En Contexto de relaciones. 2 0 2 -2de pareja


Sin Dato 4 1 0 -3 0,0% -75,0%
Total general 14 9 -2 -5 -12,5% -35,7%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.5.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 201o — 2011 — 2012 I Arma ¡“anna
I Arma contundente
I Arma de fuego
Ü Otras


60% 57%
50%
40%
30%
20%
10%


0%


33% 33%


14% 14% 14% 11%


2010 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


145-




i ii i i i i i i i i i i
E u Delitos contra el patrimonio


I Tabla 5.5.2.1


Delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes de denuncias por afectados


Años 2010 - 2011 - 2012


Pone-sumasAFECTADOS EEEEEÏEÏÉEZ
Personas 217 221 265 53,8% 56,1% 44,8%
Domicilios 128 106 236 31,8% 26,9% 39,9%
Empresas 50 58 81 12,4% 14,7% 13,7%


Entidad pública 4 6 7 1,0% 1,5% 1,2%
Centros educativos 4 3 1,1% 0,8% 0,5%


Bancos 0 0 0 0,0% 0,0% 0,0%


Total general 403 394 592 100,0% 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.5.2.1


Delitos contra el patrimonio:. . E] Arma de fuegoporcentajes de asalto y robo por tipo de armas
El Arma blanca


Años 2010 - 2011 - 2012 I contundente


I Otras
I Drogas


27,8%2010


2011


2012


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




I Gráfico 5.5.2.2


Delitos contra eI patrimonio:
porcentajes de asalto y robo a personas por lugar del hecho


Año 2012


Domicilios 47,5%


Dentro de un automotor 21 ,6%


Lugares de acceso restringido 12,5%


Calle o vía pública 9,6%


Local comercial 6,9%


Otro lugar 1,9%F
Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




É - Delitos contra automotores


I Tabla 5.5.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias y variaciones por tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMWNES


WWW
ABSOLUTA PORCENTUAL


11 1o 26 -1


TIPO DE AUTOMOTOR


Automóvil 16 -9,1% 160,0%
Motocicleta 20 6 11 -14 5 -70,0% 83,3%
camioneta 6 5 21 -1 16 -16,7% 320,0%


Jeep 3 3 10 0 7 0,0% 233,3%
Pesado 6 1 6 -5 5 -83,3% 500,0%
Furgoneta 0 0 1 0


Total general 46 25 75 -21 50 -45,7% 200,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.5.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad delictual


Año 2012


35


30


25


20


15


10


5


Tí0 . . . . . .. . . í‘Espacio l via publica Domicilios Estacionamiento Otros
I Asalto y robo 29 5 0 0
I Robo 30 8 2 1


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-148




Densidad de denuncias de robos a domicilios - 2012
Zona Administrativa Los Chillos


9975000"


‘ ‘ .5
Sistema d


r
!


i
[:5 Proyección: um


e as:WGS B4


GITSOOO‘


LEYENDA


Densidad de Delito


Fuente: Fiscalia. oMsc, EMOP


780000


ESCALA 1:50:00!)
11::
o 40o son 12001500


x» sv0° ¿s? v‘


ramon nacía




Densidad de denuncias de asalto, robo y hurto a personas - 2012
Zona Administrativa Los Chillos


É muy mu." _ "w Éa ‘ ,
'


¿q 5
555d


as n 5


“¡-
l


¡MMM
SIMBOLOGM


Los_ChíIlos


LEYENDA


Densidad de Delito


'25 proyecta“ UTM ‘ESCALAtSODOO x? eK , 121mm q,» ¿p? v‘’*- Fuentezl-‘¡SMHAOMSCLEMOP . o ¿oo acomodado v




Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Zona Administrativa Los Chillos


9970000


SIMBOLOGÍA
7V"


Los_Chl¡ios


LEYENDA


Densidad de Delito


Zona: 17 sur
Proyección: UTM


Fuente: fiscalía. OMSC. EMOP
70000.0 785000 790000




a - Muertes por causas externas
I Gráfico 5.6.1.1
Muertes por causas externas: Comportamiento anual
de las muertes de Ia Administración Zonal Norte


Años 2006 — 2007 — 2008 — 2009 — 201 o — 2011 — 2012 I A°°¡d°“t° de T'á“s¡t°
I Homicidio
I Muerte Accidental
I Suicidio


i? =>_:l;_._.:—rI/*Ó i: -
3o ‘í20m E‘E*Ñ%
10


2006 2007 2008 2009 201 0 201 1 2012


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.6.1.1


Muertes por accidentes de transito:
frecuencias y variaciones de Ia causa de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES
MÓVIL / cAusA


49 32 38 -17Atropello / arrollamiento 6 -34,7% 18,8%
choque 12 12 9 0 -3 0,0% -25,0%
Volcamiento 3 1 1 -2 0 -66,7% 0,0%


Estrellamiento 1 2 2 1 0 100,0% 0,0%


Caída del pasajero 1 0 0 -1 0 -100,0%


Sin dato 1 0 -1 0 -100,0%
Total general 67 47 50 -20 3 -29,9% 6,4%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-152




I Tabla 5.6.1.2


Homicidios:
frecuencias y variaciones de las causas de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARUWONES
MÓVIL / cAusA


26 -17Venganza 9 10 1 -65,4% 11,1%
Riñas 20 9 8 -11 -1 -55,0% -11,1%


Asalto / Robo 15 6 9 -9 3 -60,0% 50,0%
Otros 5 2 -3 7 -60,0% 350,0%


Sin Dato 7 8 2 1 -6 14,3% -75,0%
Total general 73 34 38 -39 4 -53,4% 11,8%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.6.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 2010 - 2011 - 2012 I Arma “¿nea
I Arma de fuego
I Otras


70%
60%
50%
40%
30%
20%
10%
0%


201 0 201 1 201 2
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


153-




i ¡s i i i i i i i i i i i i i i i i i i i ifi - Delitos contra el patrimonio
I Tabla 5.6.2.1
Delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes de denuncias por afectados


Años 2010 - 2011 - 2012


PORCENTAJEAFECTAD“ EEEEEÏEEEEEZ
Personas 4553 6290 8486 71,4% 75,3% 76,1%


Empresas 973 1102 1200 15,3% 13,2% 10,8%
Domicilios 621 674 1110 9,7% 8,1% 9,9%
Entidad pública 156 198 278 2,4% 2,4% 2,5%


Centros educativos 64 76 77 1,0% 0,9% 0,7%


Cabinas Telefónicas 6 5 4 0,1% 0,1% 0,0%


Bancos 5 3 1 0,1% 0,0% 0,0%


Total general 6378 8348 11156 100,0% 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.6.2.1


Delitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo por tipo de armas Ü Anna de fuego


Ü Arma blanca
I contundente
I Otras
I Drogas


Años 2010 - 2011 - 2012


30,6%2010


2011


2012


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-154




I Gráfico 5.6.2.2


Delitos contra eI patrimonio:
porcentajes de asalto y robo a personas por lugar oIeI hecho


Año 2012


Calle o vía pública 30,8%


Dentro de un automotor 27,5%


Lugares de acceso restringido 14,7%


Domicilios 13,5%


Local comercial 7,4%


Lugares de fácil acceso 3,9%


Otro lugar 2,2%
_—


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




¡t i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i i
E - Delitos contra automotores
I Tabla 5.6.3.1
Delitos contra automotores:
frecuencias y variaciones por tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIACWNES
TIPO DE AUTOMOTOR


373 372 349 -1Automóvil -23 -0,3% -6,2%
Motocicleta 249 146 239 -103 93 -41,4% 63,7%
Jeep 181 177 237 -4 60 -2,2% 33,9%


Camioneta 126 103 129 -23 26 -18,3% 25,2%
Pesado 14 18 5 4 -13 28,6% -72,2%
Furgoneta 3 7 5 4 -2 133,3% -28,6%


Sin dato 0 3 1 3 -2
Bus 0 0 1 0 1
Total general 946 826 966 -120 140 -12,7% 16,9%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.6.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad delictual


Año 2012


700


600


500


400


300


200


100


Estacionamiento
9


73


Domicilios
1


47
I Asalto y robo
I Robo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-156




Densidad de denuncias de robos a domicilios - 2012
Zona Administrativa Norte


Sistema de Coordenadas: WGS 84
Zona: 17 Sur
Proyección: UTM


Fuente: Fiscalia. OMSC. EMOP


i . . 4 i .


o


ESCALA 1:ao.ooo
Metros


400 800 1.200 1.000


N SIMBOLOGÍA


A
' Vias


Norte


LEYENDA


Densidad de Delito


e?” ya“ v‘?


780M‘)




Densidad de denuncias de asalto, robo y hurto a personas - 2012
Zona Administrativa Norte


Sistema de Coordenadas: WGS B4
Zona: 17 Sur
Proyección: UTM ESCALA1:30.000


Fuente: Fiscalia. OMSC. EMOP &°“°9


75000!!!


<2


t


C


N SIMBOLOGÍA


A
Vias


None


LEYENDA


Densida de Delito


. a
Qa‘ ¿a




Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Zona Administrativa Norte


7800010


Sistema de Coordenadas: WGS 84
Zona: 17 Sur
Proyección: UTM


Fuente: Fiscalia. OMSC. EMOP .0


ESCALA 150.900
Metros


400 80D 1.200


150003


1.600


SIMBOLOGÍA


A
Vias


Norte


LEYENDA


Densidad de Delito
‘¡Ei-n-XZ


\° <0 p’e? ‘¡gb




- Muertes por causas externas
I Gráfico 5.7.1.1


Muertes por causas externas: comportamiento anual
de las muertes de Ia Administración Zonal Quitumbe


I Accidente de Tránsito
I Homicidio
I Muerte Accidental
I Suicidio


mx;
Años 2006 - 2007 - 2008 - 2009 - 2010 - 2011 - 2012


70


60


50
40
30 Ií2° 59/


2006 2007 2008 2009 2010 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.7.1.1


Muertes por accidentes de transito:
frecuencias y variaciones de Ia causa de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES
MÓVIL / cAusA


36 32 28Atropello / arrollamiento -4 -4 -11,1% -12,5%
Choque 5 6 4 1 -2 20,0% -33,3%
Volcamiento 0 2 0 2 -2 ... -100,0%


Estrellamiento 0 0 1 0 1


Sin dato 1 1 0 0 -1 0,0% -100,0%
Total general 43 41 34 -2 -7 -4,7% -17,1%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-16()




I Tabla 5.7.1.2


Homicidios.
frecuencias y variaciones de las causas de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCIONES
MÓVIL / cAusA


sRiñas 15 11 -4 -3 -26,7% -27,3%
Asalto / Robo 1 6 11 5 5 500,0% 83,3%
Venganza 8 5 6 -3 1 -37,5% 20,0%


Otros 5 5 7 0 2 0,0% 40,0%
Sin Dato 3 7 2 4 -5 133,3% -71,4%
Total general 32 34 34 2 0 6,3% 0,0%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.7.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 201o - 2011 - 2012 I Arma ¡flanca
I Arma de fuego
I Otras


50% 44% 47% 47%
40% 32%
30% 28% 28%


20%


10%


0%


201 0 201 1 201 2
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


161-




--
I Delitos contra el patrimonio


I Tabla 5.7.2.1


Delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes de denuncias por afectados


Años 2010 - 2011 - 2012


PORCENTAJEAFECTAD“ EEEEEÏEEEEEZ
Personas 513 766 817 54,9% 59,6% 53,8%


Domicilios 213 318 466 22,8% 24,7% 30,7%
Empresas 183 176 200 19,6% 13,7% 13,2%
Entidad pública 14 13 18 1,5% 1,0% 1,2%


Centros educativos 11 11 17 1,2% 0,9% 1,1%


Bancos 1 2 0 0,1% 0,2% 0,0%


Total general 935 1286 1518 100,0% 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.7.2.1


Delitos contra el patrimonio: Ü Arma de fueg‘)
porcentajes de asalto y robo por tipo de armas Ü Arma bianca


I contundenteAños 2010 - 2011 - 2012
I Otras
I Drogas


1 6,6%
201 0


201 1


15,9%
201 2


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-162




I Gráfico 5.7.2.2


Delitos contra eI patrimonio:
porcentajes de asalto y robo a personas por lugar oIeI hecho


Año 2012


Domicilios 35,9%


Dentro de un automotor 24,6%


Calle o vía pública 16,3%


Lugares de acceso
restringido 95%


Local comercial 7,4%


Lugares de fácil acceso 4,1%


Otro lugar 2,2%
_—


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación




¡t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t t
- Delitos contra automotores


I Tabla 5.7.3.1
Delitos contra automotores:
frecuencias y variaciones por tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIACIONES
TIPO DE AUTOMOTOR


121 122 134Automóvil 1 62 0,8% 50,8%
camioneta 49 44 45 -5 1 -10,2% 2,3%
Furgoneta 3 0 1 -3 1 -100,0%


Jeep 11 13 13 2 0 18,2% 0,0%
Motocicleta 141 137 73 -4 -64 -2,8% -46,7%
Pesado 15 14 14 -1 0 -6,7% 0,0%


Sin Dato 0 0 1 0 1
Total general 340 330 331 -10 1 -2,9% 0,3%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.7.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad deliotual


Año 2012


1 80


1 60


1 40


1 20


1 00


80


60


40


20


Estacionamiento
2
4


Domicilios
1


2a
I Asalto y robo
I Robo


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-164




Densidad de denuncias de robos a domicilios - 2012
Zona Administrativa Quitumbe


SIMBOLOGÍA
/'\/'


Qütumbe


LEYENDA


v _ _ Densidad de Delito
M; 175.,


. Malr03FuenhaFíscalimoMscdïMoP o “o mu. m“ tam.




Densidad de denuncias de asalto, robo y hurto a personas - 2012
Zona Administrativa Ouitumbe


É


SIMBOLOGÍA
¡V Was


QuflumbeIx
LEYENDA


Densidad de Delito
m; 147 su, ú


ú T
-Prayec‘c_ión: UTM 9 ¡s9
Fuente: Fiscalia. omsc. amor \


a ¿’sp




Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Zona Administrativa Ouitumbe


Zona: 17 Sur’ Proyección: UTM
Fuente: Flscalía. OMSC. EMOP


SIMBOLOGIA


/\/' Vías


Quülntibe


LEYENDA


Densidad de Delito


¡scan-cartoons ¿x9 9°


4°?
Metros


won. 1.0000.




a I Tumbacofl . Muertes por causas externas
I Gráfico 5.8.1.1


Muertes por causas externas: Comportamiento anual
de las muertes de Ia Administración Zonal Tumbaco


Años 2006 — 2007 — 2003 — 2009 — 201o — 2011 — 2012 I A°°¡d°“t° de T'á“s¡t°
I Homicidio
I Muerte Accidental
I Suicidio


80:3
-\\_ _:3 /i*\//'\:3 - ,23“ \=?/- " “S5-‘3 Ir *\i’-ï<m>4‘—-


2006 2007 2008 2009 201 0 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.8.1.1


Muertes por accidentes de transito:
frecuencias y variaciones de Ia causa de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIACWNES
MÓVIL / cAusA


W
ABSOLUTA PORGENTUAL


25Atropello / arrollamiento 27 26 -1 -1 -3,7% -3,8%
choque 13 8 6 -5 -2 -38,5% -25,0%


Caída de pasajero 0 2 0 2 -2


Volcamiento 0 9 0 9 -9 ... -100,0%


Estrellamiento 1 2 1 1 -1 100,0% -50,0%


Sin dato 1 3 1 2 -2 200,0% -66,7%
Total general 42 50 33 8 -17 19,0% -34,0%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-168




I Tabla 5.8.1.2


Homicidios.
frecuencias y variaciones de las causas de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIACIONES
MÓVIL / cAusA ABSOLUTA PORCENTUAL


Riñas 3 6 -5 3 -62,5% 100,0%
Asalto / robo 4 0 1 -4 33,3% -100,0%


Venganza 3 2 1 -1 50,0% -33,3%


Otros 2 3 -1 1 -33,3% 50,0%


Sin dato 3 2 0 -1 0,0% -33,3%
Total general 19 15 13 -4 -2 -21,1% -13,3%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.8.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 2010 - 2011 - 2012


I Arma blanca
I Arma de fuego
I Otras


50% 47% 46%


40%
32% 32%


30%


20%


10%


0%


2010 201 1 201 2
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


169-




i ¡s i i i i i i i i i
Q - Delitos contra el patrimonio
I Tabla 5.8.2.1
Delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes de denuncias por afectados


Años 2010 - 2011 - 2012


PoncENTAJEsAFECTAD“ EEEÉEÏEÏEEEÏ
Personas 220 538 573 64,9% 68,1% 55,7%
Domicilios 70 110 253 20,6% 13,9% 24,6%
Empresas 41 132 182 12,1% 16,7% 17,7%


Entidad pública 6 4 12 1,8% 0,5% 1,2%
Centros educativos 2 6 9 0,6% 0,8% 0,9%


Total general 339 790 1029 100,0% 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.8.2.1


Ü Arma de fuegoDelitos contra el patrimonio:
porcentajes de asalto y robo por tipo de armas Ü contundente


I Arma blancaAños 201o - 2011 - 2012
I Otras
I Drogas


37,5%


201 0


201 1


2012


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-17()




I Gráfico 5.8.2.2


Delitos contra eI patrimonio:
porcentajes de asalto y robo a personas por lugar del hecho


Domicilios


Dentro de un automotor


Lugares de acceso
restringido


Calle o vía pública


Local comercial


Lugares de fácil acceso


Otro lugar
1C


Año 2012


20,0%


15,2%


12,6%


9,1%


2,3%


2,9%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC


37,8%


I Datos sujetos a variación




E - Delitos contra automotores
I Tabla 5.8.3.1


Delitos Contra automotores:
frecuencias y variaciones por tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


VARIACIONES
TIPO DE AUTOMOTOR


13 25 15 12 -1oAutomóvil 92,3% -40,0%
camioneta 4 6 5 2 -1 50,0% -16,7%


Furgoneta 0 1 2 1 1 100,0%


Jeep 3 5 8 3 66,7% 60,0%
Motocicleta 14 14 20 0 6 0,0% 42,9%
Pesado 18 14 17 -4 3 -22,2% 21,4%


Total general 52 65 67 13 2 25,0% 3,1%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.8.3.1


Delitos Contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad delictual


Año 2012


35


3o


25


2o


15


1o


5


o Lu ares de accesoEspacio l vía pública Domicilios Estacionamiento gResmngfido
I Asalto y robo 29 3 0 0
I Robo 22 9 3 1


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-172




Densidad de denuncias de robos a domicilios - 2012
Zona Administrativa Tumbaco


SIMBDLOGÍA


Tumbaco


LEYENDA


Densidad de Delito


ESCALA 131.000


D


Sistema de Coordenadas: was 84
Zona: 17 sur
Proyección: UTM


Fuente: Fiscalía, OMSC. EMOP
5,-




Densidad de denuncias de asalto, robo y hurto a personas - 2012
Zona Administrativa Tumbaco


0975000W
sIMBoLoGIA
"v Vías


Tumbaco


msnm


s c” Wes M
Densidad de Delito


_ _ istema de menadss: Ég zona: 17 su, ú
ÉProyección: UTM . ' 0s ESCALA 1.71.000 es?


f
Y;


Fuente: Fisoafla. oMsc, EMOP ‘ 11:1Metr Vq ano 1200113002400 -
l l


785000 790000




Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Zona Administrativa Tumbaco


SIMBOLOGÍA
Vías¡"J


Tumbaco


s 600mm d w“ M
Densidad de Delito


__ ¡sierras de a es: Í_ ._ ,_,,
zona: 17 sur É
Proyección: UTM


639
¿a


‘¿O
g


Fuente: Fiscalía, OMSC, mov ¿‘b
. ‘ , a


l l . l I1mm moon moon mono




a I Administración Especial Turística “La Mariscal”


a - Muertes por causas externas
I Gráfico 5.9.1.1


Muertes por causas externas: Comportamiento anual
de las muertes de Ia Administración Zonal La Mariscal


Años 2006 — 2007 — 2003 — 2009 — 201o — 2011 — 2012 I Acddeme de T’á“5¡t°
I Homicidio
I Muerte Accidental
I Suicidio


16
14
12
10


8
6 l


nÍ ' \l/ ' ' |o I
2006 2007 2008 2009 201 0 201 1 201 2


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Tabla 5.9.1.1


Muertes por homicidios:
frecuencias y variaciones de Ia causa de las muertes


Años 2010 - 2011 - 2012


VARMCWNES
MÓVIL / cAusA


Venganza 6 1 4 -5 3 -83,3% 300,0%


Riñas 4 0 0 -4 0 -100,0%


Otros 0 0 2 0 2
Asalto / Robo 2 0 0 -2 0 -100,0%


Violencia Familiar 1 0 0 -1 0 -100,0%


En Investigación 0 0 1 0 1


Sin Dato 2 1 1 -1 0 -50,0% 0,0%


Total general 15 2 8 -13 6 -86,7% 300,0%


Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-176




I Gráfico 5.9.1.2


Homicidios:
porcentajes del arma o medio utilizado


Años 201 o — 2011 — 2012 I Arma ¡“anna
I Arma de fuego
I Otras


63%
47% 47%


0% 0% 0%


201 0 201 1 201 2
Fuente: Departamento Médico Legal I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


É - Delitos contra el patrimonio
I Tabla 5.9.2.1
Delitos contra el patrimonio:
frecuencias y porcentajes de denuncias por afectados


Años 2010 - 2011 - 2012


PoncENrAJEsAFECTAD“ EEEKEZÉEEEZ
Personas 745 1414 1970 71,2% 78,2% 83,5%
Empresas 184 258 219 17,6% 14,3% 9,3%


Entidad pública 57 73 84 5,4% 4,0% 3,6%
Domicilios 46 51 68 4,4% 2,8% 2,9%
Centros educativos 12 12 19 1,1% 0,7% 0,8%


Bancos 2 0 0 0,2% 0,0% 0,0%


Cabinas telefónicas 1 0 0 0,1% 0,0% 0,0%


Total general 1047 1808 2360 100,0% 100,0% 100,0%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


177-




Delitos contra el patrimonio:
porcentajes ole asalto y robo por tipo de armas


201 0


201 1


201 2


I Gráfico 5.9.2.2


Delitos contra el patrimonio:


El Arma de fuego
I Arma blanca
I contundente
I Otras
I Drogas


Años 2010 - 2011 - 2012


14,9%


15,1%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


porcentajes ole asalto y robo a personas por lugar oIeI hecho


Calle o vía pública


Dentro de un automotor


Lugares de acceso
Restringido


Local comercial


Domicilios


Lugares de fácil acceso


Otro lugar


Año 2012


—4°=1%


_249%


- 4,2%


I 3,0%


1 0,2%


2,4%F
Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


-178




_...


a - Delitos contra automotores


I Tabla 5.9.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias y variaciones por tipo de automotor


Años 2010 - 2011 - 2012


"ARI/WOME-
TIPO DE AUTOMOTOR


38 44 43 6Automóvil -1 15,8% -2,3%
camioneta 28 15 42 -13 27 -46,4% 180,0%
Furgoneta 10 7 11 -3 4 -30,0% 57,1%


Jeep 8 10 10 2 0 25,0% 0,0%
Motocicleta 0 1 1 1 0 . . . 0,0%


Pesado 0 0 1 0 1 ..


Sin dato 0 1 0 1 -1
Total general 84 78 108 -6 30 -7,1% 38,5%


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


I Gráfico 5.9.3.1


Delitos contra automotores:
frecuencias del lugar del hecho por modalidad delictual


Año 2012


70


60


5o


4o


3o


20


10


o Espacio o vía pública Estacionamiento Sin dato
I Asalto y robo 30 2 1 0
I Robo 66 5 3 1


Fuente: Fiscalía I Desarrollado por: OMSC I Datos sujetos a variación


179-




Densidad de denuncias de robos a d 'ciIios - 2012
Administración Especial Turística Mariscal”


71mm


' , "Etïdmfirtdtdooo
suuaoLosig . ».-_ _ h . _ . Meno,s¡ x ,
Tv" Vías .' \ \eerandauauanseaa . ' ‘ 4 __¡.".v . _


‘ :4 _ " “"5"”—
slstemadecoordenadaszwesu ' ' -' . —. , ,, .


aa; 113mm
p


sesión: s — i" ’ ‘ r 9 ‘9—— —« 9
Fuente: Fiscalía. oMsc. amor d»? ie




Densid e denuncias de asal obo y hurto a personas - 2012
ministración Especi rística “La Mariscal”


¡EN!


SIMBOLOGÍA
¡v Vias


Gerencia La Mariscal


Sistema de Coordenadas was s4
' amm“! d’ mu”


zona:
11623413W 1 I


_ '
Provoca’. De — * -. -
Fuente: Fiscalía. QMSG.‘ emo? — —_, ’_ < f?


.
g




Densidad de denuncias de robos a automotores - 2012
Administración Especial Turística “La Mariscal"


ESCÁM=1:8.000
SIMBOLOGIA . ,


o o
Ax Was


GerenclaLaMadscaI ma“


Sistema da Coordenadas‘ WGS 84
Densidad de Demo


29m; 17 su.» ' '
Proyección: um — >


639 ‘gp,Fuente: Fiscalía. OMSC. EMOP




,v “C/yx. 457‘T
(/1? ¡.7 y‘, I,


‘olen ' ¿éxual
a ‘éïresv; » r w. A A*y «J HS 1%u. ..¡u“ ¡y¡u ¡a U» ¡l '/ a J 1.H l‘ I"¡




Cuando las ciudades se vuelven
más seguras para las mujeres,
niñas y niños, se vuelven más
seguras para todos.


Programa Global Ciudades
Seguras




El entendido de que la violencia contra las mujeres suce-
de principalmente dentro de la casa, circunscribió el dis-
curso de seguridad ciudadana al ámbito de la violencia
intrafamiliar. Sin embargo, mujeres y niñas experimentan
con frecuencia una diversidad de violencias en calles,
plazas, mercados, parques, transporte y otros sen/icios
públicos que van desde miradas sobre su cuerpo, frases
sexuales alusivas a su condición de mujer, roces corpo-
rales no solicitados ni consentidos, hasta abuso sexual y
violaciones. El estudio preliminar sobre violencia sexual
en el espacio público realizado en el sur de Quito en el
año 2011, revela que el 70% de las mujeres sienten te-
mor a ser atacadas en el espacio público26. El 49% de
las niñas indican saber qué es acoso y haber sido toca-
das por un adulto. El 42% de las mujeres asegura haber
sido víctima de algún tipo de acoso sexual mediante pa-
labras obscenas o solicitud de actos sexuales. La mayor
incidencia se produce en mujeres entre 18 y 32 años de
edad, en cuyo caso, cerca del 75% de ellas han sufrido
estos hechos violentos en el espacio público.


Los hallazgos de la investigación que alcanza la línea
de base levantada por el Proyecto” “Quito, Ciudad Se-
gura para las mujeres y las niñas” en la Zona Quitumbe
y Eloy Alfaro, confirman las aproximaciones realizadas
al fenómeno de la violencia sexual en el espacio pú-
blico en distintas ciudades del mundo, encontrando
múltiples vínculos entre seguridad urbana y violencia
basada en género, así como el uso y acceso al espa-
cio público y el ejercicio del derecho a una vida libre
de violencia y que por tanto, la inequidad de género
continúa y se reproduce en el espacio público urbano.
El concepto mismo de Ciudad Segura redefine el ám-
bito de la seguridad y la violencia contra las mujeres,
incorporando nociones amplias de cohesión social,
igualdad en la diversidad y participación vinculadas
al disfrute del derecho a la ciudad, entendido como
elemento fundamental para repensar no sólo cómo
utilizar y tener acceso al espacio público sino cómo
planificar y “cambiar la ciudad siguiendo nuestros más
profundos deseos” (Harvey, 2008).


26.- Algunas formas de violencia intrafamiliar como el control de la salida de casa para estudiar, trabajar o visitar amigos o familiares; y el temor a ser violenta-
da en el espacio público, restringen seriamente el Derecho de las mujeres a transitar libremente en la ciudad.


27.- Este proyecto forma parte, junto con otras 4 ciudades del mundo (El Cairo, Nueva Delhi, Kigali y Port Moresby), del Programa Global liderado por ONU-
MUJERES cuyo fin es reducir la violencia, especialmente Ia violencia sexual contra las mujeres y niñas en el espacio público, mediante la producción de
un modelo global de ciudades seguras adaptado a las necesidades específicas de los contextos locales.




VIOLENCIA SEXUAL CONTRA MUJERES Y NIÑAS


Este capítulo del 17 informe de Seguridad Ciudadana
presenta de manera sucinta el estudio de línea de base
sobre violencia sexual contra mujeres y niñas en el es-
pacio público28 realizado en el año 2012, en el marco del
Programa Global “Ciudades Seguras libres de violencia
contra mujeres y niñas”29. En primer lugar, se explica el
abordaje teórico—metodológico utilizado en el estudio.
En segundo lugar, se analizan los principales indicado-
res de violencia sexual en el espacio público obtenidos
para las zonas de Quitumbe y Eloy Alfaro“. Por último
se muestran algunos hallazgos del estudio y las respec-
tivas recomendaciones para la acción pública.


Abordaje Teórico-Metodológico


El estudio que mapea la violencia en relación con el es-
pacio público y las relaciones inequitativas de género en
relación con el disfrute del derecho a la ciudad, toma
como referencia el Marco Ecológico para entender la
violencia contra las mujeres propuesto por la autora Lori
Heise. Este marco propone el análisis multifactorial de
Ia violencia de género en cuatro ámbitos relacionados
y mutuamente constituyentes, que se pueden visuali-
zar como cuatro círculos concéntricos. El primer círculo
interno representa los factores de la historia personal,
sus relaciones y comportamiento. El siguiente círculo,
el microsistema, representa el contexto inmediato en el
que se lleva a cabo el abuso o el acoso, perpetuán la
cultura en la esfera privada o pública. El tercer nivel, el
exosistema, abarca las instituciones y las estructuras
sociales, tanto formales como informales, en las que
está integrado el microsistema del mundo del trabajo,
el vecindario, la red social y grupos de identidad. Final-
mente, el mesosistema (Edleson y Tolman, 1992), repre-
senta la interacción entre varios aspectos del entorno
social de la persona. Incluye los vínculos entre la familia,
el lugar de trabajo, la familia ampliada o la red de iguales
y el relacionamiento con las instituciones sociales, tales
como Ia Policía, el sistema jurídico y los servicios socia-
les. En síntesis, el enfoque ecológico de Heise aborda
Ia violencia como un fenómeno multifacético, fundado
en Ia interacción de factores personales, situacionales
y socioculturales.


Para efectos del levantamiento de la línea de base sobre
Ia violencia contra mujeres y niñas en el espacio público,
quedaron definidos cuatro ámbitos de análisis atados al
marco ecológico expuesto.


Marco ecológico para entender la
violencia contra las mujeres


Sistema Macro


Sistema Exógeno


Ámbitos de Análisis


Sistema macro: A. El estado de exclusión en el cotidia-
no de niñas y mujeres en su espacio público.


Sistema exógeno: B. La experiencia de la violencia
particularmente sexual, el ejercicio de sus derechos y el
acceso al espacio público de niñas y mujeres.


Sistema micro: C. Las diferencias alrededor de la ex-
clusión en base a categorías específicas tales como ni-
vel educativo, estatus económico, condición migratoria,
identidades étnicas, raciales, de género, sexuales.


Historia personal: D. La percepción de riesgo y violen-
cia de las niñas y mujeres de las Administraciones Zo-
nales Eloy Alfaro y Quitumbe en relación a las categorías
mencionadas anteriormente.


Cada una de las categorías del análisis mencionado,
están cruzadas por tres ejes transversales fundamen-
tales: inclusión, relaciones de poder y participación que
permiten abordar la problemática de la violencia par-
ticularmente sexual de niñas, jóvenes y mujeres en el
espacio público urbano y el rol que juegan éstas y la
sociedad en crear ciudades más seguras bajo un marco
de derechos.


I 28.- Este tipo de estudios contribuyen a la generación de conocimiento sobre violencia sexual en zonas públicas urbanas y a encaminar los esfuerzos de las
instituciones públicas y de la sociedad civil para reducir todas las formas de violencia contra las mujeres, incluyendo la violencia intrafamiliar.


I 29.- El estudio de línea de base y la síntesis que se presenta en este acápite cuenta con el aporte de Cecilia Mena, tecnica asociada al Programa de Elimina-
ción de la Violencia de ONUMUJERES.


I 30.- La versión completa de la Línea de Base sobre la situación de violencia sexual en el espacio público puede encontrarse en
www.patronato.quito.gob.ec


-186




¿ .............................................................................................................. _.


Ejes transversales


1. Inclusión.


El eje de inclusión alude además a la necesidad de mirar
las diferentes capas presentes en la conceptualización
de espacio público, derechos, violencia de género y se-
xual. Dichas capas han sido manejadas por estudios fe-
ministas bajo el concepto teórico de interseccionalidad,
que alude a las diferencias de género, etarias, etnicidad,
estatus migrante, condición social, “raza”, identidad de
género y orientación sexual, entre las principales.


2. Relaciones de poder.


Nos ubica inmediatamente en un concepto de géne-
ro relacionado; es decir, no específico únicamente a
las mujeres y sus prácticas, experiencias y vivencias
aisladamente; sino en relación con las prácticas, ex-
periencias y vivencias de los hombres. Permite centrar
la atención hacia los distintos mecanismos, a partir de
los cuales, los problemas culturalmente construidos y
diferenciados como la violencia, habilitan prácticas in-
equitativas bajo un sistema histórico llámese patriarcal,
androcéntrico, heteronormado; que moldea a priori la
vida de una persona, situándola desde un inicio en des-
ventajas varias.


3. Participación.


AI situarnos en un marco de derechos de las mujeres y
la ciudad, aludimos ala participación como mecanismo
motor, tanto de las posibilidades de incidir en un espa-
cio público libre de violencia, como de re-conocerlo en
sus diferentes niveles de violencia de género y sexual.


Entonces, los cuatro ámbitos del análisis múltiple de fac-
tores de marco ecológico propuesto por Heise (1998)
y los tres ejes transversales fundamentales como in-
clusión, relaciones de poder y participación, permiten
el abordaje integral de la problemática de la violencia
—particularmente sexual- de niñas, jóvenes y mujeres en


el espacio público urbano y el rol que juegan éstas y la
sociedad en crear ciudades más seguras bajo un marco
de derechos, conforme el siguiente cuadro explicativo.


Adicionalmente, el concepto de lo cotidiano forma par-
te de las categorías de análisis desarrolladas, pues la
experiencia de violencia de niñas y mujeres en el espa-
cio público, no está aislada de su vivencia en lo que se
consideraría el espacio privado. Más bien uno y otro es-
pacio están cercanamente relacionados, marcando aún
más la importancia de ahondar en Ia(s) violencia(s) en un
espacio, para cotejarlas con las violencias en el otro que
no es antagónico, sino complementario. Lo cotidiano
construye la experiencia de vida de una persona a corto
y largo plazos y ejerce influencia directa en los niveles
de educación, salud, bienestar, movilidad, para citar al-
gunos. Tanto conceptual como metodológicamente, lo
cotidiano permite visibilizar las tensiones entre y con los
espacios público y privado.


Matriz de indicadores e índice de violencia sexual
contra mujeres y niñas en el espacio público


El cruce de los ámbitos de análisis con los respectivos
ejes o variables se estructura en 52 indicadores (ver
Anexo 1) que describen la situación de violencia contra
mujeres y niñas, particularmente sexual en el espacio
público. A su vez, la matriz de indicadores configura un
índice de violencia contra mujeres y niñas, particular-
mente sexual en el espacio público (Ver Anexo 3), calcu-
lado mediante un método de ponderación lineal a partir
de los valores que se obtuvieron de los 52 indicadores.


Herramientas para el estudio sobre violencia con-
tra mujeres y niñas en el espacio público


La información desplegada en los indicadores sobre
violencia sexual fue recopilada mediante la aplicación
de varias herramientas de investigación cuantitativa y
cualitativa, que permiten describir de manera integral la
experiencia de la diversidad de violencias ejercidas con-
tra mujeres y niñas en el espacio público.


Abordaje Teórico
Metodológico


Exclusión Espacio público A


Violencia sexual y acceso a DDHH


Diff alrededor exclusión y
acceso a DDHH c


1 Inclusión
Riesgo y violencia en Ad. Zonal


2 Participación


3 Relaciones Poder


187H




Encuestas compuestas de una batería de 53 preguntas,
de manera que todas las dimensiones de violencia pudie-
ran ser recogidas (410 en Zona Eloy Alfaro y 406 en Zona
Quitumbe). Grupos Focales (en total 13 grupos de po-
blación específicos, determinados por edad, ocupación,
etnicidad, género, identificación sexual, como se puede
ver en el anexo 3) y entrevistas a profundidad (8 entre-
vistas dirigidas a quienes toman decisiones y operadores
de justicia. Todo esto complementado con información
documental contenida en material educativo, medios es-
critos, la normativa que rige en el Distrito Metropolitano
de Quito y otras normas nacionales relacionadas con vio-
lencia sexual y su instrumentalización mediante políticas
públicas, planes y programas específicos.


Principales indicadores de la violencia contra
mujeres y niñas en el espacio público


Los indicadores presentados a continuación muestran
las experiencias de mujeres al sentirse amenazadas,
acosadas, potencialmente en peligro y/o abusadas se-
xualmente en el espacio público. En el contexto de la
investigación, los espacios públicos no sólo contienen
y expresan relaciones de dominación entre los géneros,
sino múltiples dimensiones sociales, económicas, cultu-
rales y políticas (Vargas 2006-2007); claves para anali-
zar la multiplicidad de factores presentes en el acceso y
derecho a la ciudad.


Porcentaje de mujeres que responde que ha
sido excluida del espacio público


La información cuantitativa es alarmante en este indica-
dor, mostrando la vulnerabilidad absoluta de las mujeres
en el espacio público:


EI 91% de las mujeres reportaron haber expe-
rimentado acoso“ y evitan situaciones donde
podría ocurrir acoso. Por ejemplo, el 77% ha
evitado esquinas o calles en las cuales frecuen-
temente se reúnen grupos de hombres. EI 63%
trata de terminar sus actividades diarias antes
de las 6 de la tarde por percepción de insegu-
ridad. El 47% ha evitado el uso de parques o
canchas de su barrio por estar ocupadas por
equipos deportivos conformados por hombres.
En el mismo sentido, el 36% ha evitado reali-
zar prácticas deportivas o recreativas, porque
no existe un espacio público o el que existe lo
considera peligroso. EI 27% ha sido acosada
por grupo de hombres al salir del colegio.


En los grupos focales, las mujeres reconocen diversos
escenarios de riesgo en el espacio público que generan
eventos de exclusión, provocando en ellas la restricción
de horarios y lugares. Se añaden riesgos tales como
el acoso y el abuso por parte de grupos de hombres
usualmente en estado etílico, peleas entre bandas o
entre hombres en general y el encuentro con personas
que van a comprar drogas, o bien a cometer robos y
asaltos. De ahí, que la calle y la noche sean escenarios
de exclusión. Modificar las rutas y los horarios para lle-
gar a su domicilio, son algunas de las acciones que han
provocado la inseguridad descrita.


La indagación realizada, para esta línea de base, com-
prueba que el perfil del acosador y abusador es definiti-
vamente masculino e independiente de variables como
edad y condición social. Es decir, si bien el uso de al-
cohol o drogas pueden disparar la violencia y su inten-
sidad, no es de ninguna manera un justificativo ni una
característica intrínseca de un agresor o transgresor.


Porcentaje de mujeres que han sido víctimas de
violencia sexual, violencia física, violencia simbó-
lica y formas de violencia sexual no registradas
formalmente.


Nuevamente, el porcentaje es alarmante. Las mujeres
respondieron “si" ante las siguientes experiencias en es-
pacios públicos en un porcentaje demasiado alto:


a) Le han tocado alguna de las partes íntimas de su
cuerpo: (19%)


b) Le han tocado cualquier parte de su cuerpo de
manera obscena (24%)


c) Han bloqueado su camino, la han empujado en
sentido sexual (25%)


d) Le mostraron los genitales (11%)
e) Ha sido víctima de actitudes intimidantes (32%)
f) Le dijeron palabras obscenas (41%)
g) Le hicieron gestos obscenos (33%)
h) Siente que le han dirigido miradas obscenas (43%)
i) Sufrió una violación sexual (5%)
j) Ninguna de las anteriores (28%)


Según los resultados de la encuesta, existe un 23%
más de probabilidades que una mujer en la Zona Eloy
Alfaro, experimente uno de los actos violentos mencio-
nados arriba, que una mujer en la Zona Quitumbe.


Por su parte, los jóvenes adolescentes mencionan que
los incidentes anteriormente puntualizados, suceden de


I 31.- Para determinar el acoso y sus niveles, es importante recordar que el concepto se refiere al comportamiento sexualmente determinado no esperado ni
previsto ni invitado, tanto físico como emocional, sea a través del uso de palabras o acciones.


-j88




¿ .............................................................................................................. _.


alguna manera por el rol activo que tienen los hombres
en la interacción con las mujeres, donde son ellos quie-
nes toman la iniciativa y donde la mujer tiene también
un papel importante en su reacción frente a estos casos
(grupo focal). En esta percepción, vemos que hay un
tipo de justificación cultural vinculada a los roles de gé-
nero, que se constituye en un argumento que permite
la naturalización de la violencia verbal. El siguiente testi-
monio recogido corrobora lo antes dicho:


“Como tú eres por dentro te vistes por fuera si eres
una chica centrada, pero si eres una chica que te
gusta estar despertando instintos y deseos en los
hombres bueno...”


(Grupo focal jóvenes hombres 15 — 18 años)


Por otra parte, las mujeres afro-ecuatorianas hicieron
mención al imaginario y sexualización de las mujeres
afro y a casos de acoso especialmente en los transpor-
tes públicos y a las niñas. Las bromas racistas—sexua—
lizadas fueron mencionadas como una de las formas
más explícitas de violencia simbólica, que las afecta en
su autoestima (grupo focal mujeres afro-ecuatorianas)”


Porcentaje de mujeres adolescentes y adultas de
las Administraciones Zonales Eloy Alfaro y Qui-
tumbe que reportan haber sufrido agresiones en
el transporte público.


En este apartado, central para la investigación, un por-
centaje demasiado alto, el 38% de las mujeres encues-
tadas en la Zona Eloy Alfaro y el 29% en la Zona Qui-
tumbe, manifestaron haber sido víctimas de violencia
sexual en el transporte público, añadiendo que la ma-
yoría de los incidentes sucede en el Trolebús. A pesar
de que no muchas reportaron ser víctimas de “violencia
sexual” han experimentado las siguientes situaciones
de carácter sexual:


o Le han dicho frases o comentarios relativos a su
imagen, su cuerpo o su aspecto físico (40%)


o Ha sufrido empujones (80%)
o Le han tocado su cuerpo sin razón aparente algu-


na (39%)
o Le han mostrado los genitales (7%)
o Se han recargado sobre su cuerpo con intenciones


sexuales (36%)
o Le han manoseado su cuerpo (18%)
o Le han dirigido miradas de carácter sexual (36%)
o Le han dirigido gestos de carácter sexual (26%)
o Ninguna de las anteriores (13%)


Todos los grupos focales identifican claramente al trans-
porte público como escenario de violencia sexual. La
mujeres adolescentes reportan recibir “caricias indebi-
das" por parte de agresores en los buses (Grupo focal,
Mujeres adolescentes 14-18 años). También, se men-
ciona el acoso por parte de choferes y cobradores.


La percepción de la seguridad en el transporte público
tiene una variación en relación con las horas del día, los
días de la semana y las semanas del mes. Respecto a
la variación en horas del día, se identificó que las horas
pico y en general, las horas de la noche son las más
peligrosas. Esta variación de las horas es percibida tan-
to por las niñas de los colegios quienes son un blanco
fácil y frecuente de los delincuentes, como por las mu-
jeres indígenas y las mujeres vendedoras ambulantes.
La variación de la inseguridad en relación a los días de
la semana es particularmente experimentada por las
mujeres vendedoras ambulantes, quienes aseguraron
que los días viernes y los fines de semana aumentan
considerablemente la inseguridad en el transporte pú-
blico. Ellas plantearon que los delincuentes conocen las
fluctuaciones del mercado informal y saben cuáles han
sido ‘días buenos’ para las vendedoras, por lo que las
intentan robar en esos días.


Muchas mujeres reportaron el uso de estrategias para
salir a espacios públicos.


EI 39% de las mujeres salen de las casas
acompañadas de su pareja como una estra-
tegia. Otras (11%) salen acompañadas de
sus hijos mientras el 6% dijo que modifican
su vestimenta. No hay respuesta correspon-
diente de los grupos focales.


Las entrevistas a profundidad revelan que el uso de los
parques en la Administraciones Quitumbe y Eloy Alfaro
no es de uso frecuente de mujeres y, si lo hacen, son
acompañadas de un hombre (Entrevista a profundidad
con Policía Municipal).


Porcentaje de mujeres que identifican en sus ba-
rrios mecanismos para denunciar agresiones físi-
cas, sexuales y verbales.


Una de las preguntas de la encuesta abordó el tema
de los mecanismos para alertar, denunciar y dar res-
puesta a agresiones físicas, sexuales y verbales en las
dos zonas y cómo reaccionan los residentes (o no). Las
respuestas en las dos zonas fueron muy parecidas.


I 32.- Para mayor información sobre el tema referirse al trabajo de Hernández (2009)


189H




En términos de agresiones fisicas, el 74% dijo
que no existe un mecanismo en el banio, el 19%
indicó que existe una alarma de barrio, menos
del 4% respondieron sobre un “comité u orga-
nización de mujeres contra la violencia”, el 3%
escogieron “otro” y menos del 2% dijo “silbato”.


A la pregunta “¿cómo reacciona la gente de
su barrio frente a este tipo de agresión físi-
ca?” el 47% en la Zona Eloy Alfaro y el 42%
en la Zona Quitumbe dijeron que “no hacen
nada”, el 32% en la Zona Eloy Alfaro y el 39%
en la Zona Quitumbe respondieron que sus
vecinos buscarían ayuda; y las demás (20%
y 17%, respectivamente) dijeron que reaccio-
nan violentamente frente al agresor.


Respecto a los mecanismos para afrontar la
agresión sexual, la mayoría (80%) de las mu-
jeres encuestadas indicaron que existe una
Unidad de Policía Comunitaria en su barrio,
mientras el 16% escogió “ninguno”. Las otras
opciones recibieron menos del 3% de las res-
puestas. En el caso de agresión sexual, el 43%
cree que sus vecinos buscarían ayuda, el 31%
dice que “no harían nada” y el 28% creen que
reaccionarían violentamente frente al agresor.


En términos de agresión verbal, el 79% de las
respuestas indicaron que no existe un meca-
nismo para reportar tal agresión en su barrio,
mientras el 13% mencionó “la alarma del ba-
rrio”. Además, el 59% respondió que no cree
que los residentes del barrio reaccionen y el
26% piensa que si buscarían ayuda. El 16%
cree que sus vecinos reaccionarían violenta-
mente frente al agresor.


De acuerdo a la información recopilada a través de los
grupos focales, existe un desconocimiento de los pro-
cedimientos de monitoreo de las denuncias. La percep-
ción, por parte de las mujeres de las organizaciones,
es además de desconfianza ante los mecanismos de
denuncia por la demora en los trámites, alto costo de
denuncias y procesos, corrupción, normas poco claras,
amenazas posteriores de agresores, desconfianza en el
Sistema Judicial y falta de visualización de resultados.
(Grupo focal, mujeres de organizaciones).


Identificación de procesos de participación de
mujeres, adolescentes, adultas y niñas en la ela-
boración del plan de Ordenamiento Territorial en
relación a seguridad, tránsito y movilidad.


Conforme a la indagación en grupos focales, en tér-
minos generales existe un reconocimiento sobre la im-
portancia de la participación de las mujeres en los pro-
cesos de planificación de la ciudad, pues los criterios
sensibles a la dimensión de género en las normativas y
decisiones públicas quedarán mejor representados por
las mismas mujeres. Por ejemplo, el grupo de jóvenes
reconocen que un grupo o un equipo de planificación
de gestión pública compuesto sólo por hombres, no
necesariamente buscarían el bienestar de las mujeres.
Sin embargo, el conocimiento detallado de la reglamen-
tación que faculta a las mujeres a la participación, no es
del conocimiento de los hombres jóvenes.


Este mismo grupo reconoce explícitamente, que el ma-
chismo es un aspecto implantado en la cultura quiteña
y afecta la participación de las mujeres en la construc-
ción de una ciudad segura. Las expresiones del ma-
chismo mencionadas, abarcan el miedo del hombre a
verse superado por la mujer en temas de planificación
y finanzas, dado que las mujeres tenderían a ser más
organizadas y menos corruptas. Otra expresión del ma-
chismo en este sentido, es la creencia de que la mujer
no tendría las capacidades suficientes para participar
en la gestión pública (Grupo focal, hombres adolescen-
tes entre 15 y 21 años).


Porcentaje de mujeres que conocen sobre el De-
recho al espacio público libre de violencia sexual
y a la planificación para lograrlo.


El 32% de las mujeres encuestadas en la
Zona Eloy Alfaro y el 31% en la Zona Quitum-
be, están conscientes de su Derecho a un es-
pacio público sin violencia. Ahora bien, pun-
tualmente sobre su derecho a planificar para
que el espacio público en su barrio esté libre
de violencia contra las mujeres, únicamente
el 9% de las mujeres en la Zona Eloy Alfaro y
el 20% de las mujeres en la Zona Quitumbe
contestaron que “sí”.


Dentro de los grupos focales, el grupo que reconoce
con mayor claridad el derecho que tienen como mujeres
al espacio público libre de violencia son las mujeres in-
dígenas, pues ellas afirman estar al tanto, incluso de su
derecho a participar en la planificación del uso del espa-
cio público. Las mujeres indígenas mencionan diversos
intentos de organizarse dentro del espacio y el barrio en
el que trabajan (Mercado Mayorista). En este espacio
han participado en mingas y han trabajado también en
seguridad. Sin embargo mencionan no tener un enfo-
que específico de género en su organización. Los otros
grupos desconocen las normas.


-19O




¿ .............................................................................................................. _.


Ante Ia pregunta, bajo el formato de entrevista a pro-
fundidad, ¿qué derechos considera que la ciudad debe
garantizar a sus ciudadanos y ciudadanas?, la Secreta-
ria de Planificación respondió “derechos garantizados
por la Constitución a través de la construcción de un
espacio amigable, seguro, equitativo, territorial y social,
acceso al ejercicio de estos derechos de todos los ciu-
dadanos y ciudadanas”. En la misma línea el Secretario
de Movilidad afirmó: “los derechos deben ser garanti-
zados universalmente a ciudadanos y ciudadanas.” En
la entrevista realizada al transportista del Trolebús, el
mismo enfatiza la importancia de “promover el derecho
a estar libre de violencia”. El Policía Municipal también
reconoce la necesidad de “garantizar el derecho a la
seguridad emocional y física”. Es decir, las diferentes
instancias a través de estos actores claves, reconocen
conjuntamente la necesidad urgente de habilitar a tra-
vés de varios mecanismos puntuales de política pública,
un espacio seguro y el ejercicio de los derechos en el
espacio público.


Hallazgos de la investigación


Los principales hallazgos de la investigación tienen
como eje articulador el espacio público, la seguridad y
la planificación urbana, bajo el entendido que las ciuda-
des no son iguales para hombres y mujeres, ni tampoco
lo son según la edad, raza, etnia u opción sexual.


La relación entre espacio público y violencia, mues-
tra dos problemas fundamentales que condicionan el
uso y acceso seguro de niñas, adolescentes y mujeres
al espacio público. Por una parte, un aspecto delictual
relacionado con las llamadas “economías ilegales” que
incluyen el abuso en el consumo del alcohol y drogas,
así como la falta de una red de servicios preventivos y
de control de la violencia en el espacio público. Cabe
resaltar que además esta violencia es ejercida sobre las
mujeres, niñas y adolescentes, mayormente en días y
horarios de mayor uso del espacio público, como los
fines de semana y los horarios nocturnos donde existe
ausencia de las instituciones de control y prevención.
Sin embargo, de la mano están ciertas estrategias de
prevención ante la violencia, como no caminar solas a
determinadas horas, eludir por completo ciertas calles
e intersecciones y evitar utilizar el espacio público bien
entrada Ia tarde o a la noche.


Las mujeres tienen pocos espacios seguros, puesto
que son violentadas tanto en el espacio público como
en el hogar. Los resultados ratifican que las mujeres y ni-
ñas sufren todo tipo de violencia en los espacios públi-
cos. El transporte público se ubica entre los principales
espacios de todo tipo de violencia contra niñas y muje-


res como también contra Ia población GLBTI particular-
mente transgénera). Un dato adicional en este ámbito a
considerar para la acción, conforme los testimonios de
las mujeres en los grupos focales, es el rol que tienen
transportistas y cobradores en generar, perpetuar, natu-
ralizar y reproducir este tipo de violencia.


Si bien zonas desprovistas de alumbrado público, ca-
llejones aislados, parques mal cuidados y sin vigilancia,
convergen para crear un espacio público violento en
diferentes aspectos, que sitúa y correlaciona la violen-
cia contra niñas y mujeres, es también la naturalización
cultural de la misma la que posibilita que ésta suceda
y se reproduzca a través de las generaciones. Por
naturalización de la violencia entendemos a mecanis-
mos de exclusión históricos, por tanto socio-culturales
que establecen una diferenciación jerárquica alrededor
del género, que ubica a las niñas y las mujeres en una
condición de vulnerabilidad en una sociedad dada. Un
ejemplo claro de dicha naturalización es el acoso verbal
que toma la forma de “piropo” el cual, - en el imaginario
general cultural — se lo considera no sólo inofensivo sino
inocuo. En este ámbito el abordaje desde Ia violencia
simbólica, se torna crucial para problematizar el len-
guaje no verbal de la violencia, como miradas dirigidas
a partes genitales y/o miradas morbosas en cualquier
parte del cuerpo.


La violencia, sobre todo sexual no es una inequidad,
sino la vulneración de un derecho fundamental. Para
ilustrar está el caso de las mujeres afro descendientes,
quienes por estereotipos alrededor de “raza” y etnici-
dad, son asociadas a delincuentes y/o trabajadoras se-
xuales, por tanto marcadas en el espacio público bajo
un estereotipo negativo. En el caso de las mujeres ven-
dedoras ambulantes, identifican a la Policía Metropolita-
na como causante de violencia física, en momentos del
desalojo de las ventas ambulantes o en la retención de
la mercancía.


En una sociedad donde el sistema de género es alta-
mente inequitativo y heteronormado, se puede prever,
el culpar a las mujeres de ser agredidas por vestirse
de formas consideradas “llamativas” para la sociedad
o bien por estar solas en un espacio público en horas
consideradas propicias para los hombres o mujeres
acompañadas por éstos, es decir, Ia noche en particu-
lar. No existe justificación alguna para Ia violencia contra
niñas, adolescentes y mujeres, menos aún, ideas nor-
mativas de vigilancia alrededor del cuerpo de las muje-
res y sus múltiples decisiones, incluyendo su estética.


La estrecha relación entre violencia de género y pre-
cariedad de vida ha sido discutida ampliamente desde


191’




_


192


los y las estudiosas del género. En este caso, el esta-
tus económico relacionado a niveles de desempleo y
cercano al precario nivel educativo de las dos zonas,
constituye un habilitador de los diversos tipos de violen-
cia visibilizados. Acciones en el ámbito de la educación
son trascendentales para contribuir a construir un espa-
cio Iibre de violencia de género, desde una conciencia
sobre la misma.


La encuesta ratifica que existe un nivel demasiado bajo
de respuesta de las mujeres, los hombres y la población
ante la violencia en ambas Administraciones Zonales.
Unido a lo dicho, las mujeres no denuncian, conocen
poco o nada el proceso, han tenido malas experiencias
con el sistema legal y la Policía. No existen suficien-
tes grupos de mujeres u otros de la sociedad civil, que
aborden efectivamente el problema de la violencia de
género y sexual.


I Bibliografía


Finalmente, se puede comprobar la fuerza que cobra la
construcción socio-cultural del género, al habilitar el alto
índice de violencia de género, sobretodo sexual contra
las niñas y las mujeres en particular. Constatamos el im-
portante rol que tienen diferentes actores e instituciones
desde la familia hasta las y los sen/idores públicos en
cambiar este imaginario que naturaliza la violencia. Las
relaciones de poder entre hombres y mujeres configu-
ran el espacio público y su dinamica violenta de genero.
Conforme nos recuerda Falú (20082?) ser mujer, joven
y/o pobre implicaría mayores riesgos de sufrir violencias
privadas como públicas o institucionales.


La falta evidenciada de oportunidades, acceso y reco-
nocimiento del libre ejercicio del derecho a planificar el
espacio público, para vivirlo libre de violencia por parte
de las mujeres y las niñas es un nodo central para su
inclusión y el derecho ala ciudad.


I Fundación Patronato Municipal San José, ONU Mujeres. (noviembre 2011) .“Diagnóstico preliminar Proyecto Ciudades
Seguras Quito”. Quito.


I Falú, Ana. (2008). “Violencias y discriminaciones en el espacio urbano”. Versión revisada de la Conferencia de apertura
realizada en el ciclo.


I Glosario de términos sobre violencia contra la mujer. (2010). “Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra
las Mujeres”. México, DF.


I Harvey, David. (julio - diciembre 2008). “La libertad de la ciudad. Antípoda”. Revista de Antropología y Arqueología, Núm. 7.
pág. 15-29. Universidad de los Andes, Colombia.


I Heise, Lori. (1998). “Violence Against Women: An Integrated, Ecological Framework”. En Violence Against Women, Vol.4 ,
N°2, pág. 262-290.


I Hernández, Katya. (2009). “Entre discursos y metáforas: representaciones sobre los cuerpos de las mujeres afroecuatoria-
nas”. Serie Tesis, FLACSO/Ecuador.




ÁMBITOS DE
ANÁLISIS


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


4 A1 El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


5 A1 El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


Inclusión Porcentaje de mujeres
de las Administra-


ciones Zonales Ouitu-
mbe y Eloy Alfaro que
responden que se ha
invalidado su person-
alidad juridica al reci-
bir un servicio público
de salud, educación o


justicia.


Inclusión Porcentaje de mujeres
que responden que


han sido excluidas del
espacio público.


Inclusión Porcentaje de mujeres
que han sido víctimas
de violencia verbal en


el espacio público.


Inclusión Porcentaje de mujeres
que han sido víctimas
de violencia física en


el espacio público.


Identificación de
prácticas de violencia
simbólica que influyen
en la desvalorización


por género.


Inclusión


Identificar si existen y cuáles
son las acciones cotidianas
en la prestación de un servi-
cio público de salud (centro y
subcentro), educación (cen-
tros educativos), y justicia
(denuncias penales y con-


travencionales) que lesionan
el Derecho a la personalidad


jurídica de las mujeres y
adolescentes.


Identificar si existen y cuáles
son las acciones cotidianas
que promueven la exclusión


de la mujer en el espacio
público como restricciones


a visitar lugares, actividades
en las cuales no pueden


participar, horarios que son
considerados no adecuados
para actividades de mujeres


adultas y adolescentes.


¿Cuáles son las acciones que
hacen que una mujer adulta o
adolescente modifique su ruta


habitual, sus actividades de
logística, su forma de vestir,
su apariencia o incremente


sus gastos de transporte con
el objetivo de evitar violencia


verbal?


¿Cuántas mujeres han sido
afectadas por violencia


verbal?


¿Cuáles son las acciones que
hacen que una mujer sienta


limitaciones en la apropiación
de un espacio público; por


ejemplo: empujones, roces al
caminar en la calle?


¿Cuántas mujeres han sido
afectadas por violencia física?


¿Cuáles son las prácticas
cotidianas de violencia


simbólica que influyen en la
desvalorización por género;
por ejemplo: bromas, CAT


GALLING, rondas infantiles,
juegos?


Grupos
Focales


Encuesta, 4 años
Grupos
Focales


Encuesta, 4 años
Grupos
Focales


PERIODI-I INDICADOR DESCRIPTOR FUENTE


Encuesta, 4 años


Encuesta, 4 años
Grupos
Focales


Grupos
Focales,
Investi-
gación
Docu-
mental


Anual


193-




6 A1


7 A1


8 A1


9 A1


1 0 A1


1 1 A1


1 2 A1


-194


ÁMBITOS DE
ANÁLISIS


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


El estado de
exclusión en lo


cotidiano de niñas
y mujeres en su
espacio público.


Inclusión


Inclusión


Inclusión


Inclusión


Inclusión


Inclusión


de violencia sexual.


Identificación de
las amenazas a la
seguridad integral
de mujeres y niñas.
(empoderamiento).


Porcentaje de mujeres
que han sufrido


formas de violencia
sexual no registradas


formalmente.


Identificación de
prácticas asimétricas
de poder (desiguales


e inequitativas) en
trabajadoras sexuales
y vendedoras ambu-


Iantes.


Porcentaje de mujeres
que identifican prác-
ticas de exclusión de
género en la familia.


Identificación de
conceptos discrimina-
torios en material de


medios escritos


Porcentaje de mu-
jeres que reconocen
patrones socio-cul-
turales que resultan


en exclusión del
espacio público.


DESCRIPTOR


¿Cuáles son las prácticas
cotidianas de violencia sexual
contra mujeres en el espacio


público?


¿Cuántas mujeres han sido
afectadas por violencia


sexual?


¿Existe una categorización de
las amenazas alrededor de la
violencia sexual para niñas,


mujeres y adolescentes?


Aparte de las codificadas
normativamente, ¿cuáles son
las conductas que con mayor


frecuencia son agresiones
sexuales sufridas por niñas,


adolescentes y mujeres?


¿cuáles prácticas asimé-
tricas de poder se identifican


en poblaciones específicas
como trabajadoras sexuales y


vendedoras ambulantes?


¿Qué rol juega la familia en la
consolidación de imaginarios


de exclusión?


¿Existen dinámicas de
exclusión al interior de las


familias? ¿De qué magnitud
es el fenómeno?


¿Qué información que puede
generar exclusión de las mu-
jeres es difundida por medios


escritos?


¿Cuáles son los patrones
socio-culturales en los que la
desvalorización de las niñas y
mujeres resultan en exclusión


de espacios públicos?


I Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público


I INDICADOR


Inclusión Porcentaje de mujeres
que han sido victimas


FUENTE “DAD


Encuesta, 4 años
Grupos
Focales


Grupos Anual
Focales,
Investi-
gación
Docu-
mental


Encuesta, 4 años
Grupos
Focales


Encuesta, 4 años
Grupos
Focales


Encuesta, 4 años
Grupos
Focales


Investi- Anual
gación


Docu-
mental


Encuesta, 4 años
Grupos
Focales


PERIODI-




I Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público


AMBITOS DE PERIODI-
ANÁLlsls INDICADOR DESCRIPTOR FUENTE (“DAD


13 A1 El estado de Inclusión Porcentaje de mujeres ¿Cuáles son las agresiones Encuesta 4 años
exclusión en lo adolescentes y adul- más frecuentes en el uso del


cotidiano de niñas tas de las Administra- transporte Púbttoo?
y mujeres en su ciones Zonales Eloy
espacio público. Alfaro y Ouitumbe


que reporta haber
sufrido agresiones en
el transporte público.


14 A1 El estado de Inclusión Porcentaje de mujeres ¿Cuáles son las zonas de Encuesta 4 años
exclusión en lo que reconocen al mayor reunion o" ot oslïaoto


cotidiano de niñas menos un espacio de Púbttoo do "trios, muÍoroS y
y mujeres en su convergencia de ado- addescentes?
espacio público. lescentes y mujeres.


15 A2 El estado de Partici- Identificación de or- ¿Cuántas organizaciones Grupos Anual
exclusión en lo pación ganizaciones activas comunitarias trabaian tomas Focales,


cotidiano de niñas que trabajan en el do Vtotortoto oorttro to muíor Investi-
y mujeres en su tema de violencia en ‘¡"9 s? ftntïuentta“ “mas V gación
espacio público. coordinación con el pammpa" m" el MOMO? docu-


MDMO. mental


16 A2 El estado de Partici- Porcentaje de mujeres ¿Cuáles son los patrones Encuesta, 4 años
exclusión en lo pación que reconocen ser Socio culturales en los (¡llo ta Grupos


cotidiano de niñas parte de una organi- rtosVotortlootoo (to tas "¡ños Focales
y mujeres en su zación de base. V muletas afecta 5" Parhc"


pación en espacios públicos
(por ejemplo organizaciones
de base) en relación con los


niños y hombres?


espacio público.


17 A2 El estado de Partici- Número de políticas, ¿Qué representatividad ha Investi- Anual
exclusión en lo pación programas y planes existido de las niñas. adotoS- gación


cotidiano de niñas de tránsito y movili- oorïtos V mllioros o" to roott‘ Docu-
y mujeres en su dad, que han contado 13cm“ de ptatjtjs de trans“ V mental
espacio público. con la participación mmhdad?


de mujeres habitantes
de las Administra-
ciones Eloy Alfaro y


Ouitumbe.


18 A2 El estado de Partici- Porcentaje de mujeres ¿Cuáles han sido algunas de Encuesta, 4 años
exclusión en lo pación que identifican en las acciones colectivas (a Grupos


cotidiano de niñas sus barrios mecanis- "¡Vot ¡to orgorttzaoto" bar‘ Focales
y mujeres en su mas para denundar rial, comunitaria u otras talescomo sensibilización, rondas


comunitarias, etc.) emprendi-
das en contra de la violencia


física?


195-


espacio público. agresiones físicas.




I Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público


AMBITOS DE PERIODI-
ANÁLBB n DESCRIPTOR FUENTE (“DAD


19 A2 El estado de Partici- Porcentaje de mujeres ¿Cuáles han sido algunas Encuesta, 4 años
exclusión en lo pación que identifican en de las acciones colectivas a Grupos


cotidiano de niñas sus barrios mecanis- "¡WI de OTQHHÍZGGÍÓ" bar‘ Focales
y mujeres en su mos para denunciar "¡aL °°m""_¡t‘f"_¡a "Sms “¡es
espacio público. agresiones sexuales. °°m° Ï°"Ï'b"'za°'°"' "°"d“'_s


comunitarias, etc. emprendi-
das en contra de la violencia


sexual?


20 A2 El estado de Partici- Porcentaje de mujeres ¿Cuáles han sido algunas Encuesta, 4 años
exclusión en lo pación que identifican en de las acciones colectivas a Grupos


cotidiano de niñas sus barrios mecanis- "¡WI de OTQBHÍZEIGÍÓ" bar‘ Focales
y mujeres en su mos para denunciar "¡aL °°m""_¡t‘f“:¡a ¡{W735 “¡es
espacio público. agresiones verbales. °°m° Ï°"Ï'b"'za°'°"' "°"da_s


comunitarias, etc. emprendi-
das en contra de la violencia


verbal?


21 A3 El estado de Rela- Identificación de la ¿Cuáles son los factores para Grupos Anual
exclusión en lo ciones existencia de espa- el ¡ISO detcfminad0 d9| eSPa- Focales,


cotidiano de niñas de Poder cios definidos para cio público de las trabaiado- Investi-
y mujeres en su trabajadoras '35 sexuahs? gación
espacio público. sexuales. Docu-


mental


22 A3 El estado de Rela- Porcentaje de mu- ¿Frente a una agresión sexual Encuesta, 4 años
exclusión en el ciones jeres que conocen o en la movilidad. 60393 S0n Grupos


cotidiano de niñas de Poder utilizan mecanismos '05 mB-CBHÍSmOS de deïensa? Focales
y mujeres en su de defensa frente a
espacio público. violencia sexual en


medios de transporte.


23 A3 El estado de Rela- Identificación de ex- ¿Cuáles son las considera- Grupos Anual
exclusión en lo ciones istencia de espacios ciones Para 9| “S0 (IBI cspacic Focales,


cotidiano de niñas de Poder definidos para vende- PÚNÍGO de ¡a5 Vendedmas Investi-
y mujeres en su doras ambulantes. ambuhmtes? gación
espacio público. Docu-


mental


24 B1 La experiencia de Inclusión Identificación de eI- ¿Cuáles son los elementos Investi- Anual
la violencia par- ementos excluyentes de las normas, PTOÏOCOIOS gación


ticularmente sexual, en las normas para el 0 QUÍBS de SGWÍCÍOS que Docu-
el ejercicio de sus acceso de mujeres y Qemra" excmfim" de mujeres mental


Derechos y el acceso niñas a servicios de V "mas?
al espacio público educación, salud y


de niñas y mujeres. asistencia.


25 B1 La experiencia de Inclusión Porcentaje de mujeres ¿Cuántas niñas y mujeres Encuesta 4 años
la violencia par- que indican utilizar Usan ¡OS mBQÍOS I! 79007350S y Grupos


ticularmente sexual, medios, recursos e in- Para GXPTBSÍO" de OPÍHÍO" I! focales


-196


el ejercicio de sus
derechos y el acceso


al espacio público
de niñas y mujeres.


stancias de expresión
de opinión.


pensamiento?




I Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público


PERIODI-I INDICADOR DESCRIPTOR FUENTE


Porcentaje de mujeres26


27


28


29


30


197-


ÁMBITOS DE
ANÁLISIS


B1 La experiencia de
la violencia par-


ticularmente sexual,
el ejercicio de sus


Derechos y el acceso
al espacio público


de niñas y mujeres.


La experiencia de
la violencia par-


ticularmente sexual,
el ejercicio de sus


Derechos y el acceso
al espacio público


de niñas y mujeres.


La experiencia de
la violencia par-


ticularmente sexual,
el ejercicio de sus


Derechos y el acceso
al espacio público


de niñas y mujeres.


La experiencia de
la violencia par-


ticularmente sexual,
el ejercicio de sus


Derechos y el acceso
al espacio público


de niñas y mujeres.


La experiencia de
la violencia par-


ticularmente sexual,
el ejercicio de sus


Derechos y el acceso
al espacio público


de niñas y mujeres.


La experiencia de
la violencia par-


ticularmente sexual,
el ejercicio de sus


Derechos y el acceso
al espacio público


de niñas y mujeres.


Inclusión


Inclusión


Inclusión


Inclusión


Inclusión


Inclusión


que identifican al
menos un espacio
público donde se


naturaliza la violencia
verbal.


Identificar niveles de
reconocimiento de los
Derechos de las mu-
jeres en los hombres


jóvenes y adultos.


Identificación de
políticas y planes
para la prevención


de la violencia sexual
y sus registros de


ejecución.


Identificación de nor-
mas o regulaciones
en las escuelas para
garantizar el acceso
al espacio público en


los trayectos entre
escuela y casa.


Identificación de
procesos de par-


ticipación de mujeres
adolescentes, adultas
y niñas en la elabo-
ración de planes de
seguridad, tránsito y


movilidad.


Identificación de
procedimientos de


monitoreo de denun-
cias sobre violencia


sexual en Quito.


cuáles son los espacios
públicos en los que ha sufrido


violencia sexual?


¿Qué diferencias existen en el
nivel de reconocimiento de los
Derechos de las mujeres entre
hombres jóvenes y adultos?


¿Las políticas para la
prevención de la violencia


sexual han sido planificadas e
implementadas?


¿Existen normas y regula-
ciones en las escuelas y cole-
gios relacionadas a garantizar
el acceso al espacio público


en los trayectos entre escuela
y casa?


¿Existe transversalización
de género en la planificación


sobre seguridad ciudadana en
las Administraciones Zonales


Ouitumbe y Eloy Alfaro?


¿Existen procedimientos de
monitoreo de denuncias sobre


violencia sexual en Quito?


Encuesta 4 años


Grupos
Focales


Investi-
gación


Docu-
mental


Encuesta


Investi-
gación


Docu-
mental


Investi-
gación


Docu-
mental


Grupos
Focales,


Investi-
gación


Docu-
mental


Anual


Anual


Anual


Anual


Anual




I Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público


ÁMBITOS DE remem-
ANÁUSB n INDICADOR DESCRIPTOR FUENTE


32 B1 La experiencia de Inclusión Identificación de ¿Qué mecanismos se han Grupos Anual
la violencia par- mecanismo de ga- Í0n1ad0 Para garantizar la Focales,


ticularmente sexual, rantía de la seguridad _ Ségundad en 9| BSPnOÍO Investi-
el ejercicio de sus en el espacio público P“b"°° Para "mass "mleres V gación


Derechos y el acceso de mujeres niñas, ad°'°s°°"t°s? Docu-
al espacio público adolescentes y mental


de niñas y mujeres. adultas.


33 B1 La experiencia de Inclusión Identificación de ¿Cuáles son los servicios de Investi- Anual
la violencia par- servicios de denuncia denuncia f0rma| Para nÍÑHS Y gación


ticularmente sexual, formal. rnllieres? Docu-
el ejercicio de sus mental


Derechos y el acceso
al espacio público


de niñas y mujeres.


34 B1 La experiencia de Inclusión Identificación de ¿Existen regulaciones rela- Encuesta 4 años
la violencia par- políticas y regula- tivas al control del espacio


ticularmente sexual, ciones para gar- PÚNÍCO que Qaranfirïen
el ejercicio de sus antizar la protec- ehmefït“ de ¡Pdusmfl V


Derechos y el acceso ción e inclusión en el pr°t°°°'°" a muleres "mas!
al espacio público espacio público de admesïentes V aïfltïjïdu"


de niñas y mujeres. mujeres niñas, ado- ran e su mm" ' a '


Iescentes y adultas en
la movilidad.


35 B1 La experiencia de Inclusión Percepción de segu- ¿En el transporte público, qué
la violencia par-


Encuesta, 4 años
ridad en el transporte horarios se identifican como Grupos


ticularmente sexual, público de mujeres n0 SBQUrOS POr ¡a3 rnuieres Focales
el ejercicio de sus niñas, adolescentes 3ÉÏ°'°S°°"Ï°S V ¿dunas V


Derechos y el acceso y adultas según cuan” 5°" la? razmVÏs para
al espacio público horarios. esta °°"s'd°ra°'°"?


de niñas y mujeres.


36 B1 La experiencia de Inclusión Porcentaje de mujeres ¿Cuántas iniciativas se han Encuesta 4 años
la violencia par- que reconocen y han emprenrfido por el MDMO Y


ticularmente sexual, utilizado mecanismos ¡a5 AÜnTÍnÍSÏrGGÍOnB-S ¡On-ines
el ejercicio de sus de participación para Pïa PWWÉV" ¡a PÉVÜC"


Derechos y el acceso la planificación y “lam?” f? "mfiïls V gmlereslr"
al espacio público desarrollo del espacio a p am mamp" V . eïam’ °


d .- . .b¡. de los espacios publicos dee ninas y mujeres. pu ICO. sus comunmades?


37 B1 La experiencia de Inclusión Identificación de ¿Existe algún mecanismo de Investi- Anual
la violencia par- los procedimientos qlleifl sobre V¡0¡en0¡3 SOXUaÍ gación


ticularmente sexual, existentes para las en 9| ÏranSPOrÏG PUÜHOO? Docu-
el ejercicio de sus quejas de mujeres por mental


Derechos y el acceso violencia sexual.
al espacio público


de niñas y mujeres.


-198




I Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público


PERIODI-n DESCRIPTOR FUENTEAMBWS DE INDICADORANÁLISIS


38 B1 La experiencia de Inclusión Identificación de ¿Los servicios de trans- Grupos Anual
la violencia par- los procedimientos Porte PÚbÍÍCO Y mUHÍCÍPaÍ Focales,


ticularmente sexual, establecidos para el m¡_||1t_¡e"9" u" 5¡5É9ma de; Investi-
el ejercicio de sus seguimiento de quejas 3°9“'_m'°"t° de que!“ d? Y'°' gación


Derechos y el acceso por violencia sexual '°"°'a sexual e" el “Nm”? Docu-
al espacio público en el transporte mental


de niñas y mujeres. público.


39 B1 La experiencia de Inclusión Porcentaje de mujeres ¿Existe alguna capacidad or- Encuesta 4 años
la violencia par- que utilizan formas QGHÍZGÍÍVG de MOVÍÍÍÜ-fld entre


ticularmente sexual, comunitarias, colecti- '35 muiefes?
el ejercicio de sus vas o asociativas


Derechos y el acceso de transporte para
al espacio público trasladarse de un sitio


de niñas y mujeres. a otro.


40 B2 La experiencia de Inclusión Identificación de ¿Existen diferencias en los Grupos Anual
la violencia par- regulaciones en el PTOGBÓÍMÍGIIÏOS de ÏTGHSPOFÏB Focales,


ticularmente sexual, transporte público 5991170 de 3009"“ 3| hOT-ïITÍO? Investi-
el ejercicio de sus para garantizar la gación


derechos y el acceso seguridad de mujeres Docu-
al espacio público niñas, adolescentes y mental


de niñas y mujeres. adultas en función de
horarios de riesgo


41 B2 La experiencia de Partici- Porcentaje de mujeres ¿Cuántas niñas y mujeres Encuesta, 4 años
la violencia par- pación que conocen su Dere- conocen Su Derecho 3| 6503- Grupos


ticularmente sexual, cho al espacio público 0¡0 PÚNÍOO V 5l| PÍGHÍÏÍCGCÑÏ" Focales
el ejercicio de sus y planificación en e" “m” de ¡a "¡°'°"°¡a?


Derechos y el acceso contra de la violencia.
al espacio público


de niñas y mujeres.


42 B3 La experiencia de Rela- Porcentaje de mujeres ¿Existe una diferenciación del Encuesta 4 años
la violencia par- ciones que ven afectado GÍEFGÍCÍO de def9Ch05 3| 9593- y Grupo


ticularmente sexual, de Poder el ejercicio de sus °¡0 PÚNÏCO de "¡ñas V mUÍ9_T}‘-5 focal
el ejercicio de sus Derechos por motivos d°P°"d'°"d° de 5“ °°“Pa°'°"


Derechos y el acceso de restricciones a la “ma”
al espacio público movilidad.


de niñas y mujeres.


43 C1 Las diferencias Inclusión Porcentaje de mujeres ¿ Cómo afecta el nivel de Encuesta, 4 años
alrededor de la cuya educación es- educación Y 300650 al 00n0- Grupos


exclusión en base a tuvo condicionada por CÍWÍBHÏO a ¡E35 |1_¡ñ35 Y ¡a5 Focales
categorías específi- la construcción socio- “W197” e“ t°"“'"°5 de '35


relaciones de poder? (porque
fueron empujadas por la


estructura socio-cultural a


cas tales como nivel
educativo, estatus


cultural de género.


e°°"óm¡°°’ mn" cuidar de otros - hermanos
_ d'°'_°" m'9"‘Ït°'_"a! menores, etc., porque se privi-
‘de-"Üdades (etmcas- Iegió la Educación de su her-
TGGÍGÍBS. de Qénema mano basado en asumir que


59Xua|e5)- existen diferencias de género
que privilegian la educación


de los niños, porque


199-




I Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público


44 C1


45 G2


46 C3


47 D1


ÁMBITOS DE
ANÁLISIS


Las diferencias
alrededor de la


exclusión en base a
categorías específi-
cas tales como nivel
educativo, estatus
económico, con-
dición migratoria,


identidades (étnicas,
raciales, de género,


sexuales).


Las diferencias
alrededor de la


exclusión en base a
categorías específi-
cas tales como nivel
educativo, estatus
económico, con-
dición migratoria,


identidades (étnicas,
raciales, de género,


sexuales).


Las diferencias
alrededor de la


exclusión en base a
categorías específi-
cas tales como nivel
educativo, estatus
económico, con-
dición migratoria,


identidades (étnicas,
raciales, de género,


sexuales).


La percepción de
riesgo y violencia de
las niñas y mujeres
de la Administra-


ciones Zonales Eloy
Alfaro y Ouitumbe


en relación a las cat-
egorías menciona-
das anteriormente.


Inclusión


Partici-
pación


Rela-
ciones


de Poder


Inclusión


INDICADOR PERIODI-DESCRIPTOR FUENTE


no existían escuelas cerca,
porque eran discriminadas


por su nacionalidad o su esta-
tus migrante en la escuela del


país de acogida).


Identificación de ¿Qué conceptos discrimina- Investi- Anual
elementos presentes torios son difundidos en el gación
en 3| materia educa- material (ÏÍÜÉCÏÍCO dC las BS‘ Doc“-
¡No que generan ¡a cuelas del sistema municipal? mentaL


exclusión de mujeres
niñas, adolescentes y


adultas.


Porcentaje de mujeres ¿Cuáles han sido algunas de Encuesta, 4 años
que identifican en ¡{IS acciones GPÍGQÍÏVGS (a Grupos


sus barrios acciones "¡VGÍ de Ofgaflllaclïl" bai‘ Focales
rial, comunitaria u otras tales
como sensibilización, rondas
comunitarias, etc.) emprendi-
das en contra de la violencia


simbólica?


colectivas contra
violencia simbólica.


Porcentaje de mujeres
que reconocen prác-


¿Existen dinámicas de dis- Encuesta, 4 años
criminación en las escuelas? Grupos


ticas de exclusión en ¿D9 qué “jaglfltfld es 9| Focales
entidades educativas. f°"°m°"°?


Percepción de riesgo ¿Cómo influye la percepción Encuesta, 4 años
a ¡a seguridad en e| de riesgo en el cotidiano de Grupos
espacio público de '35 mlliefes aÚOÍeSGE-ntes Y Focales
mujeres niñas, ado- “dunas?
Iescentes y adultas


según barrios.


-2OO




I Matriz de indicadores de violencia contra las mujeres en el espacio público


ÁMBITOS DE PERIODI-
ANÁmfls n INDICADOR DESCRIPTOR FUENTE


4 años48 D2 La percepción de Partici- Percepciones de ries- ¿cuáles son las percepciones Encuesta,
riesgo y violencia pación go de las mujeres y de amenazas de las mula-res. Grupos


de niñas y mujeres niñas de las Adminis- "¡ñas V adfflescelïtes de ¡a3 Focales
de las Adminis- traciones Zonales Eloy Ad“_‘¡"¡strac¡°"es z°"3'°5


tración Zonales Eloy Alfaro y Ouitumbe. omtumbe V E'°V Ana“?
Alfaro y Ouitumbe


en relación a las cat-
egorías menciona-
das anteriormente.


49 D2 La percepción de Partici- Porcentaje de mujeres ¿Cuál es el nivel de reac- Encuesta 4 años
riesgo y violencia de pación que reaccionan frente ción colectiva de las muiefes
las niñas y mujeres a la violencia contra "ente a ¡a V¡0¡9n€_>¡a que
de las Administra- otras mujeres. sufre“ “'35 muleres?
ciones zonales Eloy
Alfaro y Ouitumbe


en relación a las cat-
egorías menciona-
das anteriormente.


50 D3 La percepción de ReIa- Identificación de ¿Qué información difunden Investi- Anual
riesgo y violencia de ciones información difundida los medios de comunicación gación
las niñas y mujeres de Poder por los medios de ¡OGQÍBS El"? afecte" ¡a PGTGÉP‘ Docu-
de la Administra- comunicación, que °¡°“ d“ "'°59° de ‘"°'°"°'a mental


ciones Zonales Eloy afecte la percepción sexual?
Alfaro y Ouitumbe del riesgo de violencia


en relación a las cat- sexual.
egorías menciona-
das anteriormente.


51 D3 La percepción de ReIa- Porcentaje de mujeres ¿Porcentaje de mujeres que Encuesta 4 años
riesgo y violencia de ciones que identifican identifican medios de comuni-
Ias niñas y mujeres de Poder medios de comuni- GHGÍÓ" ÍOGaÍÉS que ¡"funden


de las Adminis- cación, que difunden ¡"f°"m3°¡_°" Y "fensaÍe-s
tración Zonales Eloy información contra la “nm ¡a ‘"°'°"°'a sexuan
Alfaro y Quitumbe violencia sexual.


en relación a las cat-
egorías menciona-
das anteriormente.


52 D3 La percepción de ReIa- porcentaje de mujeres ¿Porcentaje de mujeres que Encuesta 4 años
riesgo y violencia de ciones que reconoce actos de recojïocen las formas de V_¡9-
Ias niñas y mujeres de Poder violencia que generan ¡ancla que generan GXCÍIISIO"


de las Adminis- exclusión del espacio de ¡a muie,’ É" e; 95939“
tración Zonal Eloy público. p“b"°°'
Alfaro y Ouitumbe


en relación a las cat-
egorías menciona-
das anteriormente.


2()1-




a n Detalle de Grupos Focales


Gremios laborales y grado de exposición en
el espacio público


Mujeres de condiciones diversas


Hombres mayores de 15 años


Niñas y jóvenes


Funcionarios Municipales


M GRUP°SF°°ALES
1. Mujeres trabajadoras sexuales que laboran en la calle


2. Mujeres vendedoras ambulantes y de plazas de mercado


3. Mujeres afro-descendientes


4. Mujeres migrantes


5. Mujeres indígenas


6. Comunidad LBTTIO o GLBTI
7. Mujeres organizadas en Ouitumbe


8. Hombres mayores de 21 años


9. Hombres jóvenes entre 15 y 21 años


10. Adolescentes entre 14-18 años


11. Niñas escolarizadas entre 9-12 años


12. Funcionarios Públicos municipales de la administración Eloy Alfaro.


13. Directores de Unidades de seguridad




lïï .


oozmon.


o_o<n_mu
d
zu


áamm


uïuzïmfiaozms...
ozqïfirsfiwmfi.


,
M
i
%


.922


xrwmmuqzz


«x58


sozmzos
mua


mo_nz_%


unha


«EN


css
u


caían


c_u2_mo
a
E.


.933


B:mEE_:u_:mg


ams:
>


meoïs


«Ése


m_u:o_c_>
s.


moisfi




.—.,_._'\—' . 7'
'


r_.


lll"
‘ ‘ 137?“


| 1.¡¿


1: =' "¡u " |% ü * " Í ¡L i su:\
‘l;


'-
L


‘¿IL
i


» N‘ Mi. ¡un q


mino


‘JIU


1303000


1%


D.


SW-


tE.


hmwsflmakas




u.,.


m3..


«Hana


¡IC!


J


magna


smc...»


conque


E
í
í


¡Mim


¿Si


amm


¿wmáaxww


dmmzmm
un


000g“


wmqsüqm


wqezüy


wmnqonzuo.


¿emohfimmgs
2.90.0200


.8_Eo28m


mnbnwm


ÜÉÉDQM


¡EEE


“D300


musa


mmombmmmm


msmowmhá


mmwm
2m


zoaaqoxu
q...
MQ


moounmm4mfis_uzmmu&n
m
_


“Otmïï


Ïl


common.


Qqqamu
d
zm


¿emm


Ezmzmñzozmfi.
ozqsommfin
.322>


mmmuBE


«Ezoo


<_ozm_._o_>
me


mo_oz_


2.30;


..,_


a/¿N


._...


«EN


osa
u


oo__n_.a


c528
E
E.


336m


«Eoctasozhmn


.222:
>


mamas...


«E8


m_o=o_o_>
su


mois




MP“


ym!”


no0!”




I Glosario del estudio de “La situación de violencia sexual
contra mujeres y niñas en el espacio público del DMQ”


_ Abuso sexual
Cualquier forma de contacto sexual que puede llegar incluso hasta la violación sexual, sin consentimiento vo-
luntario. El consentimiento obtenido a través de presión social, coerción, uso de la fuerza o amenazas; no es
considerado un consentimiento voluntario. (Glosario del Programa Global Ciudades Seguras)


_ Acoso sexual
33


Comportamiento sexualmente determinado no esperado ni previsto ni invitado, tanto físico como emocional, a
través del uso de palabras o acciones. Dicha conducta puede ser humillante y puede constituir problemas de
salud y seguridad. En el caso en que el acoso sexual se dé en el lugar de trabajo, se considera discriminatorio
que, el negarse a cualquiera que sea la propuesta sexual, constituya una desventaja en relación a su trabajo,
contratación, promoción o el desarrollo de un ambiente de trabajo hostil. (Glosario del Programa Global Ciu-
dades seguras)


_ Derechos Humanos de las mujeres
Derechos que son parte inalienable, integrante e indivisible de los Derechos Humanos Universales contenidos
en la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW, 1979);
la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer (Convención de
Belem do Pará, 1979), y demás instrumentos internacionales en la materia (Igamvlv, 2007: 50). Facultades,
prerrogativas, intereses y bienes de carácter cívico, político, económico, social, cultural, personal e íntimo, ads-
critos a la dignidad del ser humano, reconocidos por los instrumentos jurídicos nacionales e internacionales. Su
finalidad es proteger la vida, la libertad, el acceso a la Justicia, la integridad, el bienestar y la propiedad de cada
persona frente a la autoridad. Los Derechos Humanos son universales, inherentes a las personas, integrales e
históricos (Glosario de términos sobre violencia contra la mujer 2010).


- Derechos sexuales
Derechos que tienen las mujeres y los varones a recibir la información, la educación, el apoyo y los servicios
que necesitan a fin de tomar decisiones responsables, presentes y futuras, acerca de su sexualidad. Entre
estos se encuentran el Derecho a la integridad corporal, las relaciones sexuales voluntarias y los servicios de
salud reproductiva, así como la capacidad de expresar su orientación sexual sin violencia ni discriminación.
Se hace énfasis en el respeto a las relaciones interpersonales, el ejercicio de la sexualidad y la capacidad para
disfrutarla. (Glosario de términos sobre violencia contra la mujer 201 O).


_ Perspectiva de género
Visión científica, analítica y política sobre las mujeres y los hombres. Se propone eliminar las causas de la opre-
sión de género como la desigualdad, la injusticia y la jerarquización de las personas basada en el género. Pro-
mueve la igualdad entre los géneros mediante la equidad, el adelanto y el bienestar de las mujeres. Contribuye
a construir una sociedad donde las mujeres y los hombres tengan el mismo valor, la igualdad de Derechos y
oportunidades para acceder a los recursos económicos y a la representación política y social en los ámbitos
de toma de decisiones.


Es una herramienta conceptual que intenta demostrar que las diferencias entre mujeres y hombres se dan no
sólo por su determinación biológica, sino también por razones culturales asignadas a los seres humanos. Esta
perspectiva ayuda a comprender mas profundamente tanto la vida de las mujeres como la de los hombres y las
relaciones que se dan entre ambos. Cuestiona los estereotipos con que somos educados y abre la posibilidad
de elaborar nuevos contenidos de socialización y relación entre los seres humanos. (Glosario de términos sobre
violencia contra la mujer. 2010).


_ Violencia estructural
Se refiere a los mecanismos que forman parte de las estructuras sociales que producen daño o causan inequi-
dad y sufrimiento a las personas, los mismos que pudiesen ser evitados en un orden social, político y econó-
mico diferentes. Estos mecanismos y estructuras limitan la diligencia de una persona para actuar.


I 33.- Traducciones del Inglés al Español, definiciones tomadas del Glosario del Proyecto de Ciudades seguras. Campbell, R. & Townsend, S M. (2011) Defining
the scope of sexual violence against women p. 97. In Renzetti et al (Eds.) (2011). Sourcebook on violence against women. Los Angeles: SAGE.


2O3-




VIOLENCIA SEXUAL CONTRA MUJERES Y NIÑAS


_ Violencia simbólica
Por violencia simbólica nos referimos a los mecanismos mediante los cuales “los sectores de la población
socialmente dominados naturalizan el statu quo y se culpan a sí mismos por su dominación, transformándola
de este modo en algo que parece legítimo y natural” (Bourgois, 2009: 31). Ejemplos puntuales son la división
de juguetes para niños y niñas, ciertas rondas infantiles que insinúan a la maternidad y al matrimonio hetero-
sexual como la única posibilidad de vida de las niñas y mujeres. Los medios de comunicación juegan un papel
preponderante al naturalizar la violencia contra las mujeres, tornándola en habitual y por tanto irremediable. Se
suman las vallas y anuncios en donde se muestra un ideal de belleza inalcanzable, que sin embargo es fuente
de discriminación en base a ciertos estereotipos del cuerpo y fenotipo.


En el marco del presente estudio, que mapea la violencia en relación con el espacio público y las relaciones
inequitativas de género, bajo un marco de Derecho a una ciudad libre de violencia, la violencia verbal también
va a ser parte de la violencia simbólica, pues permite ubicar a prácticas naturalizadas como el “piropo calle-
jero” como violencia de género. Es decir, no discrimina el tipo de acercamientos y frases (léase interpretadas
como vulgares versus no vulgares) sino que las ubica como violencia de género, por el simple hecho de que
es la condición de “ser mujer”, la que permite a hombres desconocidos, dirigirse a una o varias mujeres en el
espacio público a través de gestos, frases y acercamientos no buscados ni deseados.


- Violencia sexual
Se trata de un concepto amplio que incluye una serie de actos y lugares que no están limitados al trabajo y a
la casa, en donde las mujeres y las niñas pueden ser sexualmente violadas. Ejemplos son todas las formas
de acoso sexual, relaciones sexuales forzadas (sean intentos o el acto en s0, contacto sexual no deseado,
provocando que una persona esté involucrada en un acto sexual sin su consentimiento, comentarios sexuales
no deseados, abuso de niños y niñas, mutilación sexual, iniciación sexual forzada, prostitución forzada, tráfico
con fines sexuales, entre otros. Para fines de claridad, incluimos las siguientes dos conceptualizaciones, para
entender la violencia sexual. (Glosario de términos sobre violencia contra la mujer. 201 O).




Capítulo 7II un II




u u Glosario de términos


_ Agresiones
Es el acto por medio del cual los delincuentes a través de amenazas, insultos, agresiones, etc., obligan a sus
víctimas a entregar sus pertenencias o se las arrebatan.


— Ahorcadura
Forma de estrangulación en la cual la presión sobre el cuello es causada por un agente constrictor (lazo, banda
u otro mecanismo externo), el cual es apretado por el peso del cuerpo y la tensión ejercida en el instrumento
constrictor.


— Amenazas
Medios de apremio moral que infundan el temor de un mal inminente.


_ Arma blanca
Arma que consta de una hoja de acero y hiere por el filo o por la punta como un cuchillo, machete, vidrios,
destornilladores, etc.


_ Arma contundente
Objeto de consistencia dura de bordes obtusos no cortantes o cosa manipulada que al impactarse en el cuer-
po humano, actúa como agente contundente, como por ejemplo: palos, tubos, piedras, bates, etc.


— Arma de fuego
Dispositivo destinado a propulsar uno o múltiples proyectiles por medio de presión de gases, con el fin de
alcanzar un tiro a la distancia. Este término se aplica únicamente a los dispositivos que despiden gas a alta
presión tras una reacción química de combustión dentro del mismo. Por ejemplo, revolver, pistola, etc.


_ Arranchadores
Son delincuentes que arranchan (quitan violentamente) joyas que las víctimas llevan puestas principalmente
en la vía pública o en vehículos.


_ Arrollamiento:
Atropello en el que el automotor pasa enteramente sobre el atropellado.


_ Asalto y robo
Cuando mediante VIOLENCIA O AMENAZAS CONTRA LAS PERSONAS, con o sin fuerza en las cosas, se
sustrajere una cosa ajena con ánimo de apropiarse de la misma; sea que la violencia tenga lugar antes del acto
para facilitarlo, en el momento de cometerlo, o después de cometido para procurar su impunidad


— Atropello
Colisión de un automotor contra una persona o vehículo no motorizado.


_ Banco
Cuando el delito se produzca al interior o a los alrededores de un banco. Entidades dedicadas a realizar múlti-
ples operaciones comerciales originadas por dinero y/o documentos mercantiles que lo representan. Configu-
ran todas las entidades que comercian con dinero.


_ Banda
Asociación de tres o más personas para cometer delitos múltiples o indeterminados.


_ Caída
Descenso de una persona desde y hacia un mismo plano horizontal, dando lugar a una trayectoria de descen-
so angular.


_ Carteristas
Modalidad en la que los delincuentes aprovechan la aglomeración de gente en lugares como medios de
transporte, en la vía pública, etc. Y realizan cortes en las carteras, bolsos, mochilas, etc., de las víctimas para
sustraer sus propiedades.




_ Choque
Colisión entre dos o más automotores.


_ Cuenteros
Delincuentes que por medio del engaño se hacen entregar dinero o bienes. Por ejemplo, fingen ser autoridades
o prometen conseguir empleos o realizar algún trabajo para las víctimas o venden cosas que no son de su
propiedad, etc.


_ Descuideros
Son los delincuentes que aprovechándose del descuido o provocando el descuido de las personas, sustraen
sus pertenencias de los domicilios o empresas.


— Documentos comerciales
Documentos tales como cheques, letras de cambio, tarjetas de crédito, tarjetas de cajero automático, pagarés.


_ Droga
Sustancia mineral, vegetal o animal de efecto estimulante, deprimente, narcótico o alucinógeno que causan
trastornos en las personas.


_ Dulces sueños
Modalidad en que los delincuentes se juntan con sensuales mujeres que “enganchan” (atraen la atención) a la
víctima y en un descuido les ponen droga, la misma que les hace perder el conocimiento.


_ Enseres
Son los utensilios, muebles, instrumentos necesarios o pertinentes en una casa; incluidos electrodomésticos.


_ Equipos y herramientas de construcción y trabajo directo
Equipos y herramientas para el trabajo físico en la construcción u otros oficios: taladros, esmeriles, soldadoras,
martillos, destornilladores, concreteras, etc.


_ Escalamientos
Se trata del robo a domicilios o negocios trepando paredes o ventanas para luego apoderarse de los bienes.


— Estrangulación
Acción de apretar el cuello para comprimir las arterias carótidas o la tráquea; puede causar desmayo, y segui-
damente la muerte por asfixia.


_ Estruchantes
Modalidad en que los delincuentes utilizan el forzamiento (con ganzúas, llaves maestras, patas de cabra, ba-
rretas, etc.) de seguridades de domicilios, locales y sitios comerciales.


_ Haladores
Son delincuentes que arrebatan de las manos y a la fuerza las fundas, bolsos o cualquier pertenencia de sus
víctimas.


_ Horamen
Modalidad en que los delincuentes proceden al robo de domicilios o locales comerciales, realizando huecos
en las paredes utilizando barras, picos, etc., para luego ingresar y apoderarse de los bienes que se encuentran
en su interior.


_ Hurto
Cuando sin violencias ni amenazas contra las personas, ni fuerza en las cosas, sustrajeren fraudulentamente
una cosa ajena, con ánimo de apropiarse.


_ Intoxicación
Enfermedad provocada por la acción de tóxicos sobre el organismo.




Linchamiento
Ejecución sin proceso legal por parte de una multitud, a un sospechoso o a un reo. Puede producirse sin llegar
a causar la muerte a la víctima, aunque esa suele ser la intención inicial de la agresión.


Loteriazo
Modalidad en que un delincuente finge haber ganado la lotería y en complicidad con un supuesto vendedor de
estos boletos, confirma su “suerte”. Por su aparente condición de ser analfabeto o ignorante, pide la ayuda de
la gente aprovechando su ingenuidad, para entregarles el supuesto billete ganador que ellos no pueden cobrar
y a cambio piden una buena recompensa.


Lugares de acceso restringido
Llámese así a todo sitio, lugar o espacio al que sólo personas con previa autorización pueden tener acceso,
sea este dentro de alguna entidad pública o privada como oficinas, consultorios, bodegas, etc.


Lugares de facil acceso
Llámese así a todo sitio, lugar o espacio al que el ciudadano común puede tener acceso sin previo aviso o au-
torización, sea éste dentro de alguna entidad pública o privada o en espacios públicos como parques, plazas,
etc. Excepto las vías públicas que se han registrado de manera independiente.


Objeto contundente
Es aquel que causa daño o lesión por la fuerza del golpe y no tanto por su capacidad de corte. Por ejemplo,
un garrote, un martillo, una piedra, etc.


Objetos y documentos personales
Objetos.— Los que usualmente porta una persona como billetera, cartera, reloj, portafolio, lentes, cosméticos, etc.
Documentos.— Documentos de identificación y/o uso personal. Cédula de identidad, pasaporte, credenciales.


Paquetazo
Mecanismo con el cual los delincuentes aparentan haber extraviado paquetes de dinero o en ocasiones min-
tiendo a la gente que acaba de retirar dinero, generalmente de un banco, que le han sido entregados billetes
falsos o finalmente utilizando cualquier otro engaño, los delincuentes cambian los paquetes de dinero de las
personas, por paquetes de papel cortado.


Paveadores
Mecanismo de los delincuentes en la que se suben en los vehículos en movimiento o parcialmente detenidos y
aprovechando la desatención de la gente que se encuentra en el vehículo proceden a robarse los objetos que
llevan en los mismos.


Precipitación:
Descenso de una persona desde un plano superior, donde la aceleración por gravitación, aumenta la veloci-
dad y fuerza del impacto, y da lugar a una trayectoria de descenso lineal.


Riñas:
Enfrentamiento entre dos o más personas en razón de conflictos particulares.


Robo:
Cuando mediante FUERZA EN LAS COSAS, sin violencia ni amenazas contra las personas, se sustrajere una
cosa ajena con ánimo de apropiarse.


Robo express
Sistema de robo en el que los delincuentes utilizan un automotor, para en su interior, obligar a su víctima a
entregar sus pertenencias, sacar dinero de cuentas bancarias, etc.; reteniendolas generalmente por un corto
tiempo y abandonandolas después. Las modalidades son las siguientes:


oCuando la(s) víctima(s) es(son) pasajero(s) de un taxi legalmente registrado o no; amarillo o no; automóvil,
camioneta u otro; con o sin la complicidad del conductor; ingresan uno o más individuos al vehículo para
efectuar el atraco.




oCuando la(s) víctima(s) es(son) interceptada(s) en su propio vehículo; ingresan uno o mas individuos para
efectuar el atraco.


oCuando la(s) víctima(s) es(son) forzada(s) por uno o más individuos a subir a su propio vehículo o a un parti-
cular para luego efectuar el atraco.


Saca pintas
Modalidad en que los delincuentes con apariencia elegante en su vestir, hacen fila en lugares de donde se retira
dinero como bancos, mutualistas, empresas, cooperativas, etc. con la finalidad de detectar a los ciudadanos
que sacan fuertes sumas de dinero o adquieren bienes costosos y en complicidad con otros delincuentes
proceden a interceptar a sus víctimas para despojarles de su dinero.


Sofocación:
Tipo de muerte violenta que comprende todas las causas de asfixia traumática, y que obstaculiza las vías aé-
reas o impide la ventilación pulmonar. Es la muerte causada por la obstrucción brusca de boca y nariz.


Sumersión:
Es la asfixia que se produce cuando el aire de los pulmones es reemplazado por un líquido que penetra a través
de la boca y la nariz.


Tarjeteros
Modalidad en que los delincuentes proceden a la clonación de tarjetas de crédito y/o debito para luego uti-
lizarlas y así desfinanciar a los propietarios de las mismas. Para esto, se ha detectado que los delincuentes
colocan objetos en los cajeros automáticos para evitar la salida del dinero o de la tarjeta y una vez que la víctima
se retira sin su tarjeta, las mismas son sustraídas por los delincuentes.


Venganza:
Consiste primordialmente en el desquite contra una persona o grupo en respuesta a una mala acción perci-
bida. El deseo de venganza consiste en forzar a quien haya hecho algo malo a sufrir el mismo dolor que el
infligió, o asegurarse de que esta persona o grupo no volverá a cometer dichos daños otra vez. La venganza
es un acto que, en la mayoría de los casos, causa placer a quien la efectúa, debido al sentimiento de rencor
que ocasiona el antecedente factor.


Violencia:
Actos de apremio físico ejercidos sobre las personas.






Quim
Share